Detalles del chasis del Yamaha Sport Ride

yamahaistreamchasisgordonmurray01.jpg
yamahaistreamchasisgordonmurray01.jpg

Por José Virgilio Ordaz.

 

Yamaha nos mostró en el Salón de Tokio un concepto muy personal de vehículo deportivo ligero; el Sport Ride, destacando en su lanzamiento que el chasis de fibra de carbono denominado iStream fue desarrollado por el ingeniero sudafricano Gordon Murray, artífice del superdeportivo de los noventa, el McLaren F1.

 

Trabajando en conjunto con Yamaha, el ingeniero describe al desarrollo como “la primera estructura de fibra de carbono de gran volumen asequible del mundo, hecha con materiales y tecnología de la Fórmula 1 al alcance del entusiasta del día a día”.

 

 

A decir de Yamaha, han invertido dos años en el desarrollo de este chasis, el cual es similar a su proceso de fabricación iStream de fibra de vidrio, pero reemplazando este material por fibra de carbono. Murray agrega que el proceso de producción está totalmente mecanizado y su ciclo es de sólo 100 segundos, pese a su avanzado acomodo de doble pared unido por una estructura de nido de abeja, el cual difiere de los caros autos artesanales que cuentan con una sola pared de fibra de carbono.

 

Destaca que lo más importante es el bajo costo de producción, el cual permite montarlo en modelos que no necesariamente sean de corte premium, logrando un teórico volumen de producción de 100 mil a 350 mil unidades anuales, lo cual no sólo es importante para los vehículos con motores térmicos, sino para los híbridos y eléctricos que requieren reducir su peso para mejorar su eficiencia. Parece ser una invitación a otras compañías para que se acerquen y ponderen el uso compartido de la tecnología de Yamaha, algo en lo que el conglomerado tiene mucha experiencia.

Los mejores vídeos