Publicidad

Peugeot se apunta a los híbridos y eléctricos

Peugeot trabaja de firme de cara al primer salto tecnológico necesario para transformar al automóvil de vehículo generador de contaminantes a medio de transporte totalmente limpio. Por ello, se afana sin descanso en poner a punto los próximos modelos híbridos térmicos y eléctricos que saldrán a la calle hacia 2011.
-
Peugeot se apunta a los híbridos y eléctricos
Peugeot se apunta a los híbridos y eléctricos

La concienciación por reducir las emisiones a la atmósfera ya ha quedado clara en Peugeot cuando, en la actualidad, dispone de una gama que le permite reivindicar su posición de líder europeo de coches de bajo consumo y emisiones. De hecho, uno de cada seis turismos vendidos en Europa cuyas emisiones de CO2 no llegan a 120 g/km es Peugeot.

Para ir aún más allá en la reducción, el Grupo PSA –en el que concurren Peugeot y Citroën- se encuentra inmerso en el desarrollo de distintas tecnologías de hibridación, cuyas tres más destacadas son la micro-hibridación, el híbrido HDI y el todo eléctrico.

La tecnología más asequible, asimilable a una ‘micro-hibridación’ se presenta sobre el 308 STOP&START, donde este modelo sólo dispone de un sistema que para el motor en detención, arrancándolo automáticamente cuando el conductor suelta el freno. El ahorro de combustible es real, puesto que las modernas tecnologías han conseguido que la maniobra de arrancar el motor equivalga en gasto a sólo tres segundos de funcionamiento al ralentí. Además, aseguran su eficiencia incluso a temperaturas muy bajas, como son 5 grados bajo cero. Con esta tecnología, el consumo mixto de esta versión 1.6 HDI de 112 CV recortará hasta 4,1 l/100 km los 4,5 del actual, con 108 CV.

Esta tecnología implica la adopción del sistema stop/start de segunda generación, que se desplegará en la gama Peugeot a partir de 2011, más una tracción eléctrica auxiliar también situada en el eje delantero. El demostrador 308 Hybrid2 es su exponente actual, presentado ya en salones del automóvil en 2007 y 2008. Al motor térmico turbodiesel 1.6 HDI FAP de 110 CV se asocia un motor eléctrico de 16 kW -22 CV - proporciona una potencia máxima de 130 CV, comparable a la actual versión 2.0 HDI. El consumo mixto es de sólo 3,4 l/100 km, con emisiones de CO2 de 90 g/km, recortando un 36 por ciento frente a la versión reseñada.

Esta motorización permitiría rodar exclusivamente en modo eléctrico en centros urbanos restringidos por este tipo de regulación. Las baterías son de níquel metal-hidruro, bastante más asequibles que las de ión litio.

El 3008 será el primer usuario del sistema Hybrid4, también en 2011. En esta tecnología se combina un motor térmico 2.0 HDI de 163 CV, un motor eléctrico de 27 kW - 37 CV - y la tecnología stop/start. Dado que el motor eléctrico se acopla a las ruedas traseras, el 3008 Hybrid4 será un modelo de tracción total, tracción delantera o propulsión trasera, según el modo de funcionamiento. En conjunto, serán 200 CV de potencia máxima con un consumo mixto de sólo 4,1 l/100 km, lo que supone unas emisiones de CO2 de sólo 109 g/km El funcionamiento eléctrico se realiza al arrancar, en ciudad, a menos de 50 km/h y en deceleración. El modo térmico se encarga de mantener una velocidad estable en carretera mientras que las dos motorizaciones se combinan en las fases de aceleración y cuando las condiciones de adherencia son precarias, ya que este sistema está conectado a las informaciones del ESP. La caja de cambios, al igual que en el 308 Hybrid2, es manual pilotada, de seis relaciones. Las baterías son también de niquel metal-hidruro.

El concepto tecnológico Hybrid4 también se desarrolla con una combinación de motor de gasolina y eléctrico en un prototipo de la marca, el RC HYbrid4. En este caso, el motor térmico es un 1.6 THP que desarrolla 218 CV asociado a un motor eléctrico de 95 -70 CV- para completar un rendimiento máximo de 313 CV que sólo generan 109 g/km de emisiones de CO2.

La tecnología de tracción exclusivamente eléctrico se está desarrollando de cara a su utilización sobre un pequeño vehículo de uso mayoritariamente urbano desarrollado en colaboración con Mitsubishi Motors Corporation. Este modelo será comercializado a finales del año 2010 o principios de 2011 y, como es lógico en el estado actual del desarrollo de esta tecnología, su autonomía estará en torno a los 150 km con unas prestaciones adaptadas al entorno de utilización.

Peugeot ha puesto a nuestra disposición varios prototipos de sus proyectos de hibridación para una corta toma de contacto en circuito cerrado. Te contamos cuáles son nuestras impresiones de conducción.

El 308 Stop/Start, equipado con un motor 1.6 HDI de 112 CV y cambio pilotado de 6 marchas, debería ponerse a la venta en 2011, esperablemente con un mayor afinamiento de su proceso de ‘re-arranque’ que en el prototipo conducido, bastante brusco al volver a ponerse en movimiento después de cada detención. Algo parecido puede decirse del 308 Hybrid2 de tracción delantera, en el que el mismo tipo de motor (en este caso de 110 CV) y transmisión se acompañan con un motor eléctrico también situado en el tren delantero. Y es que la alta compresión del motor Diesel hace más difícil que en un modelo de gasolina suavizar las transiciones entre tracción ‘térmica’ y eléctrica o la combinación de ambas. En todo caso, Peugeot precisa que no tiene planes concretos de comercialización de este vehículo, cuyo sobrecoste respecto a un 308 convencional no lo haría muy atractivo comercialmente.

El perfeccionamiento operativo y la suavidad son mucho más notables en el caso del 3008 Hybrid4, con tracción delantera por motor térmico y trasera por motor eléctrico más diferencial. Previsto para su venta en 2011, éste será el primer Peugeot híbrido que se comercializará. El 3008 híbrido debe disponer, por medio de una rodeta de mando, de un programa 4WD de tracción total para situaciones de piso resbaladizo, un programa Sport que prioriza la prestación pura frente a la economía de consumo y un programa ZEV de pura tracción eléctrica, con un techo práctico de unos 60 km/h y una autonomía de poco más de 3 km. Por supuesto, el programa básico Auto lo combina todo idealmente de cara a la máxima eficiencia energética. De este modo, el 3008 Hybrid4 podrá combinar unas prestaciones destacadas en carretera con un posible uso urbano ocasional en puramente eléctrico, suave y silenciosa arrancada en modo eléctrico y una buena economía de consumo, especialmente en utilización en ciudad. Este Peugeot se anuncia con una velocidad máxima de 209 km/h y una aceleración 0-100 en 8,8 segundos. Por otro lado, la presencia del motor eléctrico y pack de baterías en la parte trasera no ha alterado mucho su volumen útil de carga, y el 3008 Hybrid4 sólo perderá la parte más inferior de su maletero, quedando un hueco de unos 355 dm3.