NAIAS 2017: Lexus LS 2018

lexusls01.jpg
lexusls01.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Fue en 1989 que Toyota se atrevió a lanzar al mundo un rival de los BMW Serie 7, Mercedes-Benz Clase S, Audi V8 (predecesor del A8) y Jaguar XJ; es decir, contra lo más granado de la industria automotriz.

 

 

Ahora, tras cuatro generaciones y más de medio millón de unidades vendidas tan solo en los Estados Unidos, llega la quinta iteración del gran sedán nipón. Inspirado en el concepto LF-FC presentado en Tokio 2015, conserva un perfil bastante mesurado, con detalles estéticos como la parrilla de reloj de arena o las “comas” bajo los faros, aunque estos son menos remarcados que en otros modelos de la casa, mientras que el interior presenta un arreglo de corte más clásico.

 

 

El nuevo buque insignia parte de la plataforma del Coupé LC, con lo que además de un centro de gravedad más bajo, recibe de éste su caja de 10 velocidades, sin embargo, no compartirá motor (de momento), por lo que en lugar del V8 5.0 atmosférico, se presenta con un nuevo V6 3.5 litros turboalimentado que ofrece 415 HP y 442 lb-pie (600 Nm), con un 0 a 100 km/h en 4.5 segundos, una mejora significativa contra el actual V8 4.6 litros de 386 caballos y 367 lb-pie, así como una mejora en cuanto a par motor con respecto al 5.0 híbrido de 438 HP y 380 lb-pie.

 

 

Sólo se ofrecerá con lo que antes era la distancia larga entre ejes, por lo que el largo total es de 5.235 metros (5.246 m para el MB Clase S LWB), mientras que la altura queda en 1.45 metros (1.50 m para el Mercedes); 1.90 metros para el ancho (ídem) y 3.125 metros para la distancia entre ejes (3.165 m). El nuevo LS es 91 kg más ligero que el modelo vigente.

 

 

El gran sedán cuenta con amenidades como cancelación activa de ruido, sonido envolvente 3D Mark Levinson, altavoces en el techo, sistema de infoentretenimiento con pantalla de 12.3 pulgadas, interfaz gráfica que acepta instrucciones escritas, asientos con calefacción, refrigeración y masaje Shiatsu, los delanteros con 28 posiciones y los traseros reclinables hasta 48 grados y con elevación para ayudar a subir y bajar, Head-up Display con pantalla a color de 24 pulgadas, rines de 19 a 20 pulgadas, barras estabilizadoras activas y opción a AWD.

 

 

Al gran sedán le acompañó el mencionado coupé LC 500, con su V8 atmosférico de e 471 HP, 398 lb-pie de par y agresivos elementos estilísticos de inspiración egipcia. Presentado hace un año, anuncia su comercialización en la Unión Americana, con un precio de salida de 92 mil dólares (en Estados Unidos) que lo ponen a la par de modelos como el Mercedes-Benz Clase S Coupé o el BMW Serie 6.

 

 

El  500h, costará 96 mil dólares, con su motor híbrido y su complicado arreglo de dos transmisiones, que se combinan para ofrecer diez diferentes marchas: una automática tradicional de cuatro relaciones y una CVT con tres marchas prefijadas, que se escalan con las tres primeras de la automática para un total de nueve, más la relación final del cambiador de engranes.

 

 

El Lexus LS estará disponible a finales de año en los Estados Unidos ¿Llegarán a México? No hay, de momento, confirmación oficial de la marca de un posible arribo a nuestro país, aunque en el segmento premium es prácticamente el gran ausente, con un mercado que, pese a embates políticos pronostica crecimiento, debería estar en consideración.

 

Nuestros destacados