Fórmula 1: Hamilton y la fundación para la diversidad con Mercedes

Como no podía ser de otra forma, la renovación de Lewis Hamilton con Mercedes AMG llega causando un gran impacto, pero más por lo extradeportivo, que por el acuerdo en sí

José Mª Rubio

En 2020 por primera vez hubo reivindicaciones en la F1. Aquí Hamilton junto a Stroll y Vettel
En 2020 por primera vez hubo reivindicaciones en la F1. Aquí Hamilton junto a Stroll y Vettel

Del acuerdo de renovación en sí no se ha filtrado oficialmente gran cosa, sin embargo ha quedado claro que Lewis Hamilton ha logrado arrancar a Daimler como empresa, y no al equipo de F1 solamente, la creación de una “fundación de caridad para apoyar la diversidad e inclusión en todas las formas de motorsport”.

El desarrollo de este proyecto presenta varias incógnitas: ¿seguirá Daimler apoyándolo cuando Lewis Hamilton no sea piloto de F1?El significado, y cómo se puede desarrollar la diversidad en el motorsport. Además alude a que esto se hará en todas las formas de motorsport, ¿supone a cualquier tipo de categoría, aunque Mercedes no esté involucrada como marca en ellas, por ejemplo la F3, F2, F4, IMSA, Indy, Le Mans, los Rallyes y un largo etcétera?.

Marcus Schafer, que es miembro de la directiva de Daimler AG, responsable del Grupo de investigación y Jefe de operaciones de Mercedes Benz Car, es así mismo Presidente no ejecutivo del equipo de F1, y trata de explicar el desarrollo de la fundación, algo que ninguna de las partes involucradas ha logrado hacer: “Como empresa  compartimos este sentido de la responsabilidad y estamos orgullosos de lanzar conjuntamente (con Lewis Hamilton) una fundación que tratará de aumentar la diversidad en la F1, abriéndola a grupos con poca representación, lo que será muy importante para el desarrollo del deporte en el futuro y estamos decididos a causar un gran impacto”.

La verdad es que estas frases habrán dejado perplejos a muchos por la poca claridad que reflejan, y el primero será Stefano Domenicali en lo que atañe a la F1 y el segundo Jean Todt, cuando se alude a todo el motorsport en su conjunto. Lewis Hamilton tampoco aclara nada y se limita a dar las gracias a Daimler por apoyarle en su lucha por hacer del deporte algo más diversificado.

Lewis agradece el apoyo a Daimler con estas frases: “Estoy decidido a seguir adelante el proyecto que iniciamos el año pasado con el fin de hacer el motorsport más diversificado para las generaciones futuras. Agradezco a Daimler compartir mi propuesta para afrontar este problema. Estoy orgulloso de llevar adelante este proyecto con una fundación dedicada a la diversidad y la inclusión en el deporte. Estoy muy animado para todo lo que podremos construir juntos y no veo la hora de volver a la pista en marzo”.

La mezcla de objetivos  que se desprenden de las declaraciones de unos y otros dejan tantas incógnitas sin resolver que todo parece indicar que Lewis Hamilton ha llevado a Daimler a un terreno que poco a nada tiene que ver con la F1, o con la venta de coches y vehículos industriales, que es de lo que vive el grupo. Más parece que se han hecho concesiones a la estrella inglesa sin subirle el sueldo y veremos el desarrollo que tiene todo este maremágnum de ideas.

Si es una fundación de caridad para aumentar la diversidad en el motorsport, se supone que comenzarán a promover ayudas económicas a todos los “grupos con poca representación”, para que intenten llegar a la F1. ¿Cuáles son esos grupos? ¿Pagarán carreras deportivas en el automovilismo al estilo Red Bull a esos grupos a los que se refiere el comunicado? ¿Darán becas?.

Toto Wolff también  habla  sobre la diversidad "en nuestro deporte": "Hemos decidido extender nuestro acuerdo un año más  y seguir nuestra colaboración a largo plazo con un empeño compartido para alcanzar una mayor diversidad en el seno de nuestro deporte. Los récords de Lewis Hamilton son lo mejor que ha pasado en nuestro deporte y es un magnífico embajador de nuestra marca y de nuestros patrocinadores”.

Si lo de la diversidad se entiende por apoyo a otros pilotos de continentes o países con poca representación, es de suponer que el piloto indio Jehan Daruvala, que es segundo en la F3 Asia estos días, y que ya ha ganado una carrera en F2, estará llamando ya a la puerta de Daimler y Lewis Hamilton para ver cómo le pueden ayudar a encontrar un puesto en la F1 para el año que viene.

Diversidades al margen, la F1 y el deporte en general se rigen por una regla muy clara: gana el mejor. En automovilismo el que antes llega a la meta o el que marca el mejor tiempo, dependiendo de la especialidad, no importa de dónde sea, ni la raza ni el color, ni al “grupo” al que pertenezca, y si no que le pregunten al propio Lewis Hamilton.  

Los mejores vídeos