Opel Meriva

Acaba de llegar a los concesionarios la renovación del Meriva. Lifting facial, retoques en la trasera, algún detalle en el interior y tres motores que se incorporan a la gama, todo a partir de 14.470 euros. La guinda del pastel, la versión OPC, con 180 CV y una velocidad punta de 222 km/h. Pasen y vean.
-
Opel Meriva
Opel Meriva
Ver vídeosVer Vídeos
<table border=0 cellspacing=0 cellpadding=0 class=visu4>
<tr align=right><td colspan=3 class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/visu_aub.gif" alt=""></td></tr>
<tr> 
<td class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/au.gif" width=1 height=1 alt=""></td>
<td id=visu5><ul> 




    <li><a href="javascript:abrir_ventana

('http://multimedia.terra.es/viewer/portada.cfm?cod_media=46895&mapnivel1=MUS','','width=765,height=470') ">Opel Meriva 2006

En mayo de 2003 nació el Opel Meriva, inaugurando un segmento del que hoy en día sigue siendo líder, el de los monovolúmenes pequeños. Rivales no le han faltado, pero Opel ha sabido mantenerlo en lo alto de la lista gracias a un precio competitivo, a unas buenas prestaciones y a la versatilidad de su sistema de configuración del habitáculo: el concepto Flexspace. La apuesta les ha salido redonda y hasta el momento han logrado vender 500.000 unidades en toda Europa.

Para seguir a ese ritmo, tres años después de su lanzamiento Opel ha renovado este modelo sin más cirugía que la necesaria y con tres motores nuevos, uno de ellos el que anima a la versión de altas prestaciones y rendimiento deportivo -el Meriva OPC- del que nos ocupamos en la siguiente página.

La cara del Meriva rejuvenece con una nueva parrilla de banda cromada más ancha, una gran entrada de aire en el paragolpes, tomas de aire laterales y antinieblas redondos integrados. La parte trasera también luce una banda cromada y los pilotos se han oscurecido; la placa de matrícula está ahora encastrada en el paragolpes. De lado, una línea negra rodea la silueta conjunta de las ventanillas y se refuerza la cintura, que marca una línea de luz desde los faros hasta la trasera.

Por lo que respecta al interior, aún menos cambios (y más sutiles). Opel anuncia unas calidades superiores, tapicerías con diseños más modernos y nueva gama de colores, bandas decorativas en el salpicadero y en los paneles de las puertas y detalles cromados en las manetas interiores de las puertas y en la empuñadura del freno de mano. También la instrumentación cuenta con nuevos grafismos.

El interior del Meriva sigue contando con el sistema FlexSpace, que permite una

<

p>total versatilidad y disponibilidad del espacio del habitáculo. La banqueta trasera está dividida en tres unidades independientes: dos grandes asientos en los extremos y uno estrecho central.

Las posibilidades de plegado, desplazamiento, deslizamiento lateral y conversión de respaldo en apoyabrazos hace que el habitáculo aloje ocupantes o carga en la configuración que convenga: sólo conductor y carga; conductor, copiloto y carga; conductor, copiloto, un pasajero y carga…, o sea, <b.

Dos son los capítulos en los que se concentra el progreso real del Meriva: motores y tecnología. En cuanto a motores, la gama queda configurada con cuatro gasolina (un 1.4, dos 1.6 y un 1.8, de entre 90 y 180 CV) y dos turbodiesel common-rail (1.3 y 1.7 de 75 y 100 CV respectivamente), de los que tres son nuevos en la gama.

<

p>Empezando por el Diesel, el 1.3 CDTI de inyección directa por common rail y 16 válvulas lleva de serie filtro antipartículas sin mantenimiento (las partículas son eliminadas, quemándolas, por el propio dispositivo), consume –oficialmente- 5 litros de gasóleo a los 100 km y alcanza los 157 km/h. Lo conocemos del Corsa, Tigra y Astra y sustituye al anterior 1.3 de 70 CV (ahora entrega 75). En 2005 fue elegido “Motor del año" en su categoría y Opel lo proclama el “turbodiesel common rail de 4 cilindros más pequeño del mundo”.

