Publicidad

Mercedes Clase G Professional

Mercedes-Benz lanza la versión Professional del legendario todo terreno Clase G, concebida especialmente para aquellos profesionales que necesiten una herramienta eficaz, fiable y resistente en cualquier tipo de superficie. Un chasis adaptado para las condiciones más duras, un motor 3.0 CDI V6 de 183 CV y tres versiones de carrocería –Station Wagon, Chasis Cabina y Furgón- son sólo algunas de sus cartas ganadoras. Pero hay más, muchas más…
-
Mercedes Clase G Professional
Mercedes Clase G Professional

Mercedes-Benz homenajea a su todo terreno Clase G con el lanzamiento de la nueva versión Professional. Mucho ha llovido desde 1979, año en el que debutó el original Clase G. Con el paso de los años y generación tras generación, este modelo se ha convertido por méritos propios en uno de los todo terrenos más legendarios y más capaces de la historia automovilística.

La fiabilidad, la resistencia, la eficacia y la robustez son llevadas al extremo en el nuevo Mercedes Clase G Professional. La firma de la estrella ha desarrollado esta espectacular versión 4x4 con el objetivo de ofrecer un vehículo idóneo ante cualquier tipo de situación para los trabajos más duros y complicados. Por ello, las patrullas de rescate de alta montaña, los bomberos y los agentes forestales se perfilan como sus principales usuarios.


300 CDI Station Wagon: 76.700 euros. 5 puertas, 4 plazas (matriculación como turismo M1)
300 CDI Furgón: 63.700 euros. Carrocería cerrada de 3 puertas, 2 plazas (matriculación como vehículo industrial ligero N1 y homologación individual)
300 CDI Chasis Cabina: 63.100 euros. Cabina individual y chasis libre para carrozado específico, 2 plazas (matriculación como vehículo industrial N2, homologación conjunta con el carrozado)

El nuevo Mercedes-Benz Clase G Professional toma buena parte de su estructura del legendario y original 461. La amplia experiencia en el desarrollo de vehículos militares por parte de la firma germana también queda patente en el Clase G Professional. Su chasis y sus sobresalientes cotas off road convierten a esta nueva versión en una auténtica bestia, capaz de sobreponerse a cualquier tipo de dificultad. Zanjas, trialeras, terrenos de gran pendiente –hasta un 80 por ciento de desnivel es capaz de atravesar este ‘boina verde’-, barro, zonas inundadas, pedregales… en fin, no hay obstáculo que se le resista al Clase G Professional.

La combinación entre un trabajado chasis y la eficacia de la tracción integral permanente son los responsables de las sobresalientes aptitudes off road del Clase G Professional. Un bastidor tipo escalera, suspensiones con muelles helicoidales en las cuatro ruedas, ejes rígidos delante y detrás y hasta tres diferenciales –central, trasero y delantero- configuran su esqueleto técnico. En el caso de que el terreno que estemos atravesando sea extremadamente radical, tanto el diferencial trasero como el delantero se bloquean al cien por cien.

Si te gustan los todo terrenos de verdad, estás de enhorabuena. Una cosa es hablar de las excelentes aptitudes off road del Clase G Professional y otra bien distinta es poder comprobarlo con tus propios ojos. No te pierdas la amplia galería de fotos que te hemos preparado.

En el capítulo mecánico, el Clase G Professional se adapta a los tiempos actuales e incorpora un propulsor Diesel 3.0 CDI V6 de 183 CV y un par motor de 400 Nm. Este motor cumple con la norma anticontaminante Euro 5 y está asociado exclusivamente a un cambio automático de cinco marchas.

Respecto al diseño exterior, las superficies planas y robustas con diversas barras de protección repartidas por la carrocería configuran las pinturas de guerra de este guerrero multitarea. Especialmente indicadas para situaciones de rescate, nos encontramos con dos enganches en la zona delantera y trasera (el de la zona delantera, queda oculto bajo la matrícula).

Dentro de su equipamiento opcional, nada de navegadores y sistemas multimedia de información y entretenimiento. Como alternativa, nos encontramos con una amplia lista de elementos prácticos y funcionales, como un capó delantero con pintura antideslizamiento, neumáticos ‘All Terrain’ con tacos (sólo para la versión Furgón), neumáticos ‘Mud Terrain’ especialmente indicados para zonas embarradas (también, sólo para la variante Furgón) y un paquete técnico para el servicio en condiciones de frío extremo que habilita al Clase G Professional rendir con total solvencia con temperaturas de hasta -35ºC.

En el interior del Clase G Professional, nos encontramos con un habitáculo espartano y exento de lujos y sofisticaciones propias de los SUV y, en el caso concreto de Mercedes-Benz, de los Clase GL, ML y GLK. En el centro de la consola central y muy próximo al selector del cambio automático, nos encontramos con tres botones que sirven para activar los diferenciales central, trasero y delantero.


Motor
Nº Cilindros: 6 en V
Cilindrada: 2.987 cm3
Potencia: 183 CV a 3.800 rpm
Par máximo: 40,78 mkg a 1.600 rpm
Transmisión
Tracción: 4x4 permanente
Caja de cambios: Automática de 5 marchas
Consumos y emisiones
Urbano: 14,6 l/100 km
Extraurbano: 9,9 l/100 km
Mixto: 11,7 l/100 km
Emisiones CO2: 307 g/km
Cotas todo terreno
Pendiente máxima subida/lateral: 80/54
Ángulo de ataque: 36º/44º
Ángulo de salida: 31º/36º
Ángulo de cresta: 23º/22º
Altura libre al suelo: 213/245 mm
Profundidad de vadeo: 600 mm

Galería relacionada

Mercedes Clase G Professional