Nissan GT-R Gold 45°, presentación

nissangtr45gold2.jpg
nissangtr45gold2.jpg

Por José Virgilio Ordaz.

 

Fundada en 1947, la marca Tachikawa Aircraft Company, cambió después su nombre a Prince en honor al príncipe Akihito, a la postre el actual emperador de Japón. En 1966 se fusiona con Nissan y de este acuerdo, la marca hereda algunos nombres que han perdurado en su gama de lujo, como el Gloria (segunda generación del Infiniti M/Q70) y el Skyline (Infiniti G/Q50).

 

Cuatro años después de la fusión, Nissan agrega una variante deportiva al Skyline coupé, que recibe el apelativo “GT-R”; el motor elegido fue un seis en línea de 2.0 litros que erogaba 160 hp. Comparativamente, en aquella época el Porsche 911 ofrecía potencias de 123, 153 y 177 hp.

 

Aunque desde 2007 el GT-R y el Skyline siguen caminos separados, Nissan ha decidido honrar su herencia con esta edición especial, que incluye una pintura dorada Silica Brass que ya fue utilizada alguna vez  en el Skyline GT-R 2001 (R34); además de placas conmemorativas en el motor y la consola central.

 

Mecánicamente no ofrece cambios, aunque con potencias de entre 545 y 600 hp no parecen necesarios; lo que sí ofrece son rines RAYS de 20 radios y 20 pulgadas, hechos de aluminio forjado con acabado oscuro, que estarán revestidos con neumáticos Dunlop Sport Maxx GT de alto rendimiento. La edición estará limitada a 30 unidades.

Nuestros destacados