<

p> La segunda novedad en propulsores es el Ecotec 1.6 Twinport, ya montado en el Astra y el Zafira. Dispone de 105 CV, 5 más que el anterior 1.6 de gasolina, consume menos que su predecesor y, con él, el Meriva alcanza los 181 km/h de velocidad máxima.

<

p> Y hemos dejado para el final la joya de la corona Meriva: el 1.6 turbo de nuevo desarrollo que monta en exclusiva la versión OPC, con 180 CV, un par máximo de 23,4 mkg, una cifra 0-100 km/h de 8,2 segundos y una velocidad punta de 222 km/h.

La marca alemana ha intentado dotar este restyling de atractivos para los compradores, y la tecnología es uno de ellos, aunque en muchos casos sea en formato opcional.

<

p>Algunos de los avances que incorpora la gama 2006 mejoran las cotas de confort, como la cerradura eléctrica del portón trasero, que se abre con sólo tocar el sensor situado bajo el tirador. También se enmarca en este apartado el paquete “Bienvenida”: al pulsar dos veces el botón de cerrado del mando a distancia, se activan las luces interiores del coche y los faros principales durante 30 segundos, guiando al conductor hacia el coche en la oscuridad.

Más interesante es la incoporación como opción del Sistema Adaptativo de Iluminación. Se trata de luces halógenas de curva y de giro, que enfocan su haz de luz en coordinación con el movimiento de la dirección, mejorando la visibilidad nocturna. Aunque es un sistema presente en otras marcas, la variante de Opel se denomina AFL (Adaptative Forward Lighting) y el Vectra fue el primero en ofrecerlo, hace ya tres años. Cuenta con dos funciones: luz estática de giro y luz dinámica de curva.

<

p> La luz estática de giro se activa en giros cerrados o a menos de 40 km/h. El reflector adicional de la izquierda o de la derecha, según sea el giro, se enciende e ilumina un ángulo de unos 90 grados en la dirección en la que se circula.

<

p> En cuanto a la luz dinámica de curva, se activa automáticamente mientas se conduce. El haz de los faros principales gira hasta 15 grados hacia el exterior y hasta 8 hacia el interior, siempre a las órdenes del volante y a la misma velocidad a la que se circula.

Ver vídeosVer Vídeos
<table border=0 cellspacing=0 cellpadding=0 class=visu4>
<tr align=right><td colspan=3 class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/visu_aub.gif" alt=""></td></tr>
<tr> 
<td class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/au.gif" width=1 height=1 alt=""></td>
<td id=visu5><ul> 




    <li><a href="javascript:abrir_ventana

('http://multimedia.terra.es/viewer/portada.cfm?cod_media=46895&mapnivel1=MUS','','width=765,height=470') ">Opel Meriva 2006

En mayo de 2003 nació el Opel Meriva, inaugurando un segmento del que hoy en día sigue siendo líder, el de los monovolúmenes pequeños. Rivales no le han faltado, pero Opel ha sabido mantenerlo en lo alto de la lista gracias a un precio competitivo, a unas buenas prestaciones y a la versatilidad de su sistema de configuración del habitáculo: el concepto Flexspace. La apuesta les ha salido redonda y hasta el momento han logrado vender 500.000 unidades en toda Europa.

Para seguir a ese ritmo, tres años después de su lanzamiento Opel ha renovado este modelo sin más cirugía que la necesaria y con tres motores nuevos, uno de ellos el que anima a la versión de altas prestaciones y rendimiento deportivo -el Meriva OPC- del que nos ocupamos en la siguiente página.

La cara del Meriva rejuvenece con una nueva parrilla de banda cromada más ancha, una gran entrada de aire en el paragolpes, tomas de aire laterales y antinieblas redondos integrados. La parte trasera también luce una banda cromada y los pilotos se han oscurecido; la placa de matrícula está ahora encastrada en el paragolpes. De lado, una línea negra rodea la silueta conjunta de las ventanillas y se refuerza la cintura, que marca una línea de luz desde los faros hasta la trasera.

