Mini One Cabrio y Mini One Minimalism

A partir de marzo de este año, la gama Mini se ampliará con notables novedades. Entre ellas, destaca la llegada del Mini One Cabrio así como de las ediciones Mini One Minimalism. Por su parte, el motor de gasolina 1.6 de los Mini Cooper, Cooper S, Cooper S Clubman, Cooper Cabrio y Cooper S Cabrio recibe pequeños ajustes que mejoran su eficiencia.
-
Mini One Cabrio y Mini One Minimalism
Mini One Cabrio y Mini One Minimalism

En 2009, Mini celebró a lo grande sus 50 años de historia. Renovó los Cabrio Cooper y Cabrio Cooper S, lanzó las nuevas las ediciones especiales 50 Myfair y 50 Camden e incorporó la versión Diesel D 1.6 de 90 CV en el One. En breve, a partir de marzo de 2010, la gama Mini se renovará casi al completo.

Los principales cambios los encontramos en la llegada de la versión Cabrio con techo de lona y de las versiones Minimalism para el One. La nueva variante descapotable del Mini One incorpora el conocido motor de cuatro cilindros 1.6 de gasolina atmosférico, optimizado convenientemente para rendir 98 CV a 6.000 rpm y un par de 15,60 mkg a 3.000 rpm. Acoplado de serie a una caja de cambios manual de seis marchas, Mini anuncia para el One Cabrio un consumo medio de 5,7 l/100 km y unas emisiones de 133 g/km de CO2. En cuanto a su velocidad máxima, el Mini One Cabrio homologa 181 km/h, mientras que puede alcanzar los 100 km/h con salida parada en 11,3 segundos.

Mini prepara sus modelos para el futuro. Todas las versiones con motor de gasolina cumplirán la normativa anticontaminante EU5.

Por su parte, la versión de acceso en la gama Mini, el One con motor de gasolina 1,4 litros, aumentará a partir de marzo su cilindrada hasta los 1,6 litros. La potencia se mantiene en 75 CV, aunque el par motor se incrementa hasta los 14,28 mkg. Para esta nueva variante, Mini anuncia un consumo medio de 5,4 l/100 km, unas emisiones de 127 g/km de CO2, una velocidad máxima de 175 km/h y una aceleración de 0 a 100 km/h en 13,2 segundos. El nuevo Mini One 1.6 también estará disponible con un nivel de potencia de 98 CV y un par motor de 15,60 mkg. Para esta versión, se anuncia los mismos niveles de consumo y emisiones que la versión de 75 CV, aunque la velocidad máxima sube hasta los 186 km/h y el tiempo acelerar de 0 a 100 km/h se reduce a 10,5 segundos.

Los niveles de consumo y emisiones declarados para el Mini One se mejoran en las versiones Minimalism. Incorporan el mismo motor 1.6 de gasolina, eso sí, con dos niveles de potencia de 75 y 98 CV. Los Mini One Minimalism adoptan dispositivos eficientes como el sistema de parada y arranque automático del motor Auto Start Stop Function, indicador de cambio óptimo de marcha y el dispositivo de frenada regenerativa. Con todo ello, Mini anuncia para los One Minimalism un consumo de 5,1 l/100 km y unas emisiones de 119 g/km de CO2, unos niveles bastante comedidos para tratarse de un propulsor de gasolina.

El Mini One Clubman incorporará también el optimizado motor 1.6 de 98 CV. Para la versión de acceso del llamado Mini ‘familiar’, la marca británica anuncia un gasto medio de 5,5 l/100 km, unas emisiones de 129 g/km de CO2, una aceleración de 0 a 100 km/h en 11,1 segundos y una velocidad punta de 185 km/h.

Las versiones Cooper también presentarán leves diferencias mecánicas. Los Mini Cooper, Cooper Clubman y Cooper Cabrio montan el conocido motor 1.6 atmosférico cuya potencia se incrementa levemente hasta los 122 CV. Los niveles de emisiones se mejoran ligeramente, como por ejemplo, en el Mini Cooper, cuyas emisiones de CO2 se reducen a 127 g/km (antes, 129 g/km de CO2).

Por último, las variantes Cooper S, es decir, los Mini con motor 1.6 con sistema turbo Twin-Scroll e inyección directa adoptarán el sistema de distribución variable VALVETRONIC de BMW. Esta motorización turboalimentada incrementa su potencia desde los 175 CV hasta los 184 CV. El par motor se sitúa en 240 Nm (24,48 mkg) a 1.600 rpm, aunque con la función Overboost el par motor puede aumentar hasta los 260 Nm (26,52 mkg).

Para los Cooper S, Mini anuncia un consumo medio de 5,8 l/100 km, unas emisiones de 136 g/km de CO2, una velocidad máxima de 228 km/h y una aceleración de 0 a 100 km/h en sólo 7,0 segundos. Por su parte, para el Mini Cooper S Clubman se declara una velocidad punta de 227 km/h, un gasto de 5,9 l/100 km, unas emisiones dee 137 g/km de CO2 y una aceleración de 0 a 100 km/h en 7,5 segundos. Por último, el Cooper S Cabrio también ofrece una leve mejora de prestaciones y consumos, con una velocidad máxima de 225 km/h, una aceleración de 0 a 100 km/h en 7,3 segundos, un consumo de 6,0 l/100 km y unas emisiones de 139 g/km de CO2.

Te recomendamos

Con un diseño deportivo, el mayor espacio de su clase, los motores con menor consumo ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

El fabricante japonés sigue buscando los límites de su compacto y parece no hallarle ...