Toyota Prius Plug-in II: híbrido enchufable de sólo 1,4 l/100 km

El nuevo Toyota Prius Plug-in avanza un paso más que positivo en términos de eficiencia. Como prueba, su cifra de consumo medio homologado: sólo 1,4 l/100 km.
Jorge Serrano.

Twitter: @JorgeMotor1 -

Toyota Prius Plug-in II: híbrido enchufable de sólo 1,4 l/100 km
Toyota Prius Plug-in II: híbrido enchufable de sólo 1,4 l/100 km

La segunda generación del Toyota Prius enchufable es ya realidad. Presentado en el marco del Salón del Automóvil de Nueva York 2016, el nuevo Toyota Prius Plug-in es un hito más en la filosofía ecológica del fabricante nipón. 

Según las primeras informaciones, el nuevo Toyota Prius Plug-in se pondrá a la venta en algunos países europeos a finales de 2016 (de momento, no se ha confirmado que vaya a llegar a España). Su diseño recuerda tanto al Toyota Mirai de hidrógeno como al propio Toyota Prius de cuarta generación (la versión no enchufable).

En las entrañas del sistema híbrido del Toyota Prius Plug-in II destacan los siguientes elementos técnicos. Por un lado, el motor de gasolina, en este caso de ciclo Atkinson y 1,8 litros de cilindrada; y, por otro, un motor eléctrico. La potencia conjunto del sistema híbrido no ha sido anunciada, aunque sí otros datos interesantes referentes tanto a consumo como a emisiones. 

Para el nuevo Toyota Prius Plug-in II, la firma nipona anuncia un consumo medio homologado de 1,4 l/100 km (el equivalente a un nivel de emisiones de 32 g/km de CO2). Como suele ser habitual en la tipología de los coches híbridos enchufables y según la normativa europea NEDC (New European Driving Cycle), este dato de consumo medio hay que tomarlo con cierta cautela. Con las baterías de ión-litio en el punto óptimo de carga y si las circunstancias de conducción son las idóneas, el nuevo Toyota Prius enchufable podrá recorrer en modo cien por cien eléctrico unos 50 km, una distancia que prácticamente dobla (25 km) a la del Prius Plug-in de primera generación. En este modo EV o puramente eléctrico, el Toyota Prius Plug-in podrá circular a una velocidad máxima de 135 km/h (frente a los 85 km/h del Prius enchufable de primera generación). 

Toyota Prius Plug-in 2016Toyota Prius Plug-in II: tipos y tiempos de carga

Como buen coche híbrido que es, el Toyota Prius Plug-in se puede cargar en movimiento mediante el proceso de frenada regenerativa. Las baterías de ión-litio de 8,8 kWh de capacidad también se pueden cargar si se conecta el coche a la red eléctrica. En este caso y si se enchufa a una toma de 230 Voltios, el tiempo estimado de carga es de 2,3 horas. 

La plataforma de construcción del Toyota Prius Plug-in II es la denominada TNGA (Toyota New Glogal Architecture), la misma que la del Prius IV no enchufable y que la del nuevo Toyota C-HR, uno de los SUV que más dará que hablar en 2016. En pos de ahorrar el máximo posible de kilogramos frente a la báscula, los ingenieros de Toyota han elegido materiales resistentes y ligeros, como es el caso del plástico reforzado con fibra de carbono CFRP presente en algunas partes de la carrocería del coche. 

El diseño futurista del Toyota Prius Plug-in II obedece más a cuestiones prácticas y funcionales que a razones meramente estéticas. Prueba de ello es el buen coeficiente aerodinámico Cx de 0,24

Toyota Prius Plug-in 2016Toyota Prius Plug-in II: tecnología y más tecnología 

Unos pequeños paneles fotovoltaicos en el techo permitirán al Toyota Prius Plug-in II reutilizar la energía solar captada para transformarla en energía eléctrica

Otro de los avances tecnológicos eficientes destacados en el nuevo Toyota Prius enchufable es el nuevo sistema de aire acondicionado dotado con una bomba de calor con inyección de gas. 

El interior del Toyota Prius Plug-in es enteramente digital. En él, toma protagonismo una gran pantalla táctil de 11,6 pulgadas colocada a modo de gran tablet en la zona central del salpicadero y en posición vertical. El sistema de proyección de información sobre el parabrisas Head-up Display también se pondrá al servicio del conductor, así como un nuevo sistema de aparcamiento semi-autónomo y un sistema de control de crucero adaptativo con regulación tanto de la velocidad como de la distancia de seguridad. 

También te puede interesar

- Toyota C-HR, un SUV que luchará contra el Nissan Qashqai

- El nuevo Toyota Prius IV, a prueba

- Al volante del Toyota RAV4 Hybrid

- Prueba de larga duración del Toyota Auris Hybrid

Te recomendamos

Hay un público fiel que sigue apostando por las berlinas tradicionales, y ahí el Lexu...

Espacio de carga, confort en viaje y capacidad para dormir en su interior hacen de lo...

El Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlina surcoreana, se ve las caras...

Del 7 al 13 de septiembre tienes ocasión de vivir una experiencia exclusiva a los man...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...