Un acusado de robar datos de clientes del HSBC se niega a ser extraditado

El ciudadano francoitaliano Hervé Daniel Falciani, informático del banco HSBC, acusado de robar listados de clientes, se ha negado hoy a ser extraditado a Suiza y ha alegado que con esos datos se evitó la comisión de numerosos delitos de fraude fiscal, han informado fuentes jurídicas.

Falciani, al que se imputan los delitos de encubrimiento y revelación de secretos, ha comparecido hoy ante el titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional, Eloy Velasco, que ha celebrado una vista de extradición sobre la petición de las autoridades suizas contra el francoitaliano.

El magistrado, que ya había ordenado el ingreso en prisión de Falciani tras ser detenido en Barcelona el pasado 1 de julio, ha acordado mantenerlo en prisión y remitirlo a la sala de lo penal de la Audiencia Nacional para que decida sobre su extradición.

Los hechos se remontan al periodo comprendido entre febrero de 1997 y diciembre de 2007, cuando el reclamado trabajaba de informático del banco HSBC Private Bank, en la sucursal de Ginebra (Suiza), y aprovechó esta situación para extraer gran cantidad de datos de clientes del sistema informático del banco.

El 4 de febrero de 2008 el acusado se presentó en el Banco AUDI de Beirut con el fin de negociar la venta de los datos sustraídos.

En julio de 2008 Falciani transmitió a un agente del fisco francés una lista de siete clientes franceses del HSBC, lo que inició un proceso de transmisión de datos a las autoridades francesas.

Gracias a esos expedientes, Francia pudo identificar a unos 3.000 contribuyentes que evadieron impuestos y otros países también tuvieron acceso a información sobre nacionales incluidos en la base de datos robada.

Esa identificación de posibles evasores fiscales es el alegato que ha esgrimido Falciani ante el magistrado para asegurar que gracias a los datos que él facilitó se evitó la comisión de numerosos delitos, una acción que, según las autoridades suizas, llevó a cabo a cambio de dinero.

El pasado viernes el Consejo de Ministros acordó la continuación en vía judicial de la petición de extradición presentada por Suiza contra este informático del banco HSBC.