Por lo que respecta al interior, aún menos cambios (y más sutiles). Opel anuncia unas calidades superiores, tapicerías con diseños más modernos y nueva gama de colores, bandas decorativas en el salpicadero y en los paneles de las puertas y detalles cromados en las manetas interiores de las puertas y en la empuñadura del freno de mano. También la instrumentación cuenta con nuevos grafismos.

El interior del Meriva sigue contando con el sistema FlexSpace, que permite una

<

p>total versatilidad y disponibilidad del espacio del habitáculo. La banqueta trasera está dividida en tres unidades independientes: dos grandes asientos en los extremos y uno estrecho central.

Las posibilidades de plegado, desplazamiento, deslizamiento lateral y conversión de respaldo en apoyabrazos hace que el habitáculo aloje ocupantes o carga en la configuración que convenga: sólo conductor y carga; conductor, copiloto y carga; conductor, copiloto, un pasajero y carga…, o sea, <b.

Dos son los capítulos en los que se concentra el progreso real del Meriva: motores y tecnología. En cuanto a motores, la gama queda configurada con cuatro gasolina (un 1.4, dos 1.6 y un 1.8, de entre 90 y 180 CV) y dos turbodiesel common-rail (1.3 y 1.7 de 75 y 100 CV respectivamente), de los que tres son nuevos en la gama.

<

p>Empezando por el Diesel, el 1.3 CDTI de inyección directa por common rail y 16 válvulas lleva de serie filtro antipartículas sin mantenimiento (las partículas son eliminadas, quemándolas, por el propio dispositivo), consume –oficialmente- 5 litros de gasóleo a los 100 km y alcanza los 157 km/h. Lo conocemos del Corsa, Tigra y Astra y sustituye al anterior 1.3 de 70 CV (ahora entrega 75). En 2005 fue elegido “Motor del año" en su categoría y Opel lo proclama el “turbodiesel common rail de 4 cilindros más pequeño del mundo”.

<

p> La segunda novedad en propulsores es el Ecotec 1.6 Twinport, ya montado en el Astra y el Zafira. Dispone de 105 CV, 5 más que el anterior 1.6 de gasolina, consume menos que su predecesor y, con él, el Meriva alcanza los 181 km/h de velocidad máxima.

<

p> Y hemos dejado para el final la joya de la corona Meriva: el 1.6 turbo de nuevo desarrollo que monta en exclusiva la versión OPC, con 180 CV, un par máximo de 23,4 mkg, una cifra 0-100 km/h de 8,2 segundos y una velocidad punta de 222 km/h.

La marca alemana ha intentado dotar este restyling de atractivos para los compradores, y la tecnología es uno de ellos, aunque en muchos casos sea en formato opcional.

<

p>Algunos de los avances que incorpora la gama 2006 mejoran las cotas de confort, como la cerradura eléctrica del portón trasero, que se abre con sólo tocar el sensor situado bajo el tirador. También se enmarca en este apartado el paquete “Bienvenida”: al pulsar dos veces el botón de cerrado del mando a distancia, se activan las luces interiores del coche y los faros principales durante 30 segundos, guiando al conductor hacia el coche en la oscuridad.

Más interesante es la incoporación como opción del Sistema Adaptativo de Iluminación. Se trata de luces halógenas de curva y de giro, que enfocan su haz de luz en coordinación con el movimiento de la dirección, mejorando la visibilidad nocturna. Aunque es un sistema presente en otras marcas, la variante de Opel se denomina AFL (Adaptative Forward Lighting) y el Vectra fue el primero en ofrecerlo, hace ya tres años. Cuenta con dos funciones: luz estática de giro y luz dinámica de curva.

<

p> La luz estática de giro se activa en giros cerrados o a menos de 40 km/h. El reflector adicional de la izquierda o de la derecha, según sea el giro, se enciende e ilumina un ángulo de unos 90 grados en la dirección en la que se circula.

<

p> En cuanto a la luz dinámica de curva, se activa automáticamente mientas se conduce. El haz de los faros principales gira hasta 15 grados hacia el exterior y hasta 8 hacia el interior, siempre a las órdenes del volante y a la misma velocidad a la que se circula.

