Dacia Logan 1.5 dCi

Tan grande por dentro como un Vel Satis, pero mucho más barato que un Clio. El Logan es uno de los vehículos familiares más asequibles del mercado y –ahora- también tiene un motor Diesel.
-
Dacia Logan 1.5 dCi
Dacia Logan 1.5 dCi

¿Qué te puedes comprar por algo más de millón y medio de las antiguas pesetas? Hagamos la prueba: junto a estas líneas te ofrecemos un buscador de precios. Pincha y descubre qué se comercializa por menos de 10.000 euros.

¿Un familiar? Si necesitas espacio, no encontrarás muchas opciones a ese precio. Un Kalos, un Río o un Accent... y muy “pelados”.
¿Un Diesel? Ya tendrías que moverte en otra liga: un C2, un Panda, un Picanto, un Micra o un Indica. Y no esperes más de 70 CV.
¿Un familiar Diesel? No, ya no es misión imposible. No tendrás que recurrir al mercado de segunda mano. Dacia pone a la venta una versión Diesel de su Logan. Tamaño y gasóleo para todos los bolsillos.

Llega el Logan dCi que monta un propulsor muy conocido: el 1,5 litros de 70 CV que se produce en la fábrica de Valladolid. Cumple la normativa Euro 4 y logra un par máximo –según datos oficiales- de 16,3 mkg a 1.700 rpm.

Además, este vehículo está desarrollado sobre la misma plataforma que el Clio y el Modus. Del primero, toma el tren delantero; del segundo, el trasero.
No olvides que Dacia y Renault comparten tecnología. De hecho, el primer modelo que fabricó la marca rumana, el Dacia 1100, era en realidad un Renault 8.

Esta mecánica (con tres niveles de potencia distinta: 70, 85 y 105 CV), además de incorporarse en vehículos Renault (Modus, Clio y Mégane), se monta en los Nissan Almera y Micra y en modelos de Suzuki.

Al volante, el Logan Diesel se muestra muy despierto a bajas vueltas y capaz de mantener ritmos vivos sin problema. No suena mucho, pero, si unimos sus pequeños ruidos con la multitud de sonidos que se cuelan dentro del habitáculo, el conjunto sí puede pasarnos factura a medida que hacemos kilómetros. En nuestra unidad, el salpicadero vibró durante todo el viaje.

Como consta en la ficha técnica, el Logan dCi alcanza una velocidad máxima de 155 km/h y una aceleración 0 a 100 km/h en 15,5 segundos (unos datos un poco peores que su homólogo de gasolina: el 1.4 de 70 CV consigue los 162 km/h y un 0 a 100 en 13 segundos). En autopista, se mueve con soltura y, si no le sacamos más partido a la mecánica, es debido a unas suspensiones algo blandas y a unos desarrollos del cambio que priman ante todo el consumo. La mecánica en sí aprueba con nota. Además, presenta un consumo medio de 4,7 litros cada 100 kilómetros.

Además, condujimos el Logan por caminos. Este Dacia no se arruga frente al “trabajo duro”. Mayor altura al suelo de lo normal y su empaque de coche robusto nos permite abandonar el asfalto sin ningún tipo de miedo.

En Dacia hacen hincapié en que uno de los principales valores de este coche es que su usuario gastará muy poco en mantenimiento. De hecho, según aseguran, se dirigen a un comprador que recorra más de 20.000 kilómetros al año y que vaya a tener operativo el coche un mínimo de 5 años.

1.4
1.6
1.5 dCi
Potencia máxima (CV / rpm) 75 / 5.500 90 / 5.500 70 / 4.000
Par máximo (mkg / rpm) 11,4 / 3.000 13 / 3.000 16,3 / 1.700
Consumo mixto (l / 100 km) 6,9 7,3 4,7
Velocidad máxima (km/h) 162 175 155
0-100 km/h (s) 13 11,50 15,50
A partir de (euros) 7.800 9.500 10.200

Diseñado para arrancar en las zonas más gélidas de Rusia, fabricado para aguantar los calores extremos del Golfo Pérsico o para rodar por las carreteras peores asfaltadas de Marruecos... y respetando la normativa Europea.

