Peugeot 508

No sólo es el sustituto del 407. De alguna manera también se ocupará de satisfacer al selecto pero discreto cliente del 607. Para ello, el 508 impresiona por una imponente estampa, un equipamiento de primera y una elevada calidad percibida.
-
Peugeot 508
Peugeot 508

Dicen los responsables de Peugeot que el nuevo 508 transmitirá un tacto general de coche de alta gama. Visto y tocado (en enero lo conduciremos) en un acto que Peugeot ha preparado como antesala del inminente Salón de París. La afirmación no parece propaganda surrealista, si bien es cierto que la unidad que hemos podido ver físicamente por primera vez correspondía a la versión alta de gama (GT).

Con un tamaño de 4,8 metros de longitud, el nuevo Peugeot 508 se suma a la grandeza física de las berlinas generalistas. En Peugeot esto resulta una doble noticia, cuando siempre ha sido una marca reacia a exagerar el tamaño de sus modelos en los segmentos establecidos. Pero en el segmento D, la habitabilidad posterior y capacidad del maletero del saliente 407 llevaba años siendo el principal lastre del modelo. La realidad es que cumple con lo que promete y aporta una calidad de fabricación que, al menos en las unidades expuestas, es digna de marcas premium; el sonido de las puertas al cerrar, los ajustes interiores, la apariencia y el tacto de los materiales… hay una clara mejora.

Estrena la nueva imagen frontal vista en el prototipo SR1, que poco a poco irá instaurándose en el resto de modelos de la marca, con la firma en la calandra y un nuevo león más estilizado colocado directamente sobre la chapa. La enorme boca del anterior 407 deja paso a una entrada de aire más pequeña, que se estira hacia atrás mediante pliegues en la carrocería. En el interior encontramos detalles inéditos en la marca, como los mandos de la radio integrados en el volante, el climatizador de cuatro zonas, las banquetas delanteras desplegables o el abatimiento de los respaldos por un cómodo tirador.

El nuevo Peugeot 508 coloca sus 11 centímetros de más sobre el 407 de forma estratégica. Suma 9 centímetros de batalla (estabilidad); el voladizo delantero ahorra 4,3 (maniobrabilidad) y lleva 6 centímetros al voladizo posterior que alberga un maletero de la liga de los 500 litros (515, por 410 litros del 407). Su silueta también se afila con un excepcional Cx de partida de 0,25… y Peugeot anuncia un ahorro de peso a pesar de esta ganancia de tamaño. Esto nos lleva a esperar una dinámica sobresaliente. Y, en general, una calidad de rodadura que en Peugeot siempre es una extraordinaria referencia entre sus rivales directos… y ahora quizás también indirectos. Se presenta ya desde el comienzo con la alternativa de la carrocería SW que, como es tradición en la marca, viene con un enorme techo panorámico, el más grande que ha montado Peugeot hasta la fecha.

Esta ambición de engarzar con las marcas especialistas ha llevado a Peugeot ha desarrollar dos ejes delanteros, un derroche técnico y económico difícil de asimilar cuando la estrategia de nuestros días es la de contención de costes. Para los acabados GT del 508, Peugeot ha preparado un paralelogramo deformable más preciso en el guiado ante las más altas exigencias dinámicas. Y para las otras versiones, recurre a la tradicional arquitectura pseudo McPherson. Detrás se acompaña en ambos casos de un sistema multibrazo.

A las mecánicas tradicionales, el 508 sumará en 2012 una versión híbrida fruto de combinar un motor Diesel y un motor eléctrico (para un total de 200 CV), éste ubicado sobre el eje trasero y que por tanto le habilitará como tracción integral, tecnología que antes veremos en el 5008. A los motores anunciados, también se sumará una versión ecológica del bloque 1.6 HDI, que con la inclusión de un sistema stop-start y de una aerodinámica activa adelanta un consumo mixto de sólo 4,2 litros y menos de 120 gramos de C02 (no pagaría impuesto de matriculación). Estrena así la nueva generación denominada iHDI, que también veremos en más modelos. El acabado GT irá acompañado de el nuevo 2.2 HDI de 204 CV y 150 g/km de emisiones. El nuevo 508 llegará a los concesionarios españoles en febrero y está previsto que lo haga con una gama más amplia que la del actual 407. El preció será desvelado este mes en el Salón Internacional de París, pero los responsables de la marca nos han anticipado que como el del actual modelo, al menos en las mecánicas y acabados equivalentes.

Galería relacionada

Peugeot 508 2010

Te recomendamos

Hay un público fiel que sigue apostando por las berlinas tradicionales, y ahí el Lexu...

Espacio de carga, confort en viaje y capacidad para dormir en su interior hacen de lo...

El Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlina surcoreana, se ve las caras...

Del 7 al 13 de septiembre tienes ocasión de vivir una experiencia exclusiva a los man...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...