El consumo en Francia bajó en mayo un 0,8 % por tercer mes consecutivo

El consumo bajó en mayo en Francia un 0,8 % con lo que encadena el tercer mes consecutivo de caídas y provoca un descenso del 1,8 % interanual, anunció hoy el Instituto Nacional de Estadística (INSEE).

La bajada de mayo se debió a los gastos en alimentación, que disminuyeron un 1,7 %, y a los bienes fabricados con un recorte del 1,6 %, precisó el INSEE en un comunicado.

Entre estos últimos, las compras de vestido y calzado sufrieron un recorte del 4,4 %, las de automóviles un 1,8 %, las de equipamiento del hogar un 0,4 % y el resto de los bienes fabricados un 1,3 %.

La otra cara de la moneda fue la recuperación del gasto de energía un 3,4 %, en la misma medida en que había bajado en abril cuando los gastos de calefacción habían sido particularmente reducidos debido a una primavera excepcionalmente suave.

Entre mayo de 2010 y el mismo mes de este año, el descenso del consumo del 1,8 % tuvo que ver, sobre todo, con el automóvil que bajó un 3,4 %, el vestido y el calzado un 2,8 %, el equipamiento del hogar un 2,4 %, la energía un 6,5 %, y los productos petrolíferos un 7,8 %.

Los gastos en alimentación durante esos doce meses se mantuvieron estables.