BMW Serie 5

Promete trato preferente para el conductor —para eso llega la dirección a las cuatro ruedas—, pero también para el resto de ocupantes, quienes seguro sabrán saborear las nuevas suspensiones pilotadas. Y cómo no, hablar de motores supone poner más énfasis que nunca en rendimiento, economía de uso y respeto por el medio ambiente.
-
BMW Serie 5
BMW Serie 5

No parece tener demasiadas prisas en llegar por más que Mercedes, con su totalmente renovado Clase E o Jaguar, con su enorme y llamativo XF le hayan cogido la delantera. Tal vez sea la confianza en el producto que se va a poner en el mercado, y las garantías de que sus fieles seguidores habrán sabido esperar. Ha merecido la pena, sin lugar a dudas. Llega más musculoso que nunca, presumiendo de intercalar de formas cóncavas y convexas, exhibiendo la última interpretación de los dos riñones frontales típicos de la casa e incluso, se ha trabajado la caída del techo hacia el maletero para que también en sus formas se vea ‘algo de coupé’.

El nuevo Serie 5 es un centímetro más bajo que antes y ha separado sus ruedas hasta los 297 cm —la mayor batalla de la categoría—, consiguiendo cortos voladizos que también ayudan lo suyo a generar un alto impacto visual. Cinco centímetros mayor de longitud y uno más de anchura también deben corroborar una mejora de las cotas internas.

Considerada la berlina con el tacto y comportamiento más deportivo de su clase, ahora podrá potenciar aún más esta cualidad gracias a su chasis totalmente activo, aunque para gozar al volante del Serie 5 en su máxima expresión haya que invertir ingente cantidad de dinero en opciones. Carrocería y suspensiones vuelven a tener aluminio en su justa medida. Ahora, por ejemplo, también emplea este material en las puertas logrando 23 kilos de ahorro. Sin echarse demasiados kilos a cuesta firma una rigidez de carrocería un 55 por ciento superior. La revisada suspensión, con geometrías totalmente revisadas y cinemática mejorada puede contar desde ahora con amortiguación con control electrónico de dureza, recorrido de suspensión y compresor. Su procedencia, el Serie 7, garantía de refinamiento, otro de los grandes objetivos perseguidos. Llegan arropadas por el Control Dinámico de Conducción, donde también tienen cabida las estabilizadoras activas para los dos trenes de rodaje o la dirección con desmultiplicación variable, ahora con servo eléctrico.

Aquí llega una de las grandes sorpresas, porque el nuevo Serie 5 ofrecer un sistema de dirección a las cuatro ruedas enfocado por igual a conseguir un alto dinamismo y elevadas cotas de seguridad… Aunque tal vez también lo exija el guión si se persigue esa agilidad con sus casi tres metros de batalla. Gobernadas por un motor eléctrico, giran hasta 2,5 grados en contrafase a las delanteras a baja velocidad, hasta 60 km/h, y en el mismo que las ruedas delanteras desde ahí en adelante. El Control Dinámico de Conducción, con sus modos Normal, Confort, Sport y Sport+ permite, por tanto, configuraciones radicalmente diferentes para cada situación, siendo capaz no sólo de ajustar los parámetros de todos esos elementos citados, sino también de bajar el umbral de intrusión del control de estabilidad para deleite de quienes guste ‘conducir de verdad’. Si se desconecta este dispositivo, entraría en juego el bloqueo electrónico del diferencial trasero para garantizar una conducción deportiva ‘de acelerador’ .

Todos los motores que tengan cabida en el nuevo BMW Serie 5 se beneficiarán, en mayor o menor medida, de las eficientes medidas que engloba el programa EfficientDynamics. Ahora se hace notar más que nunca que el respeto por el medio ambiente. La energía recuperada en fase de retención o frenado se ilustrará en el cuadro de instrumentos y el conductor dispondrá de un indicador de cambio óptimo de marcha para obtener el máximo beneficio de las innovaciones técnicas que encierra cada motor. Sólo el 520d tendrá, en origen, dispositivo Autostop&Start, imprescindible para firmar 5,0 l/100 km de consumo medio con 184 CV. Como novedad, estrena turbo variable con álabes modificados por un motor eléctrico. En primavera de 2010 se lanzará con otros dos Diesel más, ambos de 6 cilindros. Se trata de un 525d con 204 CV y un 530d, con 245 CV, todos ellos con inyección de última generación. De este último existe una versión BluePerformance con tratamiento de NOx —sin mantenimiento— que supera Euro VI —en vigor en 2014—.