¿Qué necesitas en un coche? En Dacia tienen claro que, con el Logan, juegan “una nueva clase de valores”. Así, esta versión Diesel se comercializará con dos acabados: Ambiance y Laureate (que añade de serie los faros para niebla delanteros, el pack eléctrico y el radio cassette). Como opciones quedaría el aire acondicionado (780 euros), las llantas de aleación de 15 pulgadas (225 euros), la pintura metalizada (225 euros) y el radio CD (255 euros).

Con la llegada de esta versión, esperan vender 6.500 unidades durante este año. Según aventuran, el Diesel acaparará el 40 por ciento de los pedidos y la equipación Laureate será la más demandada (el 80 por ciento).

El Logan dCi estará a la venta el 17 de marzo. Ofrecerán 3 años de garantía o 100.000 kilómetros. Además, la marca ha anunciado que ya trabaja en un Logan Break y en un Logan Furgoneta.

Dacia Logan 1.5 dCi 70 CV Ambiance: 10.200 euros
Dacia Logan 1.5 dCi 70 CV Laureate: 10.700 euros.

Hasta ellos están sorprendidos. Lo anunciaron como un coche global, un vehículo que se vendería en cualquier parte del mundo, que rodaría por las carreteras más diversas y que se adaptaría al bolsillo de economías de dferentes países. Sin embargo, no esperaban que se convirtiera en el “coche de moda” en Francia (está tan demandado que ha llegado a costar más de segunda mano que nuevo).

En el país vecino, se vive un auténtico cambio de valores y el Logan representa un nuevo gesto de los conductores más esnob: comprar un coche sin ningún alarde innecesario. En algunas zonas pobladas por balnearios y chalés multimillonarios, han sustituido los todo terreno y los deportivos sin ningún tipo de complejos. Además, las unidades que se comercializan son las menos potentes y equipadas.

En España pasa todo lo contrario. Los Logan que más se solicitan son las versiones más altas de gama y los compradores recurren, además, a todo el equipamiento opcional disponible. Tampoco es el “coche de los inmigrantes”, como se rumoreó en su lanzamiento. Según datos de la marca, el 95 por ciento de sus ventas las protagonizan españoles: hombres de entre 40 y 43 años, casados, padres de dos hijos, clase media, asalariados y que utilizan el vehículo, fundamentalmente, como único coche de familia.

¿Qué te puedes comprar por algo más de millón y medio de las antiguas pesetas? Hagamos la prueba: junto a estas líneas te ofrecemos un buscador de precios. Pincha y descubre qué se comercializa por menos de 10.000 euros.

¿Un familiar? Si necesitas espacio, no encontrarás muchas opciones a ese precio. Un Kalos, un Río o un Accent... y muy “pelados”.
¿Un Diesel? Ya tendrías que moverte en otra liga: un C2, un Panda, un Picanto, un Micra o un Indica. Y no esperes más de 70 CV.
¿Un familiar Diesel? No, ya no es misión imposible. No tendrás que recurrir al mercado de segunda mano. Dacia pone a la venta una versión Diesel de su Logan. Tamaño y gasóleo para todos los bolsillos.

Llega el Logan dCi que monta un propulsor muy conocido: el 1,5 litros de 70 CV que se produce en la fábrica de Valladolid. Cumple la normativa Euro 4 y logra un par máximo –según datos oficiales- de 16,3 mkg a 1.700 rpm.

Además, este vehículo está desarrollado sobre la misma plataforma que el Clio y el Modus. Del primero, toma el tren delantero; del segundo, el trasero.
No olvides que Dacia y Renault comparten tecnología. De hecho, el primer modelo que fabricó la marca rumana, el Dacia 1100, era en realidad un Renault 8.

Esta mecánica (con tres niveles de potencia distinta: 70, 85 y 105 CV), además de incorporarse en vehículos Renault (Modus, Clio y Mégane), se monta en los Nissan Almera y Micra y en modelos de Suzuki.

Al volante, el Logan Diesel se muestra muy despierto a bajas vueltas y capaz de mantener ritmos vivos sin problema. No suena mucho, pero, si unimos sus pequeños ruidos con la multitud de sonidos que se cuelan dentro del habitáculo, el conjunto sí puede pasarnos factura a medida que hacemos kilómetros. En nuestra unidad, el salpicadero vibró durante todo el viaje.

