BMW 325 ti / BMW 325 Ci

El carácter más dinámico que BMW quiere imprimir a sus modelos se refleja claramente en el nuevo Compact. Hasta el especializado Coupé tiene que aceptar cómo las evoluciones en el bastidor estrenadas por el Compact le otorgan un mejor comportamiento y calidad de rodadura a éste, como queriendo corresponder al actual mensaje publicitario de la marca "¿Te gusta conducir?"
-
BMW 325 ti / BMW 325 Ci
BMW 325 ti / BMW 325 Ci

Al margen del comportamiento, condicionado por los ajustes del bastidor, en el resto de los apartados se hace patente la vinculación entre el Coupé y el Compact. En el caso de estas dos versiones, 325 Ci y 325 ti respectivamente, disfrutan de un motor de excelente rendimiento y funcionamiento, de clónicas y maravillosas sensaciones. La suavidad, finura, acústica y progresividad a que nos tienen acostumbrados los motores de 6 cilindros en línea de BMW se combinan en esta versión de 2,5 litros de 192 CV y 25 mkg con unas prestaciones sobresalientes, conservando otra buena característica de estos motores: unos consumos ajustadísimos dado su potencial. Este motor está derivado del 3 litros de 231 CV, del que toma el bloque de aluminio, la doble distribución variable Vanos y los rodillos de fricción en balancines, entre otras cosas. Respecto al anterior 2,5 litros, ha ganado 22 CV y mejorado el suministro de par en toda la banda de revoluciones. En marchas largas muestra una respuesta muy llena y ascendente desde apenas 2.000 revoluciones, mostrando una gloriosa capacidad de giro hasta el corte, a 6.600 revoluciones, de forma limpia, contundente y rapidísima. Los diferentes desarrollos y peso marcan mínimas diferencias a favor del Compact —más cortos y ligero respectivamente— en las maniobras de recuperación y adelantamiento, unas diferencias que quizás no hayan sido tan claras y que no aparecen en las aceleraciones debido a las dispares temperaturas ambientes encontradas en las mediciones con el Correvit (26 y 13 grados de temperatura ambiente). A pesar de las bondades de este motor con su empuje omnipresente, algo que empieza a ser frecuente es encontrarnos unos desarrollos finales que difícilmente se escalonan bien con cinco velocidades… cuando los cambios de seis empiezan a ser populares, utilizándolo su gran rival Mercedes en la gama SportCoupé. En el caso de estos dos modelos, bajo una perspectiva acorde a su talante deportivo, el salto entre segunda y tercera parece excesivo y en tramos virados nos asalta la duda sobre qué marcha elegir. A su favor, hay que destacar un tacto y precisión del cambio ejemplares.

Hoy por hoy el testigo del mejor dinamismo y de la deportividad en la Serie 3 recae en el Compact. Además, Compact y Coupé comparten plataforma y habitáculo, y es la configuración de sus zagas la que marca la mayor diferencia. El portón del Compact juega la baza de la versatilidad, mientras el clásico tercer volumen del Coupé nos permite disponer de una maletero más grande.

Con equipamientos similares, de muy alto valor en ambos casos, y prestaciones en una línea muy parecida, los dos modelos parecen converger en algunos caminos. Como decíamos en el recuadro de posicionamiento, la edad del potencial cliente sabrá elegir sabiamente el coche ideal. Aunque ideal, ideal, bien pudiera ser el estilizado Coupé con la configuración de suspensiones y dirección del Compact. Tiempo al tiempo, que llegará.

Al margen del comportamiento, condicionado por los ajustes del bastidor, en el resto de los apartados se hace patente la vinculación entre el Coupé y el Compact. En el caso de estas dos versiones, 325 Ci y 325 ti respectivamente, disfrutan de un motor de excelente rendimiento y funcionamiento, de clónicas y maravillosas sensaciones. La suavidad, finura, acústica y progresividad a que nos tienen acostumbrados los motores de 6 cilindros en línea de BMW se combinan en esta versión de 2,5 litros de 192 CV y 25 mkg con unas prestaciones sobresalientes, conservando otra buena característica de estos motores: unos consumos ajustadísimos dado su potencial. Este motor está derivado del 3 litros de 231 CV, del que toma el bloque de aluminio, la doble distribución variable Vanos y los rodillos de fricción en balancines, entre otras cosas. Respecto al anterior 2,5 litros, ha ganado 22 CV y mejorado el suministro de par en toda la banda de revoluciones. En marchas largas muestra una respuesta muy llena y ascendente desde apenas 2.000 revoluciones, mostrando una gloriosa capacidad de giro hasta el corte, a 6.600 revoluciones, de forma limpia, contundente y rapidísima. Los diferentes desarrollos y peso marcan mínimas diferencias a favor del Compact —más cortos y ligero respectivamente— en las maniobras de recuperación y adelantamiento, unas diferencias que quizás no hayan sido tan claras y que no aparecen en las aceleraciones debido a las dispares temperaturas ambientes encontradas en las mediciones con el Correvit (26 y 13 grados de temperatura ambiente). A pesar de las bondades de este motor con su empuje omnipresente, algo que empieza a ser frecuente es encontrarnos unos desarrollos finales que difícilmente se escalonan bien con cinco velocidades… cuando los cambios de seis empiezan a ser populares, utilizándolo su gran rival Mercedes en la gama SportCoupé. En el caso de estos dos modelos, bajo una perspectiva acorde a su talante deportivo, el salto entre segunda y tercera parece excesivo y en tramos virados nos asalta la duda sobre qué marcha elegir. A su favor, hay que destacar un tacto y precisión del cambio ejemplares.

Hoy por hoy el testigo del mejor dinamismo y de la deportividad en la Serie 3 recae en el Compact. Además, Compact y Coupé comparten plataforma y habitáculo, y es la configuración de sus zagas la que marca la mayor diferencia. El portón del Compact juega la baza de la versatilidad, mientras el clásico tercer volumen del Coupé nos permite disponer de una maletero más grande.

Con equipamientos similares, de muy alto valor en ambos casos, y prestaciones en una línea muy parecida, los dos modelos parecen converger en algunos caminos. Como decíamos en el recuadro de posicionamiento, la edad del potencial cliente sabrá elegir sabiamente el coche ideal. Aunque ideal, ideal, bien pudiera ser el estilizado Coupé con la configuración de suspensiones y dirección del Compact. Tiempo al tiempo, que llegará.

Galería relacionada

BMW 325 ti / BMW 325 Ci

AUTOPISTA TV
Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...