Publicidad

La garantía en los coches nuevos: todo lo que tienes que saber

Todos los coches nuevos tienen dos años de garantía legal. ¿Cómo se ejecuta?, ¿qué incluye?, ¿puedo pedir que me cambien el coche? Resolvemos tus dudas.
Sonia Recio.

Twitter: @autopista_es -

La garantía en los coches nuevos: todo lo que tienes que saber
La garantía en los coches nuevos: todo lo que tienes que saber

Por ley, un coche nuevo goza de dos años de garantía: así lo establece el Real Decreto 1/2007, del 16 de noviembre. Este decreto regula los niveles mínimos que deben tener los consumidores a la hora de adquirir determinados bienes de consumo, como son los coches. Durante periodo, el vendedor –fabricante o importador- debe responder de los defectos de fábrica que pueda presentar ese vehículo.

Publicidad

Adicionalmente a esa garantía legal el comprador puede contratar una garantía comercial durante el tiempo que considere oportuno. Dicha garantía la proporciona el vendedor con unas condiciones específicas, recogidas en un contrato que ambas partes deben firmar.

Por tanto, la garantía legal y la comercial no son lo mismo.

¿Cuándo se puede considerar que hay un defecto de fábrica?

La ley no establece con claridad qué son defectos de fábrica –lo que legalmente se conoce como conformidad con el contrato- pero sí enumera una serie de supuestos en los que puede presumirse que existe y se puede exigir responsabilidad al vendedor, según AEA.

Estos son, por ejemplo:

- Cuando el coche no se ajuste a la descripción realizada por el vendedor.

- Cuando no sea apto para el uso al que ordinariamente se destinan otros vehículos del mismo tipo.

- Cuando no sea apto para el destino especial al que hayamos indicado al vendedor que vamos a dedicar el vehículo y este haya admitido.

- Cuando no presente la calidad y prestaciones habituales de las que fundadamente cabría esperar de vehículos del mismo tipo.

Reclama en los 6 primeros meses

La ley establece que el vendedor del coche tiene una responsabilidad por defectos de fábrica de dos años, pero es durante los primeros seis meses cuando se presume que los fallos ya existían de origen (salvo que el vendedor demuestre lo contrario).

En los 18 meses restantes es el consumidor quien debe probar que los fallos son de fábrica. Por ello AEA recomienda a los consumidores reclamar en el momento en que aprecien un fallo de funcionamiento en el coche.

Publicidad

¿Cómo se ejerce el derecho de reparación o sustitución?

Una vez que el vendedor acepte la falta de conformidad de un vehículo nuevo el consumidor puede pedir que se arregle el coche o sea sustituido por otro, salvo que una de estas opciones resulte imposible o desproporcionada. En ambos casos, el coste para el comprador debe ser cero, la operaciónha de realizarse en un plazo razonable y sin generar más inconvenientes.

Durante el periodo de reparación se suspende el cómputo de tiempo de la garantía y durante los seis meses posteriores a la entrega del producto reparado el vendedor responderá de las faltas de conformidad que motivaron la reparación.

¿Y si tras la reparación el coche no queda bien?

AEA aclara que una vez reparado el vehículo este sigue presentando defectos, el comprador puede exigir su sustitución –salvo que resulte desproporcionada-, una rebaja en el precio o la resolución del contrato.

¿Tengo derecho a una indemnización?

Como consecuencia de un defecto de fábrica detectado en el vehículo tienes derecho a exigir una indemnización por los daños causados, incluidos los daños morales, según valora AEA.

En caso de accidente con un vehículo defectuoso, ¿quién es el responsable?

Independientemente de la ley de garantías, el fabricante debe hacerse cargo de una responsabilidad extra  durante 10 años por los posibles daños provocados por un defecto de fábrica en caso de tener un accidente.

En estos supuestos corresponde al perjudicado probar mediante dictámenes periciales u otras pruebas el supuesto defecto del vehículo, el daño y la relación de causalidad entre ambos.

Publicidad

¿Estoy obligado a pasar las revisiones con el coche en un taller de la marca para no perder la garantía?

No durante la garantía legal. En esos dos años puedes llevar el coche al taller que te convenga, incluso usar piezas de otras marcas. La única obligación es que las operaciones de mantenimiento se hagan conforme a lo establecido por el fabricante.

En el caso de la garantía comercial debes cumplir con lo establecido en el contrato.

¿Qué debe incluir la garantía comercial?

Según nos informa Automovilistas Europeos Asociados (AEA), la garantía comercial deberá formalizarse siempre por escrito o en cualquier soporte duradero, y a petición del consumidor, al menos, en castellano, y necesariamente debe expresar lo siguiente:

- El bien sobre el que recae la garantía.

- El nombre y la dirección del garante.

- Que la garantía no afecta a los derechos legales del consumidor y usuario ante la falta de conformidad de los productos con el contrato.

- Los derechos adicionales a los legales que se conceden al consumidor y usuario como titular de la garantía.

- El plazo de duración y su alcance territorial.

- Las vías de reclamación de que dispone el consumidor.

La acción para reclamar el cumplimiento de las obligaciones recogidas en la garantía comercial prescribe a los seis meses desde la finalización del plazo fijado en el contrato.

También te puede interesar:

Dudas: ¿puede el taller rechazarme la garantía si no he pasado las revisiones obligatorias?

Mini amplía la garantía de sus coches: ¿cuánto tiempo ofrece cada marca?

Ampliación de garantía en los coches: ¿te interesa?

Publicidad