Como consta en la ficha técnica, el Logan dCi alcanza una velocidad máxima de 155 km/h y una aceleración 0 a 100 km/h en 15,5 segundos (unos datos un poco peores que su homólogo de gasolina: el 1.4 de 70 CV consigue los 162 km/h y un 0 a 100 en 13 segundos). En autopista, se mueve con soltura y, si no le sacamos más partido a la mecánica, es debido a unas suspensiones algo blandas y a unos desarrollos del cambio que priman ante todo el consumo. La mecánica en sí aprueba con nota. Además, presenta un consumo medio de 4,7 litros cada 100 kilómetros.

Además, condujimos el Logan por caminos. Este Dacia no se arruga frente al “trabajo duro”. Mayor altura al suelo de lo normal y su empaque de coche robusto nos permite abandonar el asfalto sin ningún tipo de miedo.

En Dacia hacen hincapié en que uno de los principales valores de este coche es que su usuario gastará muy poco en mantenimiento. De hecho, según aseguran, se dirigen a un comprador que recorra más de 20.000 kilómetros al año y que vaya a tener operativo el coche un mínimo de 5 años.

1.4
1.6
1.5 dCi
Potencia máxima (CV / rpm) 75 / 5.500 90 / 5.500 70 / 4.000
Par máximo (mkg / rpm) 11,4 / 3.000 13 / 3.000 16,3 / 1.700
Consumo mixto (l / 100 km) 6,9 7,3 4,7
Velocidad máxima (km/h) 162 175 155
0-100 km/h (s) 13 11,50 15,50
A partir de (euros) 7.800 9.500 10.200

Diseñado para arrancar en las zonas más gélidas de Rusia, fabricado para aguantar los calores extremos del Golfo Pérsico o para rodar por las carreteras peores asfaltadas de Marruecos... y respetando la normativa Europea.

¿Qué necesitas en un coche? En Dacia tienen claro que, con el Logan, juegan “una nueva clase de valores”. Así, esta versión Diesel se comercializará con dos acabados: Ambiance y Laureate (que añade de serie los faros para niebla delanteros, el pack eléctrico y el radio cassette). Como opciones quedaría el aire acondicionado (780 euros), las llantas de aleación de 15 pulgadas (225 euros), la pintura metalizada (225 euros) y el radio CD (255 euros).

Con la llegada de esta versión, esperan vender 6.500 unidades durante este año. Según aventuran, el Diesel acaparará el 40 por ciento de los pedidos y la equipación Laureate será la más demandada (el 80 por ciento).

El Logan dCi estará a la venta el 17 de marzo. Ofrecerán 3 años de garantía o 100.000 kilómetros. Además, la marca ha anunciado que ya trabaja en un Logan Break y en un Logan Furgoneta.

Dacia Logan 1.5 dCi 70 CV Ambiance: 10.200 euros
Dacia Logan 1.5 dCi 70 CV Laureate: 10.700 euros.

Hasta ellos están sorprendidos. Lo anunciaron como un coche global, un vehículo que se vendería en cualquier parte del mundo, que rodaría por las carreteras más diversas y que se adaptaría al bolsillo de economías de dferentes países. Sin embargo, no esperaban que se convirtiera en el “coche de moda” en Francia (está tan demandado que ha llegado a costar más de segunda mano que nuevo).

En el país vecino, se vive un auténtico cambio de valores y el Logan representa un nuevo gesto de los conductores más esnob: comprar un coche sin ningún alarde innecesario. En algunas zonas pobladas por balnearios y chalés multimillonarios, han sustituido los todo terreno y los deportivos sin ningún tipo de complejos. Además, las unidades que se comercializan son las menos potentes y equipadas.

En España pasa todo lo contrario. Los Logan que más se solicitan son las versiones más altas de gama y los compradores recurren, además, a todo el equipamiento opcional disponible. Tampoco es el “coche de los inmigrantes”, como se rumoreó en su lanzamiento. Según datos de la marca, el 95 por ciento de sus ventas las protagonizan españoles: hombres de entre 40 y 43 años, casados, padres de dos hijos, clase media, asalariados y que utilizan el vehículo, fundamentalmente, como único coche de familia.

