Volkswagen Budd-e Concept, presentación

volkswagenbudde01.jpg
volkswagenbudde01.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Volkswagen AG nos mostró algunos conceptos 100% eléctricos en el pasado Salón de Frankfurt, como el Porsche Mission-E o el Audi e-Tron Quattro, a los que se une este nuevo prototipo, lo que demuestra que pese a sus avatares con motores térmicos, siguen apostando por invertir en fuentes de movilidad alternativa.

 

 

Que esta presentación se lleve a cabo en el CES y con una carrocería de estilo miniván hace a más de uno albergar la esperanza de una nueva “Combi” o “Microbus”, como se le conoció al modelo en Estados Unidos y del cual ya han existido algunos conceptos con más o menos sabor retro, pero Darryll Harrison, portavoz de VW, se encarga de matar esas ilusiones aclarando que este vehículo anticipa la tecnología del futuro, no un nuevo monovolumen.

 

 

Si bien se asienta sobre una arquitectura desarrollada para albergar mecánicas eléctricas (MEB), Harrison acepta que se parte de la versátil plataforma MQB, que sustenta a muchos de los autos de tracción delantera y motor transversal del consorcio: El Budd-e (se manejó el nombre tentativo de Duo-E, aunque no fue así al final), usa un paquete de baterías que forman una plancha plana en los bajos del auto, con una capacidad de 101 kWh. Existe un motor sobre cada eje proporcionando impulso, aunque el principal es el que se encuentra al frente.

 

 

Mientras que el exterior es dominado por la carrocería tipo van y elementos de iluminación por LEDs, en el interior podemos apreciar un ambiente moderno con botonería mínima y detalles de conectividad conceptuales como control de voz sin necesidad de comandos específicos y una pantalla curva, además del control de gestos que también se mostró en el Golf, aunque en este caso sirve hasta para abrir las puertas, el Virtual-Cockpit de estilo Audi concentra las funciones de instrumental e infoentretenimiento en un todo; y hay cámaras en sustitución de los espejos, algo que vimos en otros conceptos en el CES.

 

 

VW declara una autonomía de 600 kilómetros y una recarga del 80% en sólo 15 minutos, números que teóricamente se harían realidad en las calles en 2020, aunque aceptan que de momento no cuentan con un proveedor que garantice que esto sucederá tal cual está planeado, pero en vista que algunas de las primicias del concepto son ya una realidad, no parece complicado que el resto lo logre paulatinamente.

 

Los mejores vídeos