Publicidad

Renault Clio Energy TCe 90 y Seat Ibiza 1.0 TSI 95: ¿cuál es mejor?

Enfrentamos al Renault Clio Energy TCe 90 con el Seat Ibiza 1.0 TSI 95, dos utilitarios con carrocería de cinco puertas y motor de 3 cilindros de gasolina.
Daniel Cuadrado .

Twitter: @DanielCuadradoT. Fotos: Mikael Helsing. -

Renault Clio Energy TCe 90 y Seat Ibiza 1.0 TSI 95: ¿cuál es mejor?

Que haya utilitarios con motores pequeños es algo fácil de asumir y más viendo el rendimiento que obtienen. El ya tristemente popular “downsizing” (bajada de tamaño, en alusión a su cilindrada total) ha afectado hasta a los superdeportivos. En estos la pasión nos impide concebir la pérdida de cilindrada o número de cilindros, y eso aun reconociendo que los motores nuevos andan más y gastan menos. Sin embargo, en el mundo de los utilitarios no ocurre lo mismo. Demandamos a las marcas coches prácticos en todos los sentidos, ya sea en su interior, equipamiento o mecánica, por lo que tener bajo el capó una máquina de coser o un V8 debería importar menos que el resultado que obtenga, siempre y cuando no hablemos de versiones GTI, RS, OPC o Cupra, claro. Este es el caso del Renault Clio o el Seat Ibiza, que incorporan mecánicas de tres cilindros de gasolina que, en contra de lo que en principio puedas pensar si no estás familiarizado con las nuevas generaciones de motores, permiten una utilización, consumos y emisiones más que aceptables.

Se enfrentan en esta comparativa el Renault Clio Energy TCe 90 y el Seat Ibiza con el nuevo motor 1.0 TSI en versión de 95 caballos, ambos con cajas de cambio manuales, carrocería de cinco puertas (el Clio no tiene de 3) y los niveles de acabado más altos de los que ambos disponen, si bien para comparar precios y equipamiento tomaré como referencia a las versiones de acceso, ya que me cuesta creer que el comprador tipo de estos coches, aunque la marca le ofrezca con acierto la posibilidad, llegue a adquirir unidades tan bien equipadas como las probadas y a precios finales de segmentos superiores; son utilitarios.

Comparativa Seat Ibiza frente a Renault Clio         

En ambos casos llevan motores de gasolina construidos en aluminio, con una concepción inicialmente similar de culata de 16 válvulas, distribución variable, turbo e intercooler, aunque el del Seat Ibiza dispone de elementos que denotan que es un poco más moderno. El TCe del Clio tiene 898 cm3 y el TSI del Ibiza 101 cm3 más. La diferencia principal viene porque el Renault apuesta por la inyección en los conductos de admisión (indirecta), frente a la directa de su rival, en la cámara de combustión. Además, la distribución se hace por cadena, siendo por correa dentada en el Seat. La teórica ventaja de la cadena respecto a la correa (menos mantenimiento, más fiabilidad) se diluye en motores tan pequeños y lógicamente descompensados en sus inercias internas, por el mayor ruido que la propia cadena produce. Los dos están obligados a llevar internamente árboles contra rotantes para compensar la falta del cuarto cilindro, que giran en sentido contrario al cigüeñal. Esta ligera aclaración técnica que a algunos aburrirá y otros encontrarán escasa explica las diferencias de funcionamiento de un motor y otro que luego veremos. El Renault llega hasta los 90 caballos, mientras que el Seat estira hasta los 95 CV según datos oficiales y rondando los 95 y 100 CV según nuestras mediciones.

El Renault Clio tiene un botón denominado ECO bajo el freno de mano (de fácil acceso) con el que se cambia a un mapa motor más conservador, con lo que podemos adaptar la mecánica, y el consumo, a la utilización que hagamos. En realidad, y viendo la curva de potencia, es como si al apretarlo se prescindiese del turbo. Esto permite que en ciudad se baje el gasto en el modo ECO. En carretera es mejor llevarlo desactivado, puesto que consumirá ligeramente más y andará menos; no está mal brindar al conductor esa posibilidad, el problema es que su rival, sin necesidad de apretar ningún botón, lo hace mejor. El motor del Ibiza tira desde bajas vueltas con seguridad y estira hasta el final con todo su par, siendo más agradable, rápido y ahorrador que el del Clio. Este último adolece de un retraso en la entrada del turbo a los años 80 (también tiene un 8 por ciento menos de cilindrada, que provoca que hasta las 2.500 rpm el par sea escaso, obligando siempre a ir una marcha menos que en el Ibiza). Una vez superada la barrera de las 2.500 rpm, anda con suficiente soltura como para moverse con normalidad. A todo esto, el Seat vibra y suena menos, con lo que si das importancia al motor, mejor opta por el Seat que en conjunto es más completo, rápido y gastará menos.