¿Qué te puedes comprar por algo más de millón y medio de las antiguas pesetas? Hagamos la prueba: junto a estas líneas te ofrecemos un buscador de precios. Pincha y descubre qué se comercializa por menos de 10.000 euros.

¿Un familiar? Si necesitas espacio, no encontrarás muchas opciones a ese precio. Un Kalos, un Río o un Accent... y muy “pelados”.
¿Un Diesel? Ya tendrías que moverte en otra liga: un C2, un Panda, un Picanto, un Micra o un Indica. Y no esperes más de 70 CV.
¿Un familiar Diesel? No, ya no es misión imposible. No tendrás que recurrir al mercado de segunda mano. Dacia pone a la venta una versión Diesel de su Logan. Tamaño y gasóleo para todos los bolsillos.

Llega el Logan dCi que monta un propulsor muy conocido: el 1,5 litros de 70 CV que se produce en la fábrica de Valladolid. Cumple la normativa Euro 4 y logra un par máximo –según datos oficiales- de 16,3 mkg a 1.700 rpm.

Además, este vehículo está desarrollado sobre la misma plataforma que el Clio y el Modus. Del primero, toma el tren delantero; del segundo, el trasero.
No olvides que Dacia y Renault comparten tecnología. De hecho, el primer modelo que fabricó la marca rumana, el Dacia 1100, era en realidad un Renault 8.

Esta mecánica (con tres niveles de potencia distinta: 70, 85 y 105 CV), además de incorporarse en vehículos Renault (Modus, Clio y Mégane), se monta en los Nissan Almera y Micra y en modelos de Suzuki.

Al volante, el Logan Diesel se muestra muy despierto a bajas vueltas y capaz de mantener ritmos vivos sin problema. No suena mucho, pero, si unimos sus pequeños ruidos con la multitud de sonidos que se cuelan dentro del habitáculo, el conjunto sí puede pasarnos factura a medida que hacemos kilómetros. En nuestra unidad, el salpicadero vibró durante todo el viaje.

Como consta en la ficha técnica, el Logan dCi alcanza una velocidad máxima de 155 km/h y una aceleración 0 a 100 km/h en 15,5 segundos (unos datos un poco peores que su homólogo de gasolina: el 1.4 de 70 CV consigue los 162 km/h y un 0 a 100 en 13 segundos). En autopista, se mueve con soltura y, si no le sacamos más partido a la mecánica, es debido a unas suspensiones algo blandas y a unos desarrollos del cambio que priman ante todo el consumo. La mecánica en sí aprueba con nota. Además, presenta un consumo medio de 4,7 litros cada 100 kilómetros.

Además, condujimos el Logan por caminos. Este Dacia no se arruga frente al “trabajo duro”. Mayor altura al suelo de lo normal y su empaque de coche robusto nos permite abandonar el asfalto sin ningún tipo de miedo.

En Dacia hacen hincapié en que uno de los principales valores de este coche es que su usuario gastará muy poco en mantenimiento. De hecho, según aseguran, se dirigen a un comprador que recorra más de 20.000 kilómetros al año y que vaya a tener operativo el coche un mínimo de 5 años.

1.4
1.6
1.5 dCi
Potencia máxima (CV / rpm) 75 / 5.500 90 / 5.500 70 / 4.000
Par máximo (mkg / rpm) 11,4 / 3.000 13 / 3.000 16,3 / 1.700
Consumo mixto (l / 100 km) 6,9 7,3 4,7
Velocidad máxima (km/h) 162 175 155
0-100 km/h (s) 13 11,50 15,50
A partir de (euros) 7.800 9.500 10.200

Diseñado para arrancar en las zonas más gélidas de Rusia, fabricado para aguantar los calores extremos del Golfo Pérsico o para rodar por las carreteras peores asfaltadas de Marruecos... y respetando la normativa Europea.

