Lamborghini Gallardo LP560-4

Abróchense los cinturones, porque Lamborghini ya tiene preparado al sustituto del actual Gallardo coupé. Retoques estéticos más agresivos, mejor aerodinámica y equipamiento, tracción total inteligente y un renovado motor V10 de 5,2 litros y 560 CV son las nuevas señas de identidad de este auténtico purasangre.
-
Lamborghini Gallardo LP560-4
Lamborghini Gallardo LP560-4

Lo esperábamos como agua de mayo y, finalmente, se ha confirmado. Lamborghini ha destapado en Ginebra su nuevo Gallardo, un deportivo remodelado que actualizará la gama de la prestigiosa marca italiana hasta que en 2011 llegue un modelo completamente nuevo que lo reemplazará. Hasta el momento, la renovada generación –la actual se lanzó en marzo de 2003- mantiene su denominación (que por cierto hace referencia al nombre de un toro, una de las pasiones del fundador Ferrucio Lamborghini), pero incorpora el apellido LP560-4, que –como en el actual Murciélago- hace referencia a su nueva potencia y al sistema de tracción total.

El nuevo Lamborghini Gallardo LP560-4 mantiene prácticamente las dimensiones de la actual variante coupé (4,35 m de longitud, 1,90 de ancho y 1,17 de alto) y una estética muy similar, aunque aún más agresiva. El deportivo ha acentuado sus entradas de refrigeración, integrando también nuevos faros Bi-Xenón con hasta 15 diodos de luz (LED) con una estructura en “Y” tanto en el frontal como en la trasera. Este mismo motivo se emplea ahora también en la luz trasera de freno, inspirada en las del Miura Concept y Reventón. Además, presenta un difusor trasero de nuevo diseño para mejorar la estabilidad a alta velocidad y un spoiler controlado electrónicamente y posicionado más bajo entre las salidas de aire. Con todo ello, Lamborghini asegura haber mejorado su eficiencia aerodinámica en un 31 por ciento frente a su predecesor.

Si la imagen ya impresiona, nada como conocer su renovada mecánica para imaginarnos las posibilidades dinámicas del nuevo Gallardo. Su motor es el conocido V10 de aluminio e inyección directa actual, pero completamente optimizado y con una mayor relación de compresión (12,5:1) que ha permitido aumentar su cilindrada de 5,0 a 5,2 litros. La potencia también se ha incrementado en 40 CV, y ahora entrega 560 CV a 8.000 rpm. También el par máximo ha pasado de 52 a 55 mkg a 6.500 rpm.

Junto a un renovado motor V10 5.2 de 560 CV y el anuncio de un peso máximo recortado en 20 kg (el peso total es de 1.410 kg), el nuevo Gallardo LP560-4 anuncia una potencia específica de 108 CV por litro de cilindrada, con una extraordinaria relación peso potencia de sólo 2,5 kg/CV.

El nuevo Gallardo LP560-4 estará disponible junto a un cambio manual de 6 relaciones o un automático secuencial robotizado con cinco programas diferentes y levas en el volante, completamente rediseñado para reducir en un 40 por ciento el tiempo en los cambios de marcha. Con este espectacular conjunto motor-cambio, el nuevo Lamborghini anuncia una aceleración de 0 a 100 km/h en sólo 3,7 segundos, con una velocidad máxima de 325 km/h. La deportiva firma italina anuncia, al mismo tiempo, una reducción del 18 por ciento en consumos y emisiones. En total, junto a la versión manual el gasto medio se cifra en 14 l/100 km (327 g/km de C02), mientras que con el cambio automático el consumo asciende a 14,7 l/100 km (351 g/km de CO2).

El nuevo Gallardo volverá a contar con un avanzado sistema de tracción integral permanente, mediante un diferencial central de acoplamiento viscoso (no requiere control electrónico), derivado del que Lamborghini estrenó en 1993 sobre el Diablo VT. En condiciones normales de tracción, éste distribuye el par en una proporción 30:70 entre el eje delantero y trasero, aunque en cuestión de milisegundos puede adaptar el reparto a las necesidades de adherencia. Además, cuenta con un diferencial mecánico trasero capaz de distribuir hasta un 45 por ciento del par entre ambas ruedas y un diferencial autoblocante delantero mediante gestión electrónica. En definitiva, cada rueda puede transferir una determinada cantidad de par a la carretera.

Mecánicamente, Lamborghini ha rediseñado también las suspensiones para adaptarlas al mayor poderío del nuevo Gallardo, además de introducir mayores neumáticos Pirelli P-Zero (235/35 ZR 19 delante, 295/30 ZR 19 detrás) y frenos sobredimensionados. Los discos ventilados y preforados firmados por Brembo son de 365 mm delante y 356 mm detrás. Incluso, en opción, pueden añadirse ahora frenos cerámicos de carbono de 380 mm delante y 356 mm detrás.

El interior del nuevo Gallardo también se ha rediseñado, manteniendo la misma atmósfera deportiva y lujosa de la anterior generación. Ahora, por ejemplo, se ha incorporado un nuevo display multifuncional en la instrumentación y mejores materiales. El equipamiento de serie ha mejorado mucho, contando ya con airbags frontales y laterales, climatizador bizona, asientos deportivos eléctricos o un nuevo sistema multimedia con conexión USB.

Entre la larga lista de opcionales destacan ahora un nuevo sistema de orientación por satélite, un módulo de recepción de TV, sistema manos libres vía Bluetooth o camará de visión trasera. El programa “Ad Personam” vuelve a estar disponible para que el cliente más exquisito pueda personalizar el deportivo a su gusto.

Galería relacionada

Lamborghini Gallardo LP560-4

Te recomendamos

Participa en nuevo sorteo de Deus ex Machina y puedes ganar este conjunto de tres pre...

La compañía de neumáticos premium Hankook tiene sus miras puestas en el presente… y e...

Dos de los jugadores españoles de baloncesto en la NBA ponen a prueba el Kia Stinger ...

Elegir al mejor coche del año tiene premio. Participa en Best Cars 2019, decide quién...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

Las capacidades dinámicas del nuevo VW Touareg lo convierten en un poderoso rodador, ...