Probamos el nuevo BMW X4 2018: menos X3, más X6

Sigue teniendo el ADN del BMW X3, pero sus nuevas dimensiones y especificaciones de chasis o motores distinguen más que nunca al BMW X4 2018 de su hermano mellizo.
Raúl Roncero.

Twitter: @autopista_es -

Probamos el nuevo BMW X4 2018: menos X3, más X6
Probamos el nuevo BMW X4 2018: menos X3, más X6

La gama X de BMW ha convertido al resto de productos de la marca en sus teloneros: uno de cada tres coches vendidos en BMW en un SUV, y la proporción parece seguir en aumento, más cuando no dejan de llegar refuerzos en las diferentes categorías en las que está presente la marca: ya ha desdoblado el X1 en su variante “par”, el X2, siempre con el encanto que supone el diseño copué adaptado a un SUV; este mismo mes se lanza ya el BMW X4 con una completa actualización de producto, pero quedan dos balas más en lo que queda de año: la nueva generación del BMW X5 —para otoño— y el totalmente nuevo BMW X7, el nuevo buque insignia de la marca, el cual se presentará a finales de año para ponerse a la venta en los primeros meses del próximo año. La ofensiva es total, y también los ciclos de renovación, porque el X4 ya se ha sometido a una nueva cirugía que cambia, y bastante, el producto.

Publicidad

BMW X4 2018. Más grande, más amplio… y más ligero

Personalidad nunca le ha faltado a la marca, y mucho menos a ninguno de los tres SUV coupés con los que ya cuenta, aunque en este nuevo X4 me parce ver, en su zona posterior, elementos de diseño ya “conocidos” en otras marcas, como los grupos ópticos del Alfa Romeo Stelvio o las formas generales que definen ese sutil tercer volumen de la zaga, ahora más a lo Mercedes GLC Coupé. Intenciones de diseño al margen, el caso es que el BMW X4 de 2018 está más y mejor proporcionado que nunca aunque, eso sí, también es más grande y aparatoso. También es cierto que X3 y X4 dejan ahora un codiciado hueco entre el el X1 y el X2 que BMW bien podría a aprovechar en un futuro no muy lejano.

Probamos el nuevo BMW X4 2018: menos X3, más X6

BMW X4 2018: interior

El nuevo BMW X4 es nada menos que 81 mm mayor que la versión saliente —4,75 m en total— y 37 mm más ancho —1,91 m—. Su batalla es 54 mm mayor —2,86 m— futuro del intercambio de arquitectura con el BMW X3, modelo que ya el año pasado se renovó al completo. Pero el mayor impacto visual que genera el nuevo X4 a primera vista no sólo deriva de sus nuevas dimensiones, también del cambio de aspecto, sea en la citada zaga, más rotunda y sofisticada que nunca, o en la zona delantera, donde adquiere los nuevos códigos de diseño de la casa. Como en la anterior generación, el X4 presenta también características específicas siendo la vía trasera 3 cm más anchas que el coche del que deriva.

Aunque por sí sola la nueva plataforma es más ligera, la carrocería también cuenta con mayor cantidad de aceros de alta y ultra alta resistencia, lo cual ha permitido que el nuevo X4 sea 50 kilos más ligero que antes. Y aunque tiene una mayor superficie frontal, las nueva parrillas activas, los bajos mejor carenados y el propio diseño de la carrocería ha permitido mejorar el coeficiente aerodinámico en un 10 por ciento, algo especialmente beneficioso para el bienestar a bordo o la eficiencia de los motores. De puertas a dentro, el nuevo diseño procede también del BMW X3, así como sus materiales, posibles configuraciones de pantallas digitales, equipamiento de confort o seguridad, aunque el X4 ofrece más posibilidades de personalización. La calidad del producto es incuestionable, también la nueva ergonomía respecto a la generación saliente aún cuando el nuevo tiene más funciones.

Probamos el nuevo BMW X4 2018: menos X3, más X6

BMW X4 2018

Fruto del aumento de tamaño, el X4 es más amplio y polivalente: sus plazas traseras ofrecen ahora una cota de piernas francamente buena y, aunque en menor proporción, el maletero también ha mejorado su capacidad, ofreciendo ahora 525 litros —hasta 30 litros más que antes—. Sus respaldos se pueden abatir en secciones 40:20:40. Nuestra primera toma de contacto con el coche también nos permite corroborar que la superior calidad de realización también deja sus frutos en aislamiento del habitáculo y refinamiento general aún en coches hípercalzados de llanta y rueda: el X4 tiene equipos disponibles de hasta 21 pulgadas, y recordemos que, de base, cuenta también con especificaciones más deportivas que el BMW X3 que le confieren un carácter más fuerte.

