Fuertes diferencias en el pago del <i>numerito</i>

Ciudades como Madrid o Barcelona pagan una mayor cuantía en concepto del impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica que lugares como Melilla o Ceuta. Automovilistas Europeos Asociados ha calculado que las diferencias entre unas ciudades y otras pueden llegar a suponer el pago de hasta un 263 por ciento más por la titularidad del mismo tipo de vehículo.
-
Fuertes diferencias en el pago del <i>numerito</i>

El impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica –conocido popularmente como numerito- es un gravamen que hay que pagar dependiendo de la potencia fiscal del vehículo que poseamos y su cuantía es fijada por cada Ayuntamiento. Pues bien, dependiendo de dónde residamos el precio de este impuesto será uno u otro. Las diferencias, según denuncia Automovilistas Europeos Asociados (AEA), pueden llegar a ser abismales.

Las ciudades donde sale más caro tener coche son Barcelona, Lérida, Córdoba, Bilbao, Girona o Madrid.

El Ayuntamiento de Barcelona dispone de los precios más altos de todo el país. En la Ciudad Condal, las tarifas están entre 25,24 y 224 euros dependiendo del tramo en que se incluyan los vehículos (más abajo te explicamos cómo se estructuran estos escalones impositivos). Sin embargo, en otros ayuntamientos, como el de Melilla, el coste del numerito está entre los 6,94 y los 61,60 euros. Como se puede observar a simple vista, las diferencias son abismales.

Las ciudades donde sale más caro tener coche son Barcelona, Lérida, Córdoba, Bilbao, Girona o Madrid. En el caso contrario se encuentran los ayuntamientos de Melilla, Ceuta, Pamplona, Soria, Zamora o Cáceres.

Los tramos en que se estructura este impuesto, en el caso de los turismos, son cinco –excepto en San Sebastián y en Melilla, que disponen de otros escalones tributarios-.

Dependiendo de la potencia fiscal del turismo y del lugar de residencia del propietario, este gravamen cuesta uno u otro importe.

Las diferentes tarifas implica que las empresas dedicadas al alquiler de vehículos a largo plazo –entre otras- decidan “censar” sus coches en ciudades donde el gravamen salga más barato. Barcelona, por ejemplo, ha visto cómo las ventas de automóviles para el sector del renting ha descendido en un 21 por ciento aproximadamente, respecto a años precedentes a favor de otras localidad más baratas.

Según los cálculos elaborados por Automovilistas Europeos Asociados (AEA), las diferencias fiscales para una empresa con una amplia flota puede suponer ahorros de hasta 1,5 millones de euros.

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

Vive un día único descubriendo Madrid a los mandos de los nuevos BMW C 400 X y C 400 ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...