Alfa Romeo: renovación para el 147

Alfa Romeo siempre destaca por la elegancia de sus modelos, que atraen las miradas de los visitantes de cualquier salón. En este de París, el protagonista ese el Alfa 147, que recibe un importante lavado de cara y nuevos motores.

El 147 no se queda atrás ante los demás compactos.
El 147 no se queda atrás ante los demás compactos.

A simple vista, el 147 mantiene las proporciones que ya conocíamos, pero sí se nota bastante modificada su estética. Ahora hay una nueva calandra frontal, que es bastante mayor que la que llevaba antes, y se han añadido unos faros de nuevo diseño. La idea es subrayar el aire deportivo del morro y darle un aspecto más audaz. En cambio, en la zaga del coche se ha trabajado con un espíritu más conservador y sólo se ha rediseñado el portón y se han cambiado ligeramente los faros, dándoles un toque más deportivo.

En el interior no se ha tocado la disposición de los mandos, pero sí se han introducido nuevas tapicerías, materiales de más calidad y grafismos diferentes para los instrumentos. Como no hay cambios de gran calado, el bastidor es el mismo que ya conocíamos, un chasis de primera línea que ha sido alabado por la crítica unánimemente. Pero sí se introduce en la familia la posibilidad de montar las nuevas suspensiones Comfort, que serán de serie en los motores turbodiésel de 150 CV. Constan de un paralelogramo deformable en el eje delantero y de McPherson actualizado en el trasero.
Sobre éste chasis, se pueden montar seis motores: tres de gasolina y otros tantos Diesel.
En el apartado de gasolina están disponibles dos 1.6 Twin Spark de 16 válvulas ajustados a 105 y 120 CV y un 2.0 16v que entrega 150 CV, también Twin Spark. Los Diesel son los veteranos 1.9 JTD de 100 y 115 CV y el recién llegado 1.9 JTD 16v M-Jet que alcanza los 150 CV. Esta potencia, disponible a 4.000 vueltas, se combina con un par de 31 mkg, con lo que estamos ante un motor muy importante que es una novedad de primera línea en la gama. Arquitectónicamente, este JTD es el mismo motor que utiliza el grupo General Motors en Opel y Saab, una máquina noble y muy potente que transmite al conductor un ejemplar agrado de conducción y que firma unos consumos y unas emisiones muy “verdes".Otra novedad en la gama del 147 es el cambio Selespeed evolucionado. Este cambio robotizado es ahora más fácil de utilizar gracias a unos mandos más sencillos y a una palanca multiposición que informa mejor del modo que está seleccionado en cada momento.Como en un Salón lo más importante es deslumbrar a público y prensa, Alfa ha dado un golpe de mano presentando en primicia el concept 8C Competizione, un fascinante deportivo con aspecto de coche de carreras GT.El nombre, 8C, hace referencia a los míticos vehículos de competición que Alfa utilizaba en los años 30 y 40, cuando el automovilismo estaba envuelto en un aura de leyenda y gesta. En cambio, el apellido Competizione rememora al deportivo que utilizaron Fangio y Minardi en la Mille Miglia de 1950.
Con tanta carga simbólica en su nombre, este 8C Competizione no podía por menos que ser un diablo sobre ruedas. Es un biplaza alargado y plano, cubierto de protuberancias y musculaturas y calzado con unas impresionantes ruedas de 245/40-R20 delante y 275/35-R20 detrás. El motor que mueve esta bestia de propulsión trasera es un V8 de 4,2 litros que lanza al 8c a 300 km/h y le permite realizar el 0-100 km/h en sólo 4,5 segundos. El cambio, de seis relaciones, es trasero y manual. En el Salón, los responsables de Alfa han confirmado que fabricarán unas 1.000 unidades de este coche. El Crosswagon, ya en versión definitiva y a punto de ponerse a la venta, es otra de las cosas que no hay que perderse en el stand de Alfa Romeo. Derivado del familiar del 156, es la apuesta de Alfa para los vehículos con tracción total.
La denominación Q4 pone el énfasis en su deportividad y en su capacidad motriz, garantizada por una transmisión 4x4 permanente. Para funcionar, utiliza tres diferenciales, el central de tipo Torsen C, que permiten un reparto de tracción constante entre el eje delantero y el trasero.
Para moverse, este Crosswagon utiliza el motor 1.9 JTD 16v M-Jet que se estrena en la marca italiana. Sus 150 CV se antojan suficientes para mover este coche sin pasar apuros en cualquier terreno. En Alfa explican que han cuidado mucho el apartado de las suspensiones, buscando una configuración con mayor recorrido y elementos reforzados, de forma que el coche pueda adentrarse sin miedo en zonas alejadas del asfalto. En el mismo sentido, el apartado de seguridad va especialmente bien dotado, con frenos delanteros de 330 mm, ABS, corrector electrónico de frenada EBD, control de estabilidad y de tracción.Aprovechando su presencia en París, Alfa Romeo quiere celebrar el 50 aniversario del Giulietta, uno de sus modelos más emblemáticos. Presentado en el Salón de Turín de 1954, el original y deportivo Giulietta fue un éxito sin precedentes que encumbró a Bertone, su carrocero, y colocó a Alfa como una marca de referencia en cuanto a elegancia y deportividad.

El Giulietta marcó el salto de la casa italiana a los niveles de producción en serie. Para ello, se unió una mecánica muy innovadora a una gran economía de producción. Se emplearon elementos tan sofisticados como el motor de doble árbol de aleación ligera o las suspensiones utilizadas por el mítico Alfa 1900. El Giulietta está considerado por muchos como el precursor de los Gran Turimso modernos

Los mejores vídeos