BMW 316i

Desde siempre se ha mantenido la eterna duda de si es preferible ser cola de león o cabeza de ratón. Esa es la disyuntiva que mantendrán los potenciales compradores del BMW 316i: adquirir un modelo de otra marca generalista de igual precio, mayor potencia y equipamiento o llevarse a casa el BMW menos potente y más “simple”, con todos los respetos, de la gama de la marca alemana.
-
BMW 316i
BMW 316i

La respuesta a nuestras exigencias, en forma de solicitudes al pedal izquierdo, son contestadas con bastante soltura. BMW nos “engaña” dulcemente con la inclusión de desarrollos cortos que hacen que el motor suba de vueltas con gran celeridad y ofrezca una respuesta firme y constante en el bajo y en el medio régimen. Pero no tenemos que perder la perspectiva, es un motor voluntarioso y tiene un “tufillo” deportivo, pero no olvidemos que se trata de un tetracilíndrico de “únicamente” 1.786 centímetros cúbicos y de 115 CV, que es el más modesto de la Serie 3. Eso no es óbice para que mueva con soltura los casi 1.400 kilos del modelo y no decepcione, tampoco destaque, en casi ninguna de las pruebas a las que lo ha sometido nuestro Centro Técnico, a excepción de las recuperaciones, algo que hay que achacar, en gran medida, a la baja cilindrada del propulsor.

De lo que no hay ninguna queja es del magnífico y sensacional bastidor que viste el modelo germano. La fiabilidad del mismo se multiplica exponencialmente si tenemos en cuenta que en esta versión sólo tiene que hacer frente a 115 CV. Un elemento que ha sido pensado para sufrir mayores niveles de potencia no se descompone ni una pizca en este 316i. Si en su ayuda, aparte, acude el control de estabilidad DSC (de serie), la pelea ya sí que esta ganada.

Curvas, curvas y más curvas (todas ellas a velocidades de escándalo para modelos similares) y no se moverá de la trayectoria que le hemos marcado sin que la tracción trasera, temida por muchos por el comportamiento que puede conferir al vehículo, se deje notar en lo negativo. En estas zonas viradas es donde descubrimos otros de los elementos que más destacan en el modelo germano: la dirección. Ésta destaca por su precisión de trazada, irá exactamente dónde le digamos, y lo agradable de su uso, ya que no hay que corregir en ningún momento.

El interior, aunque va notando el paso del tiempo cada vez más, muestra un acabado exquisito y unos materiales de gran calidad. Además, nuestra unidad de pruebas contaba con unas inserciones en madera que le otorgan una imagen de mayor exclusividad a un salpicadero que peca de algo “soso”, aunque se debe pagar por ellas ya que no vienen de serie. Aparte, los mandos funcionan con una suavidad y una perfección loables.

Las plazas traseras disponen de una anchura suficiente, pero dejan algo que desear por altura y por distancia longitudinal, e incluso impiden colocar los pies debajo de los asientos. Al mismo tiempo, el maletero, aunque su boca de carga no permita la introducción de objetos de grandes dimensiones, ofrece un volumen aceptable.

No tan aceptable es el equipamiento que ofrece este 316i. Es básico y algo desconcertante. No parece lógico que haya que pagar por los elevalunas traseros (nada más y nada menos que 481 euros, 80.000 pesetas), la regulación de los faros delanteros o la pintura metalizada en un modelo que supera los 25.000 euros. Sin embargo sorprende que equipe de serie control de estabilidad, ordenador de a bordo o climatizador.

Teniendo en cuenta todo esto, el comprador debe ahora hacer la elección más difícil: adquirir un BMW básico, realmente el menos potente de la gama, o modelos de otras marcas más generalistas con mayor potencia y equipamiento, con el único problema de que no tienen el prestigio y la imagen de una realización de la marca de Baviera.

Galería relacionada

BMW 316i

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...