Ver vídeosVer Vídeos
<table border=0 cellspacing=0 cellpadding=0 class=visu4>
<tr align=right><td colspan=3 class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/visu_aub.gif" alt=""></td></tr>
<tr> 
<td class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/au.gif" width=1 height=1 alt=""></td>
<td id=visu5><ul> 




    <li><a href="javascript:abrir_ventana

('http://multimedia.terra.es/viewer/portada.cfm?cod_media=46895&mapnivel1=MUS','','width=765,height=470') ">Opel Meriva 2006

En mayo de 2003 nació el Opel Meriva, inaugurando un segmento del que hoy en día sigue siendo líder, el de los monovolúmenes pequeños. Rivales no le han faltado, pero Opel ha sabido mantenerlo en lo alto de la lista gracias a un precio competitivo, a unas buenas prestaciones y a la versatilidad de su sistema de configuración del habitáculo: el concepto Flexspace. La apuesta les ha salido redonda y hasta el momento han logrado vender 500.000 unidades en toda Europa.

Para seguir a ese ritmo, tres años después de su lanzamiento Opel ha renovado este modelo sin más cirugía que la necesaria y con tres motores nuevos, uno de ellos el que anima a la versión de altas prestaciones y rendimiento deportivo -el Meriva OPC- del que nos ocupamos en la siguiente página.

La cara del Meriva rejuvenece con una nueva parrilla de banda cromada más ancha, una gran entrada de aire en el paragolpes, tomas de aire laterales y antinieblas redondos integrados. La parte trasera también luce una banda cromada y los pilotos se han oscurecido; la placa de matrícula está ahora encastrada en el paragolpes. De lado, una línea negra rodea la silueta conjunta de las ventanillas y se refuerza la cintura, que marca una línea de luz desde los faros hasta la trasera.

Por lo que respecta al interior, aún menos cambios (y más sutiles). Opel anuncia unas calidades superiores, tapicerías con diseños más modernos y nueva gama de colores, bandas decorativas en el salpicadero y en los paneles de las puertas y detalles cromados en las manetas interiores de las puertas y en la empuñadura del freno de mano. También la instrumentación cuenta con nuevos grafismos.

El interior del Meriva sigue contando con el sistema FlexSpace, que permite una

<

p>total versatilidad y disponibilidad del espacio del habitáculo. La banqueta trasera está dividida en tres unidades independientes: dos grandes asientos en los extremos y uno estrecho central.

Las posibilidades de plegado, desplazamiento, deslizamiento lateral y conversión de respaldo en apoyabrazos hace que el habitáculo aloje ocupantes o carga en la configuración que convenga: sólo conductor y carga; conductor, copiloto y carga; conductor, copiloto, un pasajero y carga…, o sea, <b.

Dos son los capítulos en los que se concentra el progreso real del Meriva: motores y tecnología. En cuanto a motores, la gama queda configurada con cuatro gasolina (un 1.4, dos 1.6 y un 1.8, de entre 90 y 180 CV) y dos turbodiesel common-rail (1.3 y 1.7 de 75 y 100 CV respectivamente), de los que tres son nuevos en la gama.

<

p>Empezando por el Diesel, el 1.3 CDTI de inyección directa por common rail y 16 válvulas lleva de serie filtro antipartículas sin mantenimiento (las partículas son eliminadas, quemándolas, por el propio dispositivo), consume –oficialmente- 5 litros de gasóleo a los 100 km y alcanza los 157 km/h. Lo conocemos del Corsa, Tigra y Astra y sustituye al anterior 1.3 de 70 CV (ahora entrega 75). En 2005 fue elegido “Motor del año" en su categoría y Opel lo proclama el “turbodiesel common rail de 4 cilindros más pequeño del mundo”.

<

p> La segunda novedad en propulsores es el Ecotec 1.6 Twinport, ya montado en el Astra y el Zafira. Dispone de 105 CV, 5 más que el anterior 1.6 de gasolina, consume menos que su predecesor y, con él, el Meriva alcanza los 181 km/h de velocidad máxima.

