Los extraterrestres podrían estar observando la Tierra desde unas 2.000 estrellas

Los astrónomos han identificado más de 2.000 estrellas desde donde, en un pasado o futuro no muy lejano, ocasionalmente se puede detectar la Tierra transitando a través de la cara del Sol. Si hay extraterrestres en planetas alrededor de ellas, con al menos un nivel similar de avance tecnológico a nuestra especie, entonces, teóricamente serían capaces de detectarnos. Incluso podrían haber observado cómo la cantidad de dióxido de carbono en la atmósfera de la Tierra aumentó en los últimos años.

Gracias a estas estrellas, los extraterrestres podrían estar obserándonos y dispuestos a contactar.
Gracias a estas estrellas, los extraterrestres podrían estar obserándonos y dispuestos a contactar.

Una investigación, aparecida en la revista Nature esta semana, ofrece una nueva forma de pensar sobre la búsqueda de vida extraterrestre, explica Lisa Kaltenegger, astrónoma de la Universidad de Cornell en Ithaca, Nueva York, quien dirigió el análisis. "¿Quién tiene el asiento delantero cósmico para vernos?", se pregunta.

Esos extraterrestres serían la opción natural para que los terrícolas busquen, dicen los científicos, porque es posible que ya hayan tenido la oportunidad de detectarnos y, por lo tanto, podrían estar preparados para las comunicaciones desde la Tierra.

Movimiento de las estrellas a lo largo del tiempo

Las estrellas pueden deslizarse dentro o fuera de la estrecha porción del cielo que se alinea tanto con la Tierra como con el Sol. Con esta información, los científicos pudieron predecir desde dónde fue visible la Tierra en los últimos 5.000 años más o menos de civilización humana, y también dónde será visible otros 5.000 años en el futuro.

Los científicos pudieron predecir desde dónde fue visible la Tierra en los últimos 5.000 años más o menos de civilización humana, y también dónde será visible otros 5.000 años en el futuro

Al hacerlo, el estudio amplía el pensamiento de los astrónomos sobre qué estrellas tienen "una toma mejor que el promedio de descubrir y caracterizar la Tierra", afirma Sofia Sheikh, astrobióloga del Centro de Investigación SETI de Berkeley en California.

La Vía Láctea ha sido cartografiada por la misión Gaia con un detalle sin precedentes
La Vía Láctea ha sido cartografiada por la misión Gaia con un detalle sin precedentes. Foto. Nature.

El descubrimiento fue posible gracias al observatorio espacial Gaia de la Agencia Espacial Europea, que ha compilado el mejor mapa 3D de estrellas hasta el momento. Trabajando con Jackie Faherty, una astrónoma del Museo Americano de Historia Natural en la ciudad de Nueva York, Kaltenegger analizó el mapa de Gaia para ver qué estrellas han estado, o estarán, en una posición en la que la Tierra se mueve brevemente entre ellas y el Sol.

Debido a que la mayor parte del cielo se encuentra en otros planos al de nuestro Sistema Solar, solo hay una pequeña parte donde esto es posible, asegura. De las más de 330.000 estrellas en el catálogo de Gaia que están dentro de los 100 parsecs de la Tierra, solo 2.043 tienen la geometría de visualización perfecta.

De las más de 330.000 estrellas en el catálogo de Gaia que están dentro de los 100 parsecs de la Tierra, solo 2.043 tienen la geometría de visualización perfecta

De elloas, 1.715 están en los lugares correctos para haber avistado la Tierra en los últimos 5.000 años, y otros 319 tendrán puntos de vista en los próximos 5.000 años. Siete de los 2.034 ya se sabe que albergan planetas, pero es probable que muchos más tengan mundos orbitándolos, algunos de los cuales pueden ser adecuados para la vida.

Senderos que muestran cómo 40.000 estrellas en la Galaxia se moverán a través del cielo en los próximos 400.000 años. Crédito, ESA Gaia DPAC
Senderos que muestran cómo 40.000 estrellas en la Galaxia se moverán a través del cielo en los próximos 400.000 años. Imagen: ESA Gaia DPAC

El método que se cree que se usa para espiar la Tierra desde otras partes de la Galaxia sería el mismo que los astrónomos han utilizado para descubrir miles de exoplanetas: detectar la luz de una estrella distante que se oscurecen ligeramente y regularmente, a medida que un planeta en órbita pasa a través de su cara.

Buenos objetivos alienígenas

Con los resultados de este estudio, los astrónomos que buscan vida extraterrestre ahora pueden centrarse en las estrellas y los sistemas planetarios que tienen una visión de la Tierra y, por lo tanto, ya podrían saber de nosotros. "Realmente ayuda en la caza si sabes dónde se encuentra la presa", comenta Seth Shostak, astrónomo del Instituto SETI en Mountain View, California.

Con los resultados de este estudio, los astrónomos que buscan vida extraterrestre ahora pueden centrarse en las estrellas y los sistemas planetarios que tienen una visión de la Tierra

De esas estrellas, los autores identificaron además 75 que están lo suficientemente cerca —dentro de los 30 parsecs— como para que las ondas de radio de la Tierra ya las hayan detectado. Esos podrían ser objetivos particularmente buenos, dice Kaltenegger, porque los extraterrestres allí ya podrían habernos visto y escuchado.

Pero otras estrellas asumen un nuevo protagonismo. Por ejemplo, los astrónomos saben de siete planetas del tamaño de la Tierra que orbitan la estrella TRAPPIST-1, a doce parsecs de la Tierra. TRAPPIST-1 se moverá en una posición para ver la Tierra como un planeta en tránsito en el año 3663, dicen los autores del estudio.

Los astrónomos saben de siete planetas del tamaño de la Tierra que orbitan la estrella TRAPPIST-1, a doce parsecs de la Tierra

Astrónomos y escritores de ciencia ficción han señalado que las civilizaciones podrían señalar su existencia mediante la construcción de "megaestructuras" artificiales que pasan por delante de sus estrellas, atenuando brevemente su luz de una manera característica.

Tal vez, dicen algunos, la Humanidad debería planificar con anticipación para cuando los ojos del sistema TRAPPIST-1 puedan ser puestos en nuestra dirección. "Tal vez deberíamos pensar en instalar una megaestructura en tránsito para que la observen", dice René Heller, astrofísico del Instituto Max Planck para la Investigación del Sistema Solar en Göttingen, Alemania.

Fuente: Nature.

Relacionado

Así es la galaxia más lejana similar a la nuestra