Salón de Los Ángeles 2016: Volkswagen e-Golf 2017

volkswagegolfgte.jpg
volkswagegolfgte.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Tal vez no se hayan enterado, pero Volkswagen ha mantenido a la venta en otras latitudes una variante eléctrica del actual Golf. Con apenas unos modestos 100 km de rango útil, según la agencia ambiental de los Estados Unidos, no es un producto que se haya aventurado en demasiados mercados, dadas sus limitantes.

 

 

Pero esto podría cambiar cuando la renovación de media vida del compacto germano vaya haciendo su arribo, pues el nuevo e-Golf promete duplicar su autonomía para llegar a los 200 km. Para ello, sustituye la anterior batería de iones de litio de 24.2 kWh por una nueva de 35.8 kWh. La recarga se realiza en seis horas en una toma de 240 voltios, o pueden realizar una recarga del 80% en una hora en una toma rápida.

 

 

El nuevo motor eléctrico ofrece 134 HP y 214 lb-pie de par (115 HP y 199 lb-pie en el ejemplar actual), con lo que logra un 0 a 100 km/h en 9.6 segundos, con una velocidad tope de 150 km/h. El e-Golf incluye novedades como la pantalla táctil de 9.2 pulgadas con reconocimiento de gestos, tablero digital, control de crucero adaptativo, monitoreo de punto ciego, luces altas automáticas y asistente de estacionamiento.

 

 

Las comparaciones con el Chevrolet Bolt son inevitables; el americano ofrece una batería de 60kWh y una autonomía de 383 kilómetros por un precio –en Estados Unidos- de 37,500 dólares antes de impuestos e incentivos (765 mil pesos), que en aquellas tierras pueden llegar a 7,500 dólares en apoyos (153 mil pesos). El e-Golf deberá tener un precio superior a los 30 mil dólares (612 mil pesos), que lo pondrían más cerca del LEAF con una autonomía de 172 km, o el Ioniq, que también promete 200 km.

 

Si bien esta variante estará disponible en la Unión Americana para el segundo semestre de 2017, versiones endotérmicas con los cambios recién presentados para el Golf deberán esperar un poco más, aunque VW promete que llegarán como año-modelo 2018.

 

Los mejores vídeos