Publicidad

Mercedes SLS AMG Coupé Electric Drive

La versión eléctrica del Mercedes SLS AMG ha sido la principal sorpresa del fabricante de la estrella en el Salón de París. 740 CV de potencia, aceleración hasta los 100 km/h en 3,9 segundos y una velocidad máxima de 250 km/h resumen las bondades del Mercedes SLS AMG Coupé Electric Drive. Bendita tecnología.
-
Mercedes SLS AMG Coupé Electric Drive
Mercedes SLS AMG Coupé Electric Drive

Mercedes Benz escribe un nuevo capítulo en su gama ecológica y lo hace sacando pecho, vanagloriándose de haber concebido al eléctrico de producción más potente sobre la faz de la tierra. Su nombre es Mercedes SLS AMG Coupé Electric Drive y ha sido, sin duda, la principal novedad de la marca de la estrella para el Salón del Automóvil de París. Más de 700 CV y la más avanzada tecnología, heredera de la Fórmula 1, son sus credenciales. 

El antecedente del Mercedes SLS AMG Coupé Electric Drive lo tenemos en el prototipo SLS AMG-E Cell Prototype. El concepto es el mismo, aunque el modelo de producción mejora ostensiblemente especificaciones y prestaciones respecto al concept presentado hace dos años. Cuatro motores eléctricos asociados a las cuatro ruedas, lo que se traduce en tracción integral, dan vida al superdeportivo eléctrico alemán. Juntos, confieren al SLS AMG Electric Drive una potencia total de 552 kW o unos equivalentes 740 CV de entrega. Números que superan en 169 CV a su gemelo de combustión convencional. 

Al igual que ocurría en el SLS AMG-E Cell, el SLS AMG Electric Drive se beneficia de un avanzado sistema de transmisión, formado por dos cajas de cambios asociadas a los dos ejes, que permite escoger entre tres modos de conducción: confort, sport y sport plus. La tecnología de la Fórmula 1 se traslada a este ecológico superdeportivo con el sistema de recuperación de la energía cinética en la frenada KERS, que permite acumular la energía resultante de las deceleraciones en las baterías de ion litio que alimentan los cuatro propulsores. Más avanzado que en el prototipo, el sistema de baterías aumenta la capacidad respecto al E-Cell, pasando de 48 a 60 kWh. Estas pueden cargarse por completo en sólo tres horas si se dispone del sistema Wall Box, ad hoc para instalarlo en el garaje, ya que enchufado a una toma de corriente convencional el tiempo de carga se incrementa hasta las 20 horas. 

El peso resultante de los motores, 180 kg en total, sumado al de las baterías, 548 kilos, se suaviza gracias a su carrocería concebida en una ligera aleación de aluminio combinada con varios elementos en fibra de carbono. Auque Mercedes no facilita datos sobre el peso total, si especifica las prestaciones: acelera de cero a cien en 3,9 segundos –sólo una décima menos que el SLS AMG convencional- y alcanza una velocidad máxima, limitada electrónicamente, de 250 km/h. 

La tecnología en el Mercedes SLS AMG Coupé Electric Drive también está enfocada a mejorar la sensación de deportividad. El silencio característico de los automóviles eléctricos se adereza con un sistema de sonido especialmente diseñado, que ofrece las mismas sensaciones sonoras que un deportivo de combustión, aunque llevado al plano eléctrico. Aceleraciones, deceleraciones o el volumen del mismo dependiendo de la velocidad han sido reproducidos a la perfección y se transmite a los ocupantes del vehículo a través del sistema de audio formado por ocho altavoces. 

Aunque no hay fecha oficial de su llegada al mercado, Mercedes confirma que será a lo largo de 2013 cuando comience a venderse. Sí se ha desvelado su precio en Alemania: será de 416.500 euros, impuestos incluidos, casi el doble que el modelo alimentado por gasolina. La tecnología tiene un precio.

¿Qué opinas de esta noticia? Debate en los foros con otros aficionados al mundo del motor.

Galería relacionada

Mercedes SLS AMG Electric Drive