<

p> Y hemos dejado para el final la joya de la corona Meriva: el 1.6 turbo de nuevo desarrollo que monta en exclusiva la versión OPC, con 180 CV, un par máximo de 23,4 mkg, una cifra 0-100 km/h de 8,2 segundos y una velocidad punta de 222 km/h.

La marca alemana ha intentado dotar este restyling de atractivos para los compradores, y la tecnología es uno de ellos, aunque en muchos casos sea en formato opcional.

<

p>Algunos de los avances que incorpora la gama 2006 mejoran las cotas de confort, como la cerradura eléctrica del portón trasero, que se abre con sólo tocar el sensor situado bajo el tirador. También se enmarca en este apartado el paquete “Bienvenida”: al pulsar dos veces el botón de cerrado del mando a distancia, se activan las luces interiores del coche y los faros principales durante 30 segundos, guiando al conductor hacia el coche en la oscuridad.

Más interesante es la incoporación como opción del Sistema Adaptativo de Iluminación. Se trata de luces halógenas de curva y de giro, que enfocan su haz de luz en coordinación con el movimiento de la dirección, mejorando la visibilidad nocturna. Aunque es un sistema presente en otras marcas, la variante de Opel se denomina AFL (Adaptative Forward Lighting) y el Vectra fue el primero en ofrecerlo, hace ya tres años. Cuenta con dos funciones: luz estática de giro y luz dinámica de curva.

<

p> La luz estática de giro se activa en giros cerrados o a menos de 40 km/h. El reflector adicional de la izquierda o de la derecha, según sea el giro, se enciende e ilumina un ángulo de unos 90 grados en la dirección en la que se circula.

<

p> En cuanto a la luz dinámica de curva, se activa automáticamente mientas se conduce. El haz de los faros principales gira hasta 15 grados hacia el exterior y hasta 8 hacia el interior, siempre a las órdenes del volante y a la misma velocidad a la que se circula.

Ver vídeosVer Vídeos
<table border=0 cellspacing=0 cellpadding=0 class=visu4>
<tr align=right><td colspan=3 class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/visu_aub.gif" alt=""></td></tr>
<tr> 
<td class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/au.gif" width=1 height=1 alt=""></td>
<td id=visu5><ul> 




    <li><a href="javascript:abrir_ventana

('http://multimedia.terra.es/viewer/portada.cfm?cod_media=46895&mapnivel1=MUS','','width=765,height=470') ">Opel Meriva 2006

En mayo de 2003 nació el Opel Meriva, inaugurando un segmento del que hoy en día sigue siendo líder, el de los monovolúmenes pequeños. Rivales no le han faltado, pero Opel ha sabido mantenerlo en lo alto de la lista gracias a un precio competitivo, a unas buenas prestaciones y a la versatilidad de su sistema de configuración del habitáculo: el concepto Flexspace. La apuesta les ha salido redonda y hasta el momento han logrado vender 500.000 unidades en toda Europa.

Para seguir a ese ritmo, tres años después de su lanzamiento Opel ha renovado este modelo sin más cirugía que la necesaria y con tres motores nuevos, uno de ellos el que anima a la versión de altas prestaciones y rendimiento deportivo -el Meriva OPC- del que nos ocupamos en la siguiente página.

La cara del Meriva rejuvenece con una nueva parrilla de banda cromada más ancha, una gran entrada de aire en el paragolpes, tomas de aire laterales y antinieblas redondos integrados. La parte trasera también luce una banda cromada y los pilotos se han oscurecido; la placa de matrícula está ahora encastrada en el paragolpes. De lado, una línea negra rodea la silueta conjunta de las ventanillas y se refuerza la cintura, que marca una línea de luz desde los faros hasta la trasera.

Por lo que respecta al interior, aún menos cambios (y más sutiles). Opel anuncia unas calidades superiores, tapicerías con diseños más modernos y nueva gama de colores, bandas decorativas en el salpicadero y en los paneles de las puertas y detalles cromados en las manetas interiores de las puertas y en la empuñadura del freno de mano. También la instrumentación cuenta con nuevos grafismos.

