Land Rover Discovery Sport 2019: prueba, opiniones y fotos del renovado SUV medio

No, no es sólo una actualización estética, sino una profunda renovación y reposicionamiento del Discovery Sport, ya con todas las tecnologías a bordo que estrenó la nueva generación Evoque. Ahora, el Discovery Sport no es sólo más refinado, también más funcional, deportivo y capaz.
Raúl Roncero -
Land Rover Discovery Sport 2019: prueba, opiniones y fotos del renovado SUV medio
Land Rover Discovery Sport 2019, prueba, opiniones y fotos del renovado SUV medio

No hace falta conducir muchos kilómetros para advertir si se ha realizado o no un buen trabajo sobre un nuevo coche, y el caso del nuevo Land Rover Discovery Sport no es la excepción. No, no creas que es un lavado de cara, ni mucho menos, porque la primera novedad que estrena este nuevo modelo, que también busca y encuentra nuevo reposicionamiento, es la arquitectura. En concreto, hereda la última plataforma creada en la casa y estrenada en el Evoque, la denominada Arquitectura Premium Transversal que no sólo se caracteriza por ser de tipo multimaterial, sino también por ser un 10 por ciento más rígida que la arquitectura saliente y, especialmente, porque admite diferentes tipos de hibridación.

Publicidad

Se gana confort, eficiencia, refinamiento, nuevas posibilidades de equipamiento, pero también versatilidad y espacio y se mejora en el comportamiento dinámico en todos los escenarios en los que se puede desenvolver un Discovery Sport, un SUV con alma de todoterreno. Su lanzamiento al mercado es inminente, inicialmente con dos niveles de potencia en gasolina y tres en Diesel y con un precio de partida desde 39.400 euros. En el caso del Discovery Sport, se arranca desde ya con versiones Mild Hybrid de 48 voltios para todas las motorizaciones excepto el motor de acceso, mientras que a partir de 2020 se añadirá un híbrido enchufable donde la fuente térmica será un nuevo motor de 3 cilindros. Vamos, ahora, a por diferentes partes del coche.

Land Rover Discovery Sport: más funcional y nuevo entorno digital

Desde el 2015 que se lanzara este modelo como una variante más deportiva y polivalente del Discovery “normal”, con el que técnicamente no tiene ya nada que ver, ha llegado el Velar y se ha renovado el Evoque, entre otras novedades. Debido a ello, el planteamiento del Discovery Sport no cambia sustancialmente en la forma, pero sí en el fondo, y bastante. De un lado, se acerca más que nunca al tratamiento Range Rover, es decir, ahora es más ambicioso, con más lujos y nuevos equipamientos. De otro, porque su dinámica da también un giro y pasa a ser un modelo más dinámico, ágil y eficaz, todo ello, sin perder ninguna de sus cualidades fuera del asfalto.

La nueva plataforma “mecánica” también implica poder actualizar la arquitectura electrónica, así que, dentro del nuevo Land Rover Discovery Sport nos encontramos con el nuevo entorno Touch Pro cuya pantalla digital y línea del salpicadero en general también cambian de parámetros. De un lado, la pantalla de alta definición de 10,25 pulgadas se reposiciona en una ubicación más cómoda, mientras que toda la estructura horizontal del salpicadero adquiere 10 grados adicionales de inclinación, algo que, según la marca, y junto con nuevos detalles de diseño, aporta una vista también más dinámica al habitáculo.

El cuadro de relojes también puede ser digital y customizable —según versión—, el espacio de almacenaje para objetos pequeños ha aumentado en un 25 por ciento —en total, 48 litros—, el volante es también de procedencia Velar o Evoque, con nuevos mandos táctiles y, cómo no, llegan también las últimas tecnologías y asistentes de conducción como, por ejemplo, el “capó invisible”; mediante sus nuevas cámaras periféricas, este sistema, denominado CrearSight Ground View puede reproducir en la pantalla todo aquello que el Discovery Sport se va encontrando a su paso bajo la zona del paragolpes delantero y motor, siendo un elemento especialmente valioso en circulación off-road.

Land Rover Discovery Sport 2019, prueba, opiniones y fotos del renovado SUV medio

El entorno digital es completamente nuevo en el Land Rover Discovery Sport

También llega el espejo interior inteligente; CrearSight, a través de una cámara de 1,7 megapíxeles montada en la antena del vehículo, puede reproducir en el espejo interior todo el campo de visión trasero sin que el equipaje o los pasajeros interfieran en la visibilidad. Acabados o tejidos también han mejorado y se ha incorporado el nuevo Land Rover Terrain Response de segunda generación, accionado, como en los últimos productos de la marca, por mandos multimodo y perfeccionados modos Confort, Arena, Hierba/Gravilla/Nieve y Barro/Surcos, así como un modo Auto que reconoce perfectamente el terreno, las necesidades de tracción, capacidad de aceleración, etc, etc. En el caso de los R-Dynamics o modelo con suspensión adaptativa, se añaden también nuevos perfiles de conducción con ajustes de orientación más confortable o más deportiva.