¿Qué necesitas en un coche? En Dacia tienen claro que, con el Logan, juegan “una nueva clase de valores”. Así, esta versión Diesel se comercializará con dos acabados: Ambiance y Laureate (que añade de serie los faros para niebla delanteros, el pack eléctrico y el radio cassette). Como opciones quedaría el aire acondicionado (780 euros), las llantas de aleación de 15 pulgadas (225 euros), la pintura metalizada (225 euros) y el radio CD (255 euros).

Con la llegada de esta versión, esperan vender 6.500 unidades durante este año. Según aventuran, el Diesel acaparará el 40 por ciento de los pedidos y la equipación Laureate será la más demandada (el 80 por ciento).

El Logan dCi estará a la venta el 17 de marzo. Ofrecerán 3 años de garantía o 100.000 kilómetros. Además, la marca ha anunciado que ya trabaja en un Logan Break y en un Logan Furgoneta.

Dacia Logan 1.5 dCi 70 CV Ambiance: 10.200 euros
Dacia Logan 1.5 dCi 70 CV Laureate: 10.700 euros.

Hasta ellos están sorprendidos. Lo anunciaron como un coche global, un vehículo que se vendería en cualquier parte del mundo, que rodaría por las carreteras más diversas y que se adaptaría al bolsillo de economías de dferentes países. Sin embargo, no esperaban que se convirtiera en el “coche de moda” en Francia (está tan demandado que ha llegado a costar más de segunda mano que nuevo).

En el país vecino, se vive un auténtico cambio de valores y el Logan representa un nuevo gesto de los conductores más esnob: comprar un coche sin ningún alarde innecesario. En algunas zonas pobladas por balnearios y chalés multimillonarios, han sustituido los todo terreno y los deportivos sin ningún tipo de complejos. Además, las unidades que se comercializan son las menos potentes y equipadas.

En España pasa todo lo contrario. Los Logan que más se solicitan son las versiones más altas de gama y los compradores recurren, además, a todo el equipamiento opcional disponible. Tampoco es el “coche de los inmigrantes”, como se rumoreó en su lanzamiento. Según datos de la marca, el 95 por ciento de sus ventas las protagonizan españoles: hombres de entre 40 y 43 años, casados, padres de dos hijos, clase media, asalariados y que utilizan el vehículo, fundamentalmente, como único coche de familia.

¿Qué te puedes comprar por algo más de millón y medio de las antiguas pesetas? Hagamos la prueba: junto a estas líneas te ofrecemos un buscador de precios. Pincha y descubre qué se comercializa por menos de 10.000 euros.

¿Un familiar? Si necesitas espacio, no encontrarás muchas opciones a ese precio. Un Kalos, un Río o un Accent... y muy “pelados”.
¿Un Diesel? Ya tendrías que moverte en otra liga: un C2, un Panda, un Picanto, un Micra o un Indica. Y no esperes más de 70 CV.
¿Un familiar Diesel? No, ya no es misión imposible. No tendrás que recurrir al mercado de segunda mano. Dacia pone a la venta una versión Diesel de su Logan. Tamaño y gasóleo para todos los bolsillos.

Llega el Logan dCi que monta un propulsor muy conocido: el 1,5 litros de 70 CV que se produce en la fábrica de Valladolid. Cumple la normativa Euro 4 y logra un par máximo –según datos oficiales- de 16,3 mkg a 1.700 rpm.

Además, este vehículo está desarrollado sobre la misma plataforma que el Clio y el Modus. Del primero, toma el tren delantero; del segundo, el trasero.
No olvides que Dacia y Renault comparten tecnología. De hecho, el primer modelo que fabricó la marca rumana, el Dacia 1100, era en realidad un Renault 8.

Esta mecánica (con tres niveles de potencia distinta: 70, 85 y 105 CV), además de incorporarse en vehículos Renault (Modus, Clio y Mégane), se monta en los Nissan Almera y Micra y en modelos de Suzuki.

Al volante, el Logan Diesel se muestra muy despierto a bajas vueltas y capaz de mantener ritmos vivos sin problema. No suena mucho, pero, si unimos sus pequeños ruidos con la multitud de sonidos que se cuelan dentro del habitáculo, el conjunto sí puede pasarnos factura a medida que hacemos kilómetros. En nuestra unidad, el salpicadero vibró durante todo el viaje.

