Chrysler 300C 3.0 V6 CRD

Hay otras maneras de tener “clase” en el segmento premium más allá de los dictados de Mercedes. Te montamos en un modelo que lleva uno de los Diesel más avanzados del mercado, que tiene el tamaño casi de un Phaeton, pero al precio de un Passat, y, por si fuera poco, que no se parece en nada a ninguno de ellos.
-
Chrysler 300C 3.0 V6 CRD
Chrysler 300C 3.0 V6 CRD

Por lo demás, el Chrysler 300C tiene un arsenal sólo pensado para hacer más confortable la vida a sus pasajeros: climatizador bizona, control de distancia de aparcamiento trasero y control de velocidad de crucero, ordenador de viaje, sensor de lluvia, asientos regulables eléctricamente con memoria... Te contamos cómo funciona en el siguiente apartado.

Ver vídeosVer vídeo
<table border=0 cellspacing=0 cellpadding=0 class=visu4>
<tr align=right><td colspan=3 class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/visu_aub.gif" alt=""></td></tr>
<tr> 
<td class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/au.gif" width=1 height=1 alt=""></td>
<td id=visu5><ul> 



    <li><a href="javascript:abrir_ventana

('http://multimedia.terra.es/viewer/portada.cfm?cod_media=52691&mapnivel1=MUS','','width=765,height=470') ">Chrysler 300C

Apabullante. Todo en este coche es superlativo. Cinco metros de longitud y casi dos toneladas de peso capaces de pasar de 0 a 100 km/h en 7 segundos.

Ya sólo verlo nos hace “sacar pecho”: parrilla gigantesca que surca el frontal, enormes ruedas de 18 pulgadas, líneas rotundas... Discretos, abstenerse.

Tiene una imagen poco vista en nuestras carreteras, aunque con club de fans más allá del Atlántico. Sin embargo, a pesar de ese aire USA, estamos ante uno de los modelos que Chrysler ha elegido para hacerse fuerte en el Viejo Continente.

Se monta en Graz: una ciudad austriaca famosa por ser la cuna del Arnold Schwarzenegger y por acoger una auténtica ciudad del automóvil. Allí fabrica Mercedes, Jeep, BMW, Saab y, por supuesto, Chrysler. Pero nuestro particular “Terminator sobre ruedas” tiene, además, todo un pasaporte europeo: tecnología Mercedes en sus entrañas. Por algo ambas marcas forman parte del mismo conglomerado: DaimlerChrysler.

¡Y vaya “regalito” le ha hecho Mercedes!: uno de los turbodiésel más avanzados del mercado. Estamos hablando del mismo motor que incorpora el Clase E 320 CDI y también los Jeep Comander y Grand Cherokee, un propulsor de 216 CV de potencia y ¡52 mkg!. No, no hemos escrito mal la cifra: estaríamos ante uno de los motores con un par más altos del segmento. Si continúas leyendo, te explicamos cómo se traduce esto en carretera.

Ellos lo denominan así y no exageran tanto. Si no es el mejor, al menos sí podemos afirmar que este motor es uno de los más modernos: filtro de partículas que se limpia solo, cuatro válvulas por cilindro, turbo de geometría variable de tercera generación, inyectores piezoeléctricos... Realizado en aluminio, apenas pesa 208 kilos.

El tamaño de este modelo desconcierta. Estaríamos ante casi 5 metros de coche (4,99), una longitud que sólo se permiten los auténticos “pata negra” del mercado: sólo “saltan” esa medida los Audi A8, los BMW Serie 7, los Cadillac STS, los Jaguar XJ, los Volkswagen Phaeton o los Mercedes Clase S. Sin embargo, también en éstos se dispara el precio. Por el contrario, el 300C situaría su tarifa en un escalón inferior (A6, Serie 5, Cadillac BLS, Jaguar S-Type...), acercándose incluso a modelos de marcas más generalistas como el Opel Signum o el Peugeot 607.

Obviamente, ningún ocupante tendrá problemas de espacio en su interior, ni siquiera el mencionado Arnold Schwarzenegger. A sus rivales por precio les saca demasiados centímetros. Un dato: el 300C presenta un maletero de 560 litros (según nuestras mediciones); sólo se le aproxima el A6 con sus 530 litros.

Su equipamiento de serie también es de primera, al menos sobre el papel. En un primer vistazo, descubrimos madera, carey o cuero. Luego, al tacto, vemos que también hay plástico y que algunas terminaciones no están al nivel de sus hermanos alemanes, léase Mercedes. Después, comprobando el equipamiento, descubrimos que hay elementos como la tapicería de cuero que se cobran aparte (3.000 euros), por lo que la tarifa final ya no es tan atractiva como creíamos. También son opcionales el sistema de navegación (2.850 euros) o la pintura metalizada (640 euros).

