BMW X5 xDrive 45e: a prueba el nuevo SUV híbrido enchufable

Además de hasta 87 km de rango eléctrico que le convierten en justo merecedor de la «etiqueta cero», la electrificación refuerza el dinamismo del nuevo BMW X5 45e.
Óscar Díaz -
BMW X5 xDrive 45e: a prueba el nuevo SUV híbrido enchufable
BMW X5 xDrive 45e: a prueba el nuevo SUV híbrido enchufable

El nuevo BMW X5 xDrive45e supone el complemento en clave híbrida a la nueva generación X5, la cuarta ya. Y lo hace con una propuesta que mejora a su predecesor, el 40e, en todos sus aspectos. Porque el motor térmico se sitúa ahora en los 3 litros, con una potencia de 286 CV, y la batería de impulso se va a los 24 kWh, de los cuales 20,9 son utilizables, y deja muy atrás a los 9,2 kWh de la anterior. No es pues de extrañar que anuncie una autonomía eléctrica que le permita ser más utilizable como coche eléctrico: prácticamente el triple que su predecesor. Son hasta 87 km lo que anuncia BMW bajo el ciclo de homologación WLTP —97 km en NEDC—, que permitirían a un buen número de usuarios completar sus recorridos diarios sin gastar una sola gota de gasolina. Del mismo modo, la velocidad máxima de circulación en modo eléctrico ha subido 15 km/h hasta los 135, justo 100 km/h por debajo de la velocidad máxima que podría alcanzar.

Publicidad

El motor de gasolina se complementa con uno eléctrico de 83 kW (113 CV), que sustituye o complementa al de gasolina para una potencia máxima del sistema híbrido de 394 CV y 600 Nm de par responsables de una aceleración de 0 a 100 km/h de 5,6 segundos.

BMW X5 xDrive 45e: a prueba el nuevo SUV híbrido enchufable

BMW X5 xDrive 45e: a prueba el nuevo SUV híbrido enchufable

La batería de impulso es de litio y soporta cargas domésticas de hasta 3,7 kW lo que permitiría recargas nocturnas para ser utilizado como eléctrico, aunque prescinde de recargas rápidas, argumentado por la versatilidad que le aporta su depósito de 69 litros de gasolina, que le permiten funcionar como híbrido convencional. Va situada en la zona inferior del BMW X5 45e, lo que permite a BMW anunciar un centro de gravedad más bajo, pero también supone que el maletero pierde parte de su capacidad, concretamente 150 litros menos, para una nada despreciable cifra de 500 litros.

El chasis y los modos de conducción del BMW X5 xDrive45e

Cuatro modos de conducción: Sport, Eléctrico, Adaptativo e Híbrido permiten elegir tanto el carácter que vayamos a recibir como el modo de uso de la batería el BMW X5 45e. Así, en el híbrido la prioridad se da a optimizar el consumo de combustible a fin de reducir al máximo las emisiones, de modo que se prioriza el vaciado de la batería de impulso. El caso contrario es el modo Sport, en que el motor eléctrico va a ayudar con un impulso extra; en un modo boost no explicitado pero sí perceptible en la respuesta al acelerador. El Adaptativo, por su parte, detectaría los ritmos de conducción, estado de la batería, e inclinación del terreno e iría modificando su estrategia y adaptando consecuentemente la firmeza de la suspensión.

BMW X5 xDrive 45e: a prueba el nuevo SUV híbrido enchufable

BMW X5 xDrive 45e: a prueba el nuevo SUV híbrido enchufable

Ésta es de tipo neumático, con amortiguadores controlados electrónicamente y propone como elemento opcional elementos que la complementan en clave de eficacia. Así, el BMW X5 45e cuenta como opción con dirección en las cuatro ruedas y las estabilizadoras activas, entre otras, que reducirían el balanceo de la carrocería, algo muy interesante cuando hablamos de un vehículo de 2,5 toneladas, y mejoraría tanto su maniobrabilidad a baja velocidad como la estabilidad a ritmos altos de marcha, cuando la fuerza centrífuga se convierte en un reto al abordar las curvas más rápidas.

La seguridad activa del BMW X5 xDrive45e

La tracción del BMW X5 45e es integral, con un reparto automático de par entre ambos ejes que hace prevalecer al posterior y favorecería el dinamismo de la conducción, si bien en determinadas circunstancias podría llegar a funcionar como un dos ruedas motrices para así reducir fricciones y rebajar el consumo de combustible. Se complementa con un cambio automático de ocho relaciones.

Publicidad

Además de las habituales ayudas a la conducción como los sistemas de mantenimiento activo de carril, la alerta de peatones o ciclistas y la frenada autónoma de emergencia en ciudad, el BMW X5 45e incluye de serie un sistema que emitiría un sonido cuando circulando a baja velocidad en modo eléctrico para avisar a los peatones próximos.

Publicidad
También te puede interesar

El BMW X3 xDrive30e es la nueva versión híbrida enchufable del popular SUV alemán. Su sistema híbrido rinde una potencia máxima de 292 CV y podrá recorrer más de 40 km en modo puramente eléctrico.

El inédito BMW X8 coronaría la amplia y variada gama de modelos de tipo SUV de la firma alemana. Podría llegar en 2020 y el punto de partida técnico sería el X7. Aquí tienes su última hora.