Publicidad

Y, como no, también se ha dado una vuelta de tuerca a la que, desde su origen, es la mejor característica del Discovery Sport. Se mantienen la posibilidad de configurar el habitáculo con tres filas de asientos, la segunda fila ahora se divida en secciones 40:20:40. El habitáculo es también más fácil de configurar, amplio, cómodo y con más capacidad de carga, todo un reto para un vehículo de apenas 4,60 m de longitud. Puede ofrecer wifi para hasta 8 dispositivos, 6 tomas de carga USB, 3 tomas de 12 voltios… Un coche, sin lugar a dudas, orientado para la familia, aunque el conductor, ahora, tiene más protagonismo que nuca.

Los nuevos motores del Land Rover Discovery Sport

La nueva gama de motores pertenecen a la familia Ingenium, de momento, todos con cuatro cilindros, 2.0 litros de capacidad, disposición transversal y, en su gran mayoría, equipados con la nueva caja de cambios de convertidor de 9 relaciones, sistema de tracción total Driveline, electrificados por una red de 48 voltios, alternador reversible y batería de litio.

Todas estas versiones microhíbridas, denominadas MHEV, cuentan con el distintivo ECO de la DGT. La única versión que no es Mild Hybrid de la gama es el D150 de tracción delantera y cambio manual, una versión que, a tenor de los datos oficiales, anuncia una prestación muy notable con un consumo medio oficial desde 5,9 l/100 km en ciclo WLTP. Este mismo motor, con cambios en la electrónica, presión de turbo, etc, pasa a 180 CV en los D180 MHEV —desde 7,0 l/100 km WLTP— y hasta 240 CV en su versión más potente, la D240 MHEV —desde 7,2 l/100 km WLTP—, la cual hemos podido probar en profundidad. En gasolina, por su parte, el bloque de aluminio de 1.997 cm3, siempre sobrealimentado, configura la versión P200 MHEV —desde 9,2 l/100 km WLTP de consumo medio— y P250 MHEV —desde 9,3 l/100 km WLTP—, siendo este último motor en el que también nos hemos centrado durante la primera jornada de pruebas.

Land Rover Discovery Sport 2019, prueba, opiniones y fotos del renovado SUV medio

Más allá de la estética, el Land Rover Discovery Sport ha sufrido una profunda renovación

Land Rover Discovery Sport: más deportivo en carretera, más capaz de fuera de ella

Pero por encima de todo, el nuevo Land Rover Discovery Sport resulta infinitamente más confortable y refinado, más y mejor filtrado, más y mejor aislado… También hay una mejor integración mecánica, especialmente en el caso de los Diesel: al menos por lo que hemos visto en la versión probada, suenen y vibran claramente menos. La dirección tiene mejor tacto y en conjunto, se siente un coche más ligero con transiciones mucho más naturales en sus cambios de apoyo.

Publicidad

El nuevo cambio automático de 9 relaciones de procedencia ZF permite un escalonamiento muy acertado para carretera, así como una robustez a toda prueba para avanzar con absoluta finura y delicadeza sobre orografía muy complicada fuera del asfalto, pudiendo suplir una pesada reductora. Por su parte, la gestión de tracción total inteligente cuenta con parámetros que dinamizan el comportamiento en carretera, optimizan el consumo al evitar el arrastre innecesario del tren posterior y aprovechan hasta la última gota de tracción en campo, donde, por cierto, el Land Rover Discovery Sport cuenta con eficaces asistentes como el control de descenso programable o el All Terrain Progress Control, una suerte de control de crucero especialmente desarrollada para arrancar y circular a baja velocidad por terreno muy resbaladizo o complicado.

Land Rover Discovery Sport 2019, prueba, opiniones y fotos del renovado SUV medio

Las capacidades offroad del Land Rover Discovery Sport son plenamente satisfactorias

El motor P250 MHEV ofrece un empuje muy lineal en su toda su banda útil de revoluciones, por con un cambio de carácter en sus últimas vueltas para proporcionar un tacto muy dinámico y deportivo. Un motor, sin lugar a dudas, muy agradable siempre y cuando estés dispuesto a asumir un coste por kilómetros claramente mayor que con cualquier de los Diesel. Y es que, en el caso de optar por la versión más prestacional de entre las versiones de gasóleo, el D240 MHEV es una opción plenamente satisfactoria. A bajas vueltas tiene, si cabe, más pegada que su equivalente en gasolina y ahora este motor también se mete muy bien en la zona alta del cuentarrevoluciones, gozando de un margen útil verdaderamente amplio. Transición muy limpia a medio régimen, cambio bien escalonado, repuesta siempre consistente. No me cabe duda de que sería “mi motor”, aunque apostaría a que el D180 resulta más que satisfactorio.

Publicidad

En campo, basta decir que el sentido común está muy lejos de las posibilidades reales de este coche, pero lo que más destacaría es que, mientras que la gran mayoría de rivales invitan a bajar el ritmo y tomarse las cosas con mucha, mucha calma para evitar romper elementos mecánicos cuando abandonamos el asfalto, el Discovery Sport saca su ADN Land Rover demostrando que no hay un modelo de su categoría nada más robusto y ni coche mejor cualificado.

Publicidad
También te puede interesar

El sustituto del Defender y, por extensión, de los Land Rover Series producidos desde 1948 y hasta 2016, ya está aquí. El SUV llegará con dos primeras versiones: la 110 de 5 puertas ya, y la 90 de tres puertas, que la seguirá. Costarán, respectivamente, 61.300 y 54.800 €.

Land Rover pondrá a la venta 3 nuevos SUV de medidas contenidas que harán de modelos de acceso al resto de la gama, bien a los más lujosos o a los más deportivos.