Toyota: ¿Esto es real?

Coches que pueden girarse en el espacio de una simple baldosa, asientos que van a buscar a sus pasajeros, vehículos a la carta o discotecas sobre ruedas... ¿No te lo crees? Toyota lo ha hecho posible en Tokio.

Toyota: ¿Esto es real?
Toyota: ¿Esto es real?

El eslogan con el que presentan el nuevo Fine-X no puede ser más atractivo: “El coche que puede girar en el espacio de una baldosa". ¿Cómo es posible?Este "concept" incorpora un motor eléctrico en cada rueda. Cada una tiene tracción independiente, por lo que el vehículo puede girar sobre su propio eje. Pero el Fine-X también destaca por su interior. Diseñado bajo la filosofía de “Vibrant Clarity", incorpora un interior en el que se puede variar la intensidad de luz que le ilumina. Además, presenta “asientos de bienvenida": bajan o suben y facilitan la entrada a personas con movilidad reducida, a ancianos o a niños. Tampoco te pasará desapercibido su sistema de puertas, ya que se abren hacia arriba. Tiene espacio para cuatro pasajeros y mide 3,86 metros de longitud. El Estima fue el primer minivan híbrido que se comercializó en el mundo. Ahora, ha evolucionado e incorpora el nuevo THSII, un sistema híbrido de última generación. Encontramos motores eléctricos en las cuatro ruedas, que aportan 1.500 watios suplementarios. Ya vimos algo parecido en la Expo de Aichi, pero allí se denominaba i-unit. Ahora, Toyota ha seguido trabajando en este concepto: el vehículo para una única persona, que se adapta a su dueño como un guante. Tiene tres ruedas, en las que van sendos motores eléctricos que se alimentan con baterías de ion-litio (las mismas que usan los ordenadores portátiles). Se denomina i-swing y se maneja mediante un panel. El conductor puede optar por dos tipos de carrocería. La distancia entre los ejes puede variar (de 98,5 centímetros a 1,27 metros): así viajará más erguido o medio tumbado, como si se deslizara con unos esquís por la nieve (de ahí el nombre de “swing"). No sólo han trabajado los ingenieros. Los diseñadores de Toyota también han afilado sus lápices. Así, presentan el FSC, lo que ellos denominan un coche de “una nueva categoría". Han juntado la elegancia de un sedán con la capacidad de carga de una furgoneta al uso. El resultado es un coche cómodo para que viajen cuatro pasajeros y adaptable, por si hay que utilizarlo para llevar carga. Destaca su interior, en donde encontramos una gran pantalla táctil que hace las veces de salpicadero. Hay pocos datos sobre el bB-Concept, pero todos apuntan a que se trata de una especie de discoteca sobre ruedas. Está enfocado a la gente joven y puede que llegue a las cadenas de montaje, pero sería ensamblado para Scion (marca de Toyota para EE.UU). En el interior, flashes, multitud de altavoces y lo que ellos denominan DSP (“digital signal processing"). También podremos ver en Tokio un particular coche de competición: el TF105, pensado para la Fórmula 1.

A la Expo de Aichi, Toyota llegó con un auténtico arsenal de vehículos nunca vistos: circulaban sin conductor, se adaptaban al cuerpo de las personas o se movían con hidrógeno.
Ven con nosotros a Aichi: el reino de los autohumanoides.
Los mejores vídeos