Chevrolet Epica Diesel

Habían puesto centímetros al antiguo Evanda, mejorado su calidad y añadido mucho equipamiento, pero al Epica todavía le faltaba algo: oferta Diesel. Por fin Chevrolet incorpora un motor de gasóleo a la gama. Llega el 2.0 VCDi de 150 CV, una mecánica que ya monta el Captiva.
-
Chevrolet Epica Diesel
Chevrolet Epica Diesel

Da igual que tires la casa por la ventana en equipamiento, que cuentes con diseños modernos o que hayas pedido refuerzos de la casa madre... Si no tienes un Diesel, no “te comerás un colín” en el mercado europeo y menos en el segmento que se mueve el nuevo Epica.

Incluso los propios responsables de la marca aseguran que, hasta ahora, sólo podían aspirar a un tercio de la “tarta”, unas ventas que se doblarán en breve. ¿Es mucho pedir a un nuevo motor? Además, en realidad ni siquiera es nuevo.

El Captiva fue el primer modelo en incorporar esta mecánica y anunciar a bombo y platillo que Chevrolet (la antigua Daewoo) se atrevía con propulsores de gasóleo. Ya lo probamos en este SUV y aprobó con nota, aunque echamos en falta algo de fuerza a bajo régimen (no olvidemos que este modelo pesa dos toneladas)...

Ahora, le llega el turno al Epica. Sus 150 CV oficiales parten como un poderoso reclamo. Sus rivales más directos, y hasta hace muy poco compatriotas, Kia Magentis o Hyundai Sonata se conforman con 140. Si hacemos caso a los datos oficiales de todos ellos, el modelo de Chevrolet consigue rebajar el 0 a 100 km/h en 0,6 segundos, manteniendo la misma velocidad punta y un consumo que se mueve en los 6 litros cada 100 kilómetros. Es decir, empate técnico para la “triada coreana”.

Se trata de un inyección directa de combustible con common rail, turbo de geometría variable, intercooler, culata de cuatro válvulas por cilindro y filtro de partículas Diesel.
Potencia máxima: 150 CV a 4.000 rpm
Par máximo: 320 Nm a 2.000 rpm.
Velocidad máxima: 200 km/h (manual)/ 207 km/h (automático)
Aceleración 0-100 km/h: 9,7 s (manual)/10,1 s (automático)
Consumo medio: 6,1 l/100 km (manual)/7,6 l/100 km (automático)

Quizás sean los adjetivos que mejor definan a este motor y al Epica que lo monta. El 2.0 VCDi nos ha parecido silencioso y presto a la hora de subir de vueltas. Nos ha gustado sus aceleraciones.

En nuestra pequeña toma de contacto, probamos la versión manual de cinco velocidades y el manejo del cambio no nos pareció demasiado preciso (y es de cinco relaciones, mientras que el Magentis, por cierto, es de seis). Además, el Epica Diesel sufre las mismas carencias que sus hermanos de gama gasolina: el tarado de las suspensiones es demasiado blando y, en curvas, la carrocería hace sentir sus inercias. Tampoco se ha corregido la ausencia de ESP: en un primer momento, Chevrolet aseguró que se incorporaría con la llegada del Diesel y, ahora, asegura que habrá que esperar hasta finales de verano. Además, cuando el control de estabilidad llegue, también se revisarán los precios al alza.

Chevrolet aprovecha la llegada del Diesel para crear una variante de acceso a la gama. Es el acabado LT y sólo se ofrecerá con la mecánica de gasóleo. Además, se mantendrá la terminación LTX, una variante que continúa con una buena relación equipamiento/precio.

Los elementos más destacados son los siguientes:
· Airbags de cortina delanteros
· Airbag para acompañante con sensor
· Ordenador de a bordo
· Volante regulable en altura y profundidad
· Sensor de aparcamiento
· ABS, EBD, control de tracción y, más adelante, ESP
· Climatizador automático
· Regulación eléctrica para el asiento del conductor
· Equipo de audio con mandos integrados en el volante
· Llantas de aleación de 17 pulgadas
· Retrovisores plegables eléctricamente

Asimismo, este nivel de equipamiento se completa con tres años de asistencia en carretera y otros tantos de mantenimiento y de garantía o 100.000 kilómetros.

Como puedes comprobar, el salto entre gasolina y Diesel apenas ronda los 1.300 euros y entre versiones manuales y automáticas se sitúa en 2.000 euros.

EPICA 2,0 VCDi LT: 21.500 €
EPICA 2,0 L6 24v LTX: 23.235 €
EPICA 2,0 VCDi LTX: 24.550 €
EPICA 2,5 L6 24V LTX AUT.: 25.235 €
EPICA 2,0 VCDi LTX AUT: 25.650 €

Chevrolet ya no es la antigua Daewoo y, una vez más, para conseguir pasaporte europeo hay que contar con oferta Diesel. Por eso, la marca se ha preparado un duro programa para los próximos meses:

en abril, el Lacetti incorporará el 2.0 TCDi
en mayo, el Nubira sumará el 2.0 TDCi
en verano, llegará el Captiva con el 2.0 VCDi de 127 CV

El Epica es una apuesta sólida. Diseño de corte clásico, interior amplio y buen equipamiento y, cómo no, un precio de partida muy interesante para un modelo de 4,80 metros de longitud y 150 CV de potencia.

