Porsche demerita el control por gestos de BMW

porsche3.jpg
porsche3.jpg

Por José Virgilio Ordaz.

 

Lutz Kauss, responsable de la interfaz hombre-máquina (HMI) de Porsche, considera un simple “truco” la tecnología de control de gestos y que no avanzará de manera suficientemente rápida como para ser implementada en los autos de producción masiva en el futuro cercano; sólo en el largo plazo, cuando los algoritmos de funcionamiento hayan evolucionado, el sistema será realmente eficiente y útil.

 

De momento no le ve utilidad práctica, ya que el conductor tiene que aprender y memorizar los comandos que serán reconocidos por el sistema (aunque un proceso de aprendizaje más o menos equivalente se tiene que llevar con nuevos sistemas de infoentretenimiento, o al cambiar entre sistemas de diferentes compañías), además que algunos gestos podrían ser malinterpretados por otros conductores, creando confusión.

 

 

Si bien es BMW quien más apuesta por este tipo de tecnología en el nuevo Serie 7, Volkswagen, casa matriz de Porsche, también ha prometido que su modelo estrella en Europa, el Golf, recibirá su propia variante de este sistema para su actualización de media vida.

 

Lo más cercano con lo que cuenta Porsche en este momento, es el sistema PCM de cuarta generación que detecta cuando el usuario acerca los dedos a la pantalla, mostrando más opciones para un acceso más rápido.

Los mejores vídeos