Massa dice adiós a la F1

principal_x4i3185.jpg
principal_x4i3185.jpg

Por Marco Robles (@MarkiMarkand)

 

Se dice que Schumacher se retiró en 2006 para que no se quedara sin asiento en Ferrari, en 2008 fue campeón del mundo por 40 segundos y en 2009 sufrió un grave accidente que le pudo costar la vida. Felipe Massa anunció hoy su retiro, cerrando una carrera de 15 años en la Fórmula 1, que llegará a su fin el próximo 27 de noviembre cuando caiga la bandera a cuadros del Gran Premio de Abu Dhabi.

 

“Tengo que empezar agradeciendo especialmente a mi esposa y mi padre, a toda mi familia, a mi manager Nicolas y a todas las personas que me han apoyado durante mi carrera. Quiero agradecer a Dios por darme todas las oportunidades que he tenido en la vida y, sobre todo, por protegerme. Quiero dar un gran agradecimiento a todas las personas con las que he trabajado estos años, todos los equipos con los que he estado han sido una experiencia especial, no sólo en Fórmula 1.

 

“Tengo grandes memorias de todos estos años y quiero agradecer a todas las personas que me ayudaron a estar donde estoy hoy, he tenido una carrera más exitosa de lo que imaginé y estoy muy orgulloso de todo lo que logré.

 

“Es un gran honor terminar mi carrera en Williams y será muy emocional el Gran Premio de Abu Dhabi, que marcará mi Gran Premio 250.”

 

Felipe Massa llegó a la Fórmula 1 en 2002 con el equipo Sauber y durante su carrera sumó 11 victorias, dos de ellas en su natal Sao Paulo, en 2005 se incorporó a Ferrari como sustituto de su paisano Rubens Barrichello y en 2014 dejó la Scuderia para ir a Williams.

 

Estos son los cinco momentos de Massa en la Fórmula 1

 

1.- Debut con Sauber

El 19 de septiembre de 2001, con 20 años, el campeón de la Fórmula 3000 se subió en la pista de Mugello, Italia, por primera vez a un Fórmula 1 para realizar un test con Sauber, escudería que lo había confirmado como piloto titular para la temporada 2002.

En su primer día dio 101 vueltas al trazado para comenzar a aclimatarse a un auto que era muy diferente a su monoplaza de la F3000.

“Estoy muy feliz con esta oportunidad y la bienvenida que me dio el equipo, me siento como en casa.

“El auto es un poco nervioso con neumáticos nuevos, pero el empuje del motor y la frenada es sorprendete. Por supuesto tengo mucho que aprender sobre la F1 y el C20, me gusta la velocidad, me estoy acostumbrado”, afirmó tras el test a Autosport.

Ese año sumó cuatro puntos y su desempeño hizo que el equipo no lo renovara para 2003, año en que fungió como piloto de pruebas de Ferrari.

 

2.- Llegó a Ferrari

Tras el adiós de Rubens Barrichello de la Scuderia, Felipinho dio el gran salto y con más dudas que certezas comenzó su aventura en Ferrari en la temporada 2006 al lado de Michael Schumacher.

Tras un inicio lento, sumó su primer podio en la pista que Nürburgring, que albergó Gran Premio de Europa, arrancando así sus mejores tres años en la máxima categoría.

 

3.- Primera victoria

Esa misma temporada de 2006 lo vio conseguir uno de los grandes sueños de cualquier piloto, ganar un Gran Premio de Fórmula 1. El 27 de agosto Massa superó a los dos campeones del mundo que había en la categoría, el monarca reinante Fernando Alonso y la leyenda Michael Schumacher en el GP de Turquía.

“Siempre soñé ser un piloto de Ferrari y ganar mi primera carrera con este equipo es algo muy especial”, dijo entre lágrimas y con la voz entrecortada tras el podio.

En total Massa sumó 11 victorias en la Fórmula 1, todas ellas vestido de rojo.

 

4.- La victoria más amarga

Massa había visto como un año antes Kimi Räikkönen había superado a Lewis Hamilton en la batalla por el campeonato del mundo en Brasil, así que en 2008 el brasileño llegó a casa con una tarea titánica por hacer: ganar la carrera y que el británico no superara la sexta posición.

En una de las carreras más dramáticas de la historia, pasada por lluvia, Felipe cruzó la línea de meta con 13 segundos de ventaja sobre el segundo lugar, Fernando Alonso. Hamilton se ubicaba en la sexta posición cuando el brasileño cruzó la meta y desató una fiesta de 40 segundos en Brasil, pues era el primer campeón de ese país en 18 años, tras el legendario Ayrton Senna.

Pero en la penúltima curva, la lluvia hizo que Timo Glock perdiera un poco el control de su Toyota, dejando pasar a Sebastian Vettel y su escolta Lewis Hamilton, quien con ese quinto puesto le arrebató por un punto la corona a Massa.

Esta fue la última victoria del brasileño en la máxima categoría.

 

5.- Salvó la vida

Tras la decepción de Interlagos, Massa se preparó para regresar en 2009 a pelear el campeonato del mundo una vez más, pero los radicales cambios de reglas para los monoplazas no le sentó muy bien a Ferrari, por lo que el inicio dela temporada fue lento y consiguió su primer podio hasta el Gran Premio de Alemania, novena fecha de la temporada.

El 25 de julio de ese año, durante la segunda parte de la calificación para el Gran Premio de Hungría, el casco de Massa fue golpeado por el resorte de la suspensión del Brawn de Rubens Barrichello, dejándolo inconsciente en el acto y provocando graves heridas en la zona del pómulo y el ojo izquierdo del brasileño, termiando con su temporada y obligando a que se le colocara una pieza de titanio en esa zona.

La tecnología del casco y la suerte ayudaron a que Felipinho saliera bien librado del accidente, pues la pieza pegó justo en la orilla superior izquierda de la mica, donde el casco absorbió el impacto.

 

 

Los mejores vídeos