Consideran traer Škoda a Norteamérica

skodaoctaviavrs201301.jpg
skodaoctaviavrs201301.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Pese a fabricar automóviles desde 1905, Škoda, la filial checa de Grupo Volkswagen había sido una gran desconocida en América del Norte, aunque se ofertó en la década de los sesenta en los Estados Unidos. Pero gracias a la globalización y a los medios electrónicos, en mercados donde otras filiales del grupo, tanto de bajo volumen (Porsche, Bentley, Lamborghini, Bugatti) como las de mayor difusión tienen presencia, muchos se preguntan por qué no se venden los vehículos de la flecha alada.

 

Si bien en la mayoría de los casos las marcas de Volkswagen o SEAT tienen bien cubiertos los nichos del mercado generalista y Škoda funge como la marca fuerte en la zona de Europa Oriental y llegó a tener buena presencia en algunos países de Suramérica, los problemas político-económicos de esa región podrían obligar a que se oferte la firma en otras latitudes. Tras un exitoso ingreso en China, la marca podría poner sus ojos en Estados Unidos, ante la posible constricción de ventas de VW a raíz del Dieselgate.

 

A diferencia de SEAT (que no se vende en EEUU), Škoda da mayor importancia a los sedanes; el único modelo de tres volúmenes de la división española, el Toledo, es un derivado del Rapid checo. Si a este sumamos el Superb (derivado del Passat europeo) y el Octavia (Golf), tenemos una gama que luce interesante para los fanáticos de los tres volúmenes. 

 

 

Además, se aprovecharía que el Octavia acaba de ganar la variante vRS (RS en algunos mercados, en la galería), tanto para el sedán (notchback en realidad) como vagoneta, la cual combina el motor cuatro cilindros 2.0 litros del conglomerado con salidas de 220 o 230 caballos. Hay una variante diésel de 184 caballos, pero por obvias razones no tiene posibilidades de cruzar el Atlántico.

 

¿Considerarán a México? El modelo tendría como único competidor al Jetta GLI, además que no se canibalizaría con modelo alguno de SEAT. Sumemos que las siglas vRS llegarían en el corto plazo al Superb y al Yeti, crossover algo más pequeño que la Tiguan, por lo que no parece haber problema para que también lleguen a nuestro mercado. Con la presencia del mencionado Toledo y el VW Up!, las posibilidades del Rapid y del Citigo son casi nulas. Son conjeturas pero... ¿Por qué no?

 

https://www.youtube.com/watch?v=xqsqKxHnybk

 

Los mejores vídeos