Una auditora pronostica una fuerte bajada de las ventas de automóviles en España

WestLB Panmure es una compañía de inversión y auditoría alemana que, periódicamente, somete el mercado de la automoción europeo a un profundo análisis. Del último de estos estudios se desprende que, durante 2002, las ventas de coches bajarán en España un 5,2 por ciento.

Una auditora pronostica una fuerte bajada de las ventas de automóviles en España
Una auditora pronostica una fuerte bajada de las ventas de automóviles en España

Los especialistas de WestLB Panmure han evaluado la evolución del mercado europeo y consideran que no habrá síntomas de recuperación hasta el segundo trimestre de este año. Pese a dicho repunte, la estimación para España habla de un descenso en las matriculaciones del 5,2 por ciento.

Para España, la única buena noticia que da el informe es que seguramente Volkswagen decidirá fabricar el nuevo Audi A3 en la planta de Martorell.

Sin embargo, no todo son previsiones oscuras. Según sus datos, el sector empieza a levantar cabeza. Aseguran que el primer país en recuperar el ritmo de crecimiento será Alemania, donde las ventas subirán un tímido medio punto. Sin embargo, el año será difícil por culpa de las negociaciones de los convenios colectivos con los sindicatos.

Estos buenos augurios tienen también su apoyo desde Estados Unidos. Allí, la prestigiosa publicación "Automotive News", junto con analistas de General Motors y Ford, señala que la recesión ha finalizado y se inicia un periodo expansivo, pese al fuerte descenso de enero.

La revista subraya que durante los últimos cuatro meses se ha producido un fortalecimiento de la confianza de los consumidores, con lo que se puede vaticinar una subida a lo largo del año. Hellen Hughes-Cromwick, directora de Estudios Estratégicos de Ford, es tan optimista que sitúa las ventas anuales en Estados Unidos en los 15,7 millones de unidades.

BMW y Renault, los más dinámicos
El estudio de WestLB hace una proyección de cómo evolucionarán las diferentes marcas en los próximos tres años. Lo han hecho de una forma un tanto subjetiva: elaborando una escala de cuáles serán las marcas que hagan una oferta más atractiva al público y por qué.

Las ganadoras de esta peculiar comparativa son BMW y Renault, seguidas por Mercedes y el Grupo PSA.

Mercedes será la gran protagonista de los próximos meses por el impacto que tendrá en los mercados el nuevo Clase E. Sin embargo, BMW y Renault ganan en el largo plazo por las importantes novedades que añadirán a sus catálogos.

Así, la firma de Bayer atraerá la atención durante estos tres años, gracias a las presentaciones, lanzamientos y promociones de las Series 1 y 6. La primera supondrá la llegada de un utilitario-compacto juvenil que se situará por encima del Mini y por debajo del Serie 3. Será el competidor directo de los Stilo, Alfa 147, Peugeot 307, Audi A3 y Volkswagen Golf.

Con la Serie 6, BMW recuperará un escalón más en la gama medio-alta.

Renault, con la renovación de su gama casi al completo y las llegadas de Avantime y Vel Satis, también ha dispuesto una inteligente agenda. Así, periódicamente, ambas compañías ocuparán el centro de atención y transmitirán una imagen dinámica e innovadora.

PSA también trabajará duro para mantener el ritmo de lanzamientos durante 2002, con el C3, el 307 SW y nuevas versiones del C5, pero tiene menos novedades para 2003 y 2004.