En gasolina, todos son inyección directa de alta presión—. Los 523i y 528i, con 204 y 258 CV, respectivamente, emplean el mismo bloque y hacen uso de estrategias de inyección con mezcla pobre y carga estratificada. En el 535i, el motor con turbo Twin Scroll se hace compatibiliza por primera vez con la distribución Valvetronic para optimizar aún más su rendimiento, respuesta y consumos.. El tope de la gama será el 550i, un 4.4 V8 sobrealimentado con cifra de par superior a los 6o mkg de par. Éste es el único motor que se venderá de serie con la nueva caja de cambios automática de 8 relaciones, quedando como opción para el resto de las mecánicas, sin veto alguno. Los dos versiones de la caja manual de 6 marchas: el 535i, 525d y 520d usan una con lubricación por cárter seco, con menor fricción y espumado de aceite que la ‘convencioal’ que usan el resto.

El refuerzo en materia de confort y seguridad llega con las luces inteligentes; el freno electromecánico de estacionamiento con función Auto Hold; radar activo programable desde 30 km/h, con función de frenado parcial —en fases, según riesgo, con una deceleración máxima de 4m/s2— o total y función Stop&go. El Parkassistant hace la dirección autónoma en la maniobra de aparcamiento. Hay cámaras por doquier para genera una vista panorámica denominada Surround View, con zoom en la zona trasera. El sistema de advertencia de carril, el de aviso de salida de la trayectoria, la lectura de señales —cotejada con la información del navegador para indiciar la velocidad permitida en la vía— o el sistema de visión nocturna con detección de peatones mediante una cámara térmica suponen el colofón a la seguridad preventiva. Inicialmente se lanzará la berlina y poco después del Touring, sin olvidar de que, desde ya, cuenta con el refuerzo del Serie 5 GT, ya a la venta.

- DATOS OFICIALES

520d

525d

530d

523i

528i

535i

550i Autom.

Motor

4 cilindros en línea

6 cilindros en línea

6 cilindros en línea

6 cilindros en línea

6 cilindros en línea

6 cilindros en línea

8 cilindros en V

Cilindrada

1.995 cm3

2.993 cm3

2.993 cm3

2.996 cm3

2.996 cm3

2.979 cm3

4.395 cm3

Potencia máxima

184 CV a 4.000 rpm

204 CV a 4.000 rpm

245 CV a 4.000 rpm

204 CV a 6.100 rpm

258 CV a 6.600 rpm

306 CV a 5.800 rpm

407 CV entre 5.500 y 6.400 rpm

Par máximo

38,7 mkg entre 1.900 y 2.750 rpm

45,91 mkg a 4.000 rpm

55,10 mkg entre 1750 y 3.000 rpm

27,5 mkg entre 1500 y 4250 rpm

31,6 mkg entre 2.600 y 5.000 rpm

40,8 mkg entre 1.200 y 5.000 rpm

61,2 mkg entre 1.750 y 4.500 rpm

Velocidad máxima

227-225* km/h

236 km/h

250 km/h

238-234* km/h

250 km/h

250 km/h

250 CV

Aceleración 0-100 km/h

8,1 s

7,2 s

6,3 s

7,9 s

6,6-6,7* s

6,0- 6,1* s

5,0 s

Consumo medio

5,0-5,2* l/100 km

6,2-6,1* l/100 km

6,3-6,2* l/100 km

7,6 l/100 km

7,8-7,6* l/100 km

8,5-8,4* l/100 km

10,4 l/100 km

Emisiones CO2

132-137* g/km

162-161* g/km

166-162* g/km

177 g/km

182-178 g/km

199-195 g/km

243 g/km


* Datos de la versión automática

Galería relacionada

BMW Serie 5 2010

Te recomendamos

Con un diseño deportivo, el mayor espacio de su clase, los motores con menor consumo ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

El fabricante japonés sigue buscando los límites de su compacto y parece no hallarle ...