El interior del Meriva sigue contando con el sistema FlexSpace, que permite una

<

p>total versatilidad y disponibilidad del espacio del habitáculo. La banqueta trasera está dividida en tres unidades independientes: dos grandes asientos en los extremos y uno estrecho central.

Las posibilidades de plegado, desplazamiento, deslizamiento lateral y conversión de respaldo en apoyabrazos hace que el habitáculo aloje ocupantes o carga en la configuración que convenga: sólo conductor y carga; conductor, copiloto y carga; conductor, copiloto, un pasajero y carga…, o sea, <b.

Dos son los capítulos en los que se concentra el progreso real del Meriva: motores y tecnología. En cuanto a motores, la gama queda configurada con cuatro gasolina (un 1.4, dos 1.6 y un 1.8, de entre 90 y 180 CV) y dos turbodiesel common-rail (1.3 y 1.7 de 75 y 100 CV respectivamente), de los que tres son nuevos en la gama.

<

p>Empezando por el Diesel, el 1.3 CDTI de inyección directa por common rail y 16 válvulas lleva de serie filtro antipartículas sin mantenimiento (las partículas son eliminadas, quemándolas, por el propio dispositivo), consume –oficialmente- 5 litros de gasóleo a los 100 km y alcanza los 157 km/h. Lo conocemos del Corsa, Tigra y Astra y sustituye al anterior 1.3 de 70 CV (ahora entrega 75). En 2005 fue elegido “Motor del año" en su categoría y Opel lo proclama el “turbodiesel common rail de 4 cilindros más pequeño del mundo”.

<

p> La segunda novedad en propulsores es el Ecotec 1.6 Twinport, ya montado en el Astra y el Zafira. Dispone de 105 CV, 5 más que el anterior 1.6 de gasolina, consume menos que su predecesor y, con él, el Meriva alcanza los 181 km/h de velocidad máxima.

<

p> Y hemos dejado para el final la joya de la corona Meriva: el 1.6 turbo de nuevo desarrollo que monta en exclusiva la versión OPC, con 180 CV, un par máximo de 23,4 mkg, una cifra 0-100 km/h de 8,2 segundos y una velocidad punta de 222 km/h.

La marca alemana ha intentado dotar este restyling de atractivos para los compradores, y la tecnología es uno de ellos, aunque en muchos casos sea en formato opcional.

<

p>Algunos de los avances que incorpora la gama 2006 mejoran las cotas de confort, como la cerradura eléctrica del portón trasero, que se abre con sólo tocar el sensor situado bajo el tirador. También se enmarca en este apartado el paquete “Bienvenida”: al pulsar dos veces el botón de cerrado del mando a distancia, se activan las luces interiores del coche y los faros principales durante 30 segundos, guiando al conductor hacia el coche en la oscuridad.

Más interesante es la incoporación como opción del Sistema Adaptativo de Iluminación. Se trata de luces halógenas de curva y de giro, que enfocan su haz de luz en coordinación con el movimiento de la dirección, mejorando la visibilidad nocturna. Aunque es un sistema presente en otras marcas, la variante de Opel se denomina AFL (Adaptative Forward Lighting) y el Vectra fue el primero en ofrecerlo, hace ya tres años. Cuenta con dos funciones: luz estática de giro y luz dinámica de curva.

<

p> La luz estática de giro se activa en giros cerrados o a menos de 40 km/h. El reflector adicional de la izquierda o de la derecha, según sea el giro, se enciende e ilumina un ángulo de unos 90 grados en la dirección en la que se circula.

<

p> En cuanto a la luz dinámica de curva, se activa automáticamente mientas se conduce. El haz de los faros principales gira hasta 15 grados hacia el exterior y hasta 8 hacia el interior, siempre a las órdenes del volante y a la misma velocidad a la que se circula.

Galería relacionada

Opel Meriva06

Te recomendamos

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

Las capacidades dinámicas del nuevo VW Touareg lo convierten en un poderoso rodador, ...