Por lo demás, el Chrysler 300C tiene un arsenal sólo pensado para hacer más confortable la vida a sus pasajeros: climatizador bizona, control de distancia de aparcamiento trasero y control de velocidad de crucero, ordenador de viaje, sensor de lluvia, asientos regulables eléctricamente con memoria... Te contamos cómo funciona en el siguiente apartado.

Ver vídeosVer vídeo
<table border=0 cellspacing=0 cellpadding=0 class=visu4>
<tr align=right><td colspan=3 class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/visu_aub.gif" alt=""></td></tr>
<tr> 
<td class=visu2><img src="http://www.terra.es/img/au.gif" width=1 height=1 alt=""></td>
<td id=visu5><ul> 



    <li><a href="javascript:abrir_ventana

('http://multimedia.terra.es/viewer/portada.cfm?cod_media=52691&mapnivel1=MUS','','width=765,height=470') ">Chrysler 300C

Apabullante. Todo en este coche es superlativo. Cinco metros de longitud y casi dos toneladas de peso capaces de pasar de 0 a 100 km/h en 7 segundos.

Ya sólo verlo nos hace “sacar pecho”: parrilla gigantesca que surca el frontal, enormes ruedas de 18 pulgadas, líneas rotundas... Discretos, abstenerse.

Tiene una imagen poco vista en nuestras carreteras, aunque con club de fans más allá del Atlántico. Sin embargo, a pesar de ese aire USA, estamos ante uno de los modelos que Chrysler ha elegido para hacerse fuerte en el Viejo Continente.

Se monta en Graz: una ciudad austriaca famosa por ser la cuna del Arnold Schwarzenegger y por acoger una auténtica ciudad del automóvil. Allí fabrica Mercedes, Jeep, BMW, Saab y, por supuesto, Chrysler. Pero nuestro particular “Terminator sobre ruedas” tiene, además, todo un pasaporte europeo: tecnología Mercedes en sus entrañas. Por algo ambas marcas forman parte del mismo conglomerado: DaimlerChrysler.

¡Y vaya “regalito” le ha hecho Mercedes!: uno de los turbodiésel más avanzados del mercado. Estamos hablando del mismo motor que incorpora el Clase E 320 CDI y también los Jeep Comander y Grand Cherokee, un propulsor de 216 CV de potencia y ¡52 mkg!. No, no hemos escrito mal la cifra: estaríamos ante uno de los motores con un par más altos del segmento. Si continúas leyendo, te explicamos cómo se traduce esto en carretera.

Ellos lo denominan así y no exageran tanto. Si no es el mejor, al menos sí podemos afirmar que este motor es uno de los más modernos: filtro de partículas que se limpia solo, cuatro válvulas por cilindro, turbo de geometría variable de tercera generación, inyectores piezoeléctricos... Realizado en aluminio, apenas pesa 208 kilos.

El tamaño de este modelo desconcierta. Estaríamos ante casi 5 metros de coche (4,99), una longitud que sólo se permiten los auténticos “pata negra” del mercado: sólo “saltan” esa medida los Audi A8, los BMW Serie 7, los Cadillac STS, los Jaguar XJ, los Volkswagen Phaeton o los Mercedes Clase S. Sin embargo, también en éstos se dispara el precio. Por el contrario, el 300C situaría su tarifa en un escalón inferior (A6, Serie 5, Cadillac BLS, Jaguar S-Type...), acercándose incluso a modelos de marcas más generalistas como el Opel Signum o el Peugeot 607.

Obviamente, ningún ocupante tendrá problemas de espacio en su interior, ni siquiera el mencionado Arnold Schwarzenegger. A sus rivales por precio les saca demasiados centímetros. Un dato: el 300C presenta un maletero de 560 litros (según nuestras mediciones); sólo se le aproxima el A6 con sus 530 litros.

Su equipamiento de serie también es de primera, al menos sobre el papel. En un primer vistazo, descubrimos madera, carey o cuero. Luego, al tacto, vemos que también hay plástico y que algunas terminaciones no están al nivel de sus hermanos alemanes, léase Mercedes. Después, comprobando el equipamiento, descubrimos que hay elementos como la tapicería de cuero que se cobran aparte (3.000 euros), por lo que la tarifa final ya no es tan atractiva como creíamos. También son opcionales el sistema de navegación (2.850 euros) o la pintura metalizada (640 euros).

Galería relacionada

Chrysler 300C 3.0 V6 CRD

Te recomendamos

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

El Jaguar E-PACE tiene el honor de ser el primer SUV compacto de la historia de la ma...