Como consta en la ficha técnica, el Logan dCi alcanza una velocidad máxima de 155 km/h y una aceleración 0 a 100 km/h en 15,5 segundos (unos datos un poco peores que su homólogo de gasolina: el 1.4 de 70 CV consigue los 162 km/h y un 0 a 100 en 13 segundos). En autopista, se mueve con soltura y, si no le sacamos más partido a la mecánica, es debido a unas suspensiones algo blandas y a unos desarrollos del cambio que priman ante todo el consumo. La mecánica en sí aprueba con nota. Además, presenta un consumo medio de 4,7 litros cada 100 kilómetros.

Además, condujimos el Logan por caminos. Este Dacia no se arruga frente al “trabajo duro”. Mayor altura al suelo de lo normal y su empaque de coche robusto nos permite abandonar el asfalto sin ningún tipo de miedo.

En Dacia hacen hincapié en que uno de los principales valores de este coche es que su usuario gastará muy poco en mantenimiento. De hecho, según aseguran, se dirigen a un comprador que recorra más de 20.000 kilómetros al año y que vaya a tener operativo el coche un mínimo de 5 años.

1.4
1.6
1.5 dCi
Potencia máxima (CV / rpm) 75 / 5.500 90 / 5.500 70 / 4.000
Par máximo (mkg / rpm) 11,4 / 3.000 13 / 3.000 16,3 / 1.700
Consumo mixto (l / 100 km) 6,9 7,3 4,7
Velocidad máxima (km/h) 162 175 155
0-100 km/h (s) 13 11,50 15,50
A partir de (euros) 7.800 9.500 10.200

Diseñado para arrancar en las zonas más gélidas de Rusia, fabricado para aguantar los calores extremos del Golfo Pérsico o para rodar por las carreteras peores asfaltadas de Marruecos... y respetando la normativa Europea.

¿Qué necesitas en un coche? En Dacia tienen claro que, con el Logan, juegan “una nueva clase de valores”. Así, esta versión Diesel se comercializará con dos acabados: Ambiance y Laureate (que añade de serie los faros para niebla delanteros, el pack eléctrico y el radio cassette). Como opciones quedaría el aire acondicionado (780 euros), las llantas de aleación de 15 pulgadas (225 euros), la pintura metalizada (225 euros) y el radio CD (255 euros).

Con la llegada de esta versión, esperan vender 6.500 unidades durante este año. Según aventuran, el Diesel acaparará el 40 por ciento de los pedidos y la equipación Laureate será la más demandada (el 80 por ciento).

El Logan dCi estará a la venta el 17 de marzo. Ofrecerán 3 años de garantía o 100.000 kilómetros. Además, la marca ha anunciado que ya trabaja en un Logan Break y en un Logan Furgoneta.

Dacia Logan 1.5 dCi 70 CV Ambiance: 10.200 euros
Dacia Logan 1.5 dCi 70 CV Laureate: 10.700 euros.

Hasta ellos están sorprendidos. Lo anunciaron como un coche global, un vehículo que se vendería en cualquier parte del mundo, que rodaría por las carreteras más diversas y que se adaptaría al bolsillo de economías de dferentes países. Sin embargo, no esperaban que se convirtiera en el “coche de moda” en Francia (está tan demandado que ha llegado a costar más de segunda mano que nuevo).

En el país vecino, se vive un auténtico cambio de valores y el Logan representa un nuevo gesto de los conductores más esnob: comprar un coche sin ningún alarde innecesario. En algunas zonas pobladas por balnearios y chalés multimillonarios, han sustituido los todo terreno y los deportivos sin ningún tipo de complejos. Además, las unidades que se comercializan son las menos potentes y equipadas.

En España pasa todo lo contrario. Los Logan que más se solicitan son las versiones más altas de gama y los compradores recurren, además, a todo el equipamiento opcional disponible. Tampoco es el “coche de los inmigrantes”, como se rumoreó en su lanzamiento. Según datos de la marca, el 95 por ciento de sus ventas las protagonizan españoles: hombres de entre 40 y 43 años, casados, padres de dos hijos, clase media, asalariados y que utilizan el vehículo, fundamentalmente, como único coche de familia.

Galería relacionada

Dacia Logan dCi

Te recomendamos

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...