Lástima que prometieran el ESP para estas fechas y nos digan que aún habrá que esperar.

Da igual que tires la casa por la ventana en equipamiento, que cuentes con diseños modernos o que hayas pedido refuerzos de la casa madre... Si no tienes un Diesel, no “te comerás un colín” en el mercado europeo y menos en el segmento que se mueve el nuevo Epica.

Incluso los propios responsables de la marca aseguran que, hasta ahora, sólo podían aspirar a un tercio de la “tarta”, unas ventas que se doblarán en breve. ¿Es mucho pedir a un nuevo motor? Además, en realidad ni siquiera es nuevo.

El Captiva fue el primer modelo en incorporar esta mecánica y anunciar a bombo y platillo que Chevrolet (la antigua Daewoo) se atrevía con propulsores de gasóleo. Ya lo probamos en este SUV y aprobó con nota, aunque echamos en falta algo de fuerza a bajo régimen (no olvidemos que este modelo pesa dos toneladas)...

Ahora, le llega el turno al Epica. Sus 150 CV oficiales parten como un poderoso reclamo. Sus rivales más directos, y hasta hace muy poco compatriotas, Kia Magentis o Hyundai Sonata se conforman con 140. Si hacemos caso a los datos oficiales de todos ellos, el modelo de Chevrolet consigue rebajar el 0 a 100 km/h en 0,6 segundos, manteniendo la misma velocidad punta y un consumo que se mueve en los 6 litros cada 100 kilómetros. Es decir, empate técnico para la “triada coreana”.

Se trata de un inyección directa de combustible con common rail, turbo de geometría variable, intercooler, culata de cuatro válvulas por cilindro y filtro de partículas Diesel.
Potencia máxima: 150 CV a 4.000 rpm
Par máximo: 320 Nm a 2.000 rpm.
Velocidad máxima: 200 km/h (manual)/ 207 km/h (automático)
Aceleración 0-100 km/h: 9,7 s (manual)/10,1 s (automático)
Consumo medio: 6,1 l/100 km (manual)/7,6 l/100 km (automático)

Quizás sean los adjetivos que mejor definan a este motor y al Epica que lo monta. El 2.0 VCDi nos ha parecido silencioso y presto a la hora de subir de vueltas. Nos ha gustado sus aceleraciones.

En nuestra pequeña toma de contacto, probamos la versión manual de cinco velocidades y el manejo del cambio no nos pareció demasiado preciso (y es de cinco relaciones, mientras que el Magentis, por cierto, es de seis). Además, el Epica Diesel sufre las mismas carencias que sus hermanos de gama gasolina: el tarado de las suspensiones es demasiado blando y, en curvas, la carrocería hace sentir sus inercias. Tampoco se ha corregido la ausencia de ESP: en un primer momento, Chevrolet aseguró que se incorporaría con la llegada del Diesel y, ahora, asegura que habrá que esperar hasta finales de verano. Además, cuando el control de estabilidad llegue, también se revisarán los precios al alza.

Chevrolet aprovecha la llegada del Diesel para crear una variante de acceso a la gama. Es el acabado LT y sólo se ofrecerá con la mecánica de gasóleo. Además, se mantendrá la terminación LTX, una variante que continúa con una buena relación equipamiento/precio.

Los elementos más destacados son los siguientes:
· Airbags de cortina delanteros
· Airbag para acompañante con sensor
· Ordenador de a bordo
· Volante regulable en altura y profundidad
· Sensor de aparcamiento
· ABS, EBD, control de tracción y, más adelante, ESP
· Climatizador automático
· Regulación eléctrica para el asiento del conductor
· Equipo de audio con mandos integrados en el volante
· Llantas de aleación de 17 pulgadas
· Retrovisores plegables eléctricamente

Asimismo, este nivel de equipamiento se completa con tres años de asistencia en carretera y otros tantos de mantenimiento y de garantía o 100.000 kilómetros.

Como puedes comprobar, el salto entre gasolina y Diesel apenas ronda los 1.300 euros y entre versiones manuales y automáticas se sitúa en 2.000 euros.

EPICA 2,0 VCDi LT: 21.500 €
EPICA 2,0 L6 24v LTX: 23.235 €
EPICA 2,0 VCDi LTX: 24.550 €
EPICA 2,5 L6 24V LTX AUT.: 25.235 €
EPICA 2,0 VCDi LTX AUT: 25.650 €

Chevrolet ya no es la antigua Daewoo y, una vez más, para conseguir pasaporte europeo hay que contar con oferta Diesel. Por eso, la marca se ha preparado un duro programa para los próximos meses:

en abril, el Lacetti incorporará el 2.0 TCDi
en mayo, el Nubira sumará el 2.0 TDCi
en verano, llegará el Captiva con el 2.0 VCDi de 127 CV

El Epica es una apuesta sólida. Diseño de corte clásico, interior amplio y buen equipamiento y, cómo no, un precio de partida muy interesante para un modelo de 4,80 metros de longitud y 150 CV de potencia.

Lástima que prometieran el ESP para estas fechas y nos digan que aún habrá que esperar.

Galería relacionada

Imágenes Chevrolet Epica Diesel

Te recomendamos

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

Las capacidades dinámicas del nuevo VW Touareg lo convierten en un poderoso rodador, ...