Comparativa Renault Clio y Seat Ibiza

El comportamiento dinámico de los dos es bueno. Se manejan con soltura, se aparcan con facilidad y ofrecen cierto confort de suspensiones. En carretera se defienden bien, siendo dos coches agradables y seguros. A pesar de los tambores traseros, el Clio no plantea problemas de frenada, es más, en las pruebas del Centro Técnico incluso registra mejores datos que su rival; al final son coches que pesan poco y no precisan mucha potencia de frenado, especialmente si van equipados con los neumáticos “grandes” de nuestras unidades de pruebas. Los controles de tracción difícilmente se verán obligados a trabajar y los de estabilidad corrigen los movimientos del tren trasero con acierto y seguridad. No son coches en los que se demande una conducción deportiva, pero podrían llevar más potencia y la asumirían sin problema. El Clio siempre obliga más a utilizar el cambio y el Seat tiene un motor tan lineal que si te descuidas vas en tercera a todas partes.

La habitabilidad de ambos ya es conocida, puesto que llevan tiempo en el mercado sin variar su espacio. Hay algunos centímetros más de espacio atrás en el Ibiza, si bien su respaldo trasero también es más vertical. Aquí me gusta más el Clio, con unos asientos más cómodos y de menor dureza. El Ibiza ofrece en todas sus plazas un acolchado más duro, especialmente en la zona lumbar que, al menos con mi espalda, no resulta confortable; esto mejor que cada uno lo compruebe. Los dos tienen un buen maletero, dado el tamaño de coche. El del Ibiza tiene 20 litros más, que se ubican en su mayor profundidad principalmente, y eso que lleva rueda de repuesto en el interior. El Clio la lleva fuera, debajo del piso del maletero, con lo que ante un pinchazo hay que cargar con menos peso, aunque estará más sucia, las dos soluciones son buenas.

Comparativa Renault Clio y Seat Ibiza

Tienen un precio base que ronda los 13.600 euros, que no está mal dado su tamaño y prestaciones. En los dos casos entre una versión base y otra súper equipada hay unos 3.000 euros de diferencia, más los extras que cada uno precise, que hay prácticamente de todo en las dos marcas, especialmente en Ibiza. Si optas por la versión básica del Clio, viene con el acabado Limited (el de la foto es Dynamique), al que sólo deberías poner la rueda de repuesto (82 €) porque incluye hasta el navegador. El Ibiza está peor equipado de serie, con lo que a igualdad de equipamiento su precio al final será siempre más alto (entre 1.000 y 2.000 euros), a pesar de que las versiones básicas de ambos coches cuesten prácticamente lo mismo. Si la diferencia final de compra es de unos 1.000 euros, compensa pagar por el mejor motor del Seat. A partir de esa barrera económica ya es para pensárselo.

Nuestras mediciones (datos Centro Técnico Autopista):

  Renault Clio Seat Ibiza
Aceleraciones
0-50 km/h 4,54 s 3,86 s
0-100 km/h 12,86 s 10,86 s
0-120 km/h 18,2 s 15,5 s
0-400 m 28,5 s 22,7 s
0-1.000 m 34,6 s 32,7 s
Adelantamientos
20 a 30 km/h en 2ª 1,2 s 1,1 s
20 a 50 km/h en 2ª 4 s 3,7 s
80 a 120 km/h en 4ª 12,6 s 10,88 s
80 a 120 km/h en 5ª 21,4 s 15,4 s
Frenada
50-0 km/h 9,4 m 9,3 m
140-0 km/h 71,2 m 75,1 m
Potencia y Par
Potencia 92,4 CV a 5.740 rpm (75,3 CV a 6.054 rpm en modo ECO) 100,7 CV a 5.580 rpm
Par 14,4 mkg a 2.960 rpm (10,2 mkg a 4.527 rpm) 18,2 mkg a 1.765 rpm
Consumos
Urbano 6,5 l/100 km 6,2 l/100 km
Carretera 5,5 l/100 km 5,2 l/100 km
Medio 5,9 l/100 km 5,6 l/100 km
Autonomía media 762 km 799 km
Maletero y Peso
Capacidad maletero 330 litros 350 litros
Peso 1.167 kg 1.140 kg

También te puede interesar:

Seat Ibiza 1.0 EcoTSI 95 CV: impresiones y consumo real

Seat Ibiza 1.4 TDI contra Seat Ibiza 1.0 TSI, ¿cuál te interesa más?

Renault Clio 2016: mucho más que un diseño actualizado

Renault Clio 2016: prueba y precios de un superventas renovado

Opel Corsa 1.0 Turbo y Toyota Yaris 100, ¿cuál es mejor?

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.