Termina la primera fase de la operación salida

La DGT ha anunciado que realizará más controles de alcoholemia y de velocidad para reducir los índices de siniestralidad en nuestras carreteras. Este largo fin de semana ha registrado 53 accidentes mortales, en los que han fallecido 55 personas y han quedado 42 heridos de gravedad y 36 de carácter leve.

Hasta las doce de la noche del lunes no se dio por cerrada la primera fase de la operación salida de las vacaciones de verano. Desde el viernes a las tres de la tarde y hasta el final del día 1 de julio, se registraron 53 accidentes mortales, según los datos facilitados por la Dirección General de Tráfico (DGT).

La peor jornada fue la del domingo, ya que fue el día que más viajes registró al coincidir la salida de todo aquel que comenzaba sus vacaciones el mismo día 1 de julio. En esa jornada, tuvieron lugar 21 siniestros, en los que fallecieron 21 personas, otras 21 sufrieron heridas graves y 12, heridas leves.

El sábado se contabilizaron 15 accidentes mortales, con 16 fallecidos; y el viernes murieron cinco personas en los cinco siniestros graves que se produjeron.

Según Tráfico, se han cumplido sus previsiones y se han registrado más de seis millones de desplazamientos.