Publicidad

Para el X4, BMW también propone nuevas líneas de equipamiento que afectan tanto al exterior como al interior. Así las cosas, tanto los nuevos xLine tienen un aspecto más aventurero y cuentan con un nivel de protecciones superior, los M Sport tiene el aspecto más deportivo y los M Sport X combinan perfectamente las dos filosofías; todos ellos parten de una equipo de ruedas con de 19 pulgadas, con diseño diferenciado en cada nivel de acabado. El centro de gravedad de los nuevos X4 es ahora más bajo que su predecesor y, en el mejor de los casos, la altura libre al suelo es de 204 mm, su profundidad de vadeo es de 500 mm, y los ángulos de ataque, salida y ventral son de 25,7, 22,6 y 19,4 grados, respectivamente.

BMW X4: mucho más refinado, pero con mucho más carácter

Todos los BMW X4 llevan la suspensión deportiva opcional de los X3 —en opción, también pude ser de tipo adaptativo—, la dirección deportiva variable —extra en los BMW X3—, son de** tracción total** y cuentan con un bloqueo electrónico del diferencial con diferentes grados de actuación. Ahora más que nunca, adviertes que el BMW X4 no es sólo una variante del X3 con distinto diseño, sino un coche claramente más deportivo. La tracción total de esta nueva generación, además de ser algo más ligera, trabaja de manera mucho más eficaz, tiene menos arrastre y mayor participación del eje posterior para inducir un comportamiento más dinámico y ágil aunque deberemos esperar a tener nuestras unidades de prueba para poder pronunciarnos más y mejor en este sentido, toda vez que BMW ha montado una prestación más enfocada a conocer las generalidades del producto que su rendimiento y comportamiento. Si bien, con la gama de motores disponibles, todos ellos equipados con el cambio automático de 8 velocidades, el BMW X4 se asegura, bien un rendimiento magnífico, bien unas prestaciones de primer orden… o ambas cosas.

Probamos el nuevo BMW X4 2018: menos X3, más X6

Todas las fotos del BMW X4 2018

Una de las mayores diferencias respecto al BMW X3 es la versión M40d, junto con el M40i ya conocido de la generación saliente, con la definición de chasis más deportiva de toda la gama. Para ese Diesel, equipado con el motor de 3.0 litros y 6 cilindros con 326 CV y 680 Nm de par, BMW anuncia una aceleración de 0 a 100 km/h de 4,9 segundos y un consumo medio desde 6,4 l/100 km. Su homólogo de gasolina, con 360 CV y 500 Nm, firma una aceleración de 0a 100 km/h de 4,8 segundo y un consumo combinado desde 9,0 l/100 km. Ambas versiones se podrán adquirir a partir de agosto del presente año.

En gasolina, la gama cuenta con dos motores más, ambos sobre el bloque modular de 2.0 litros Twin Turbo: el xDrive 20i con 184 CV —consumo medio de 7,1 l/100 km— y el xDrive 30i con 252 CV —7,2 l/100 km—. El 2.0 Diesel también da lugar a dos posibles versiones, el xDrive 20d de 190 CV —5,4 l/100 km— y el xDrive 25d con 231 CV —5,5 l/100 km— a los que, también a partir de agosto de este año se sumará el xDrive 30d con el motor de 6 cilindros con 3.0 litros, con una potencia de 265 CV y un consumo medio de 5,9 l/100 km. BMW ya admite pedidos, con un precio de partida de 53.500 euros.

Publicidad

Todos los precios del BMW X4 2018

Gama BMW X4

Precios

BMW X4 xDrive 20i

53.500 euros

BMW X4 xDrive 30i

59.950 euros

BMW X4 xDrive M40i

73.700 euros

BMW X4 xDrive 20d

54.200 euros

BMW X4 xDrive 25d

56.600 euros

BMW X4 xDrive 30d

62.700 euros

BMW X4 xDrive M40d

74.700 euros

Publicidad

Galería relacionada

Probamos el nuevo BMW X4 2018

También te puede interesar

Después del verano empezará la preventa del Cupra Ateca, el primer modelo de la nueva marca española, que costará 44.790 euros. Ningún SUV de 300 CV se acerca a ese precio.

En el último año son muchos los SUV que hemos probado y que han pasado por las mediciones de nuestro Centro Técnico. Repasamos hoy los 10 más rápidos. No corren, vuelan.

Cada vez está más cerca. La salida del BMW Serie 1 2019 promete una auténtica revolución dentro del compacto en su tercera generación. Así será...