Seguimiento masivo de la huelga de Seat

Los trabajadores del turno de mañana de Seat han relevado a sus compañeros del turno de noche en los paros. Según los sindicatos, todos ellos han secundado de modo masivo la huelga de 24 horas convocada para hoy como protesta por el ERE presentado por la empresa.

Las protestas de Seat provocan desórdenes
Las protestas de Seat provocan desórdenes
Hoy, sólo han acudido a los centros de trabajo de Seat en la Zona Franca y en Martorell 270 operarios, según los sindicatos. Se trata de los trabajadores afectados por los servicios mínimos; el resto, se encuentra secundando el paro de 24 horas convocado para hoy. El seguimiento de la huelga ha sido tan masivo que los representantes de los empleados han optado por reducir el número de piquetes informativos a las puertas de las instalaciones. Poco a poco, los operarios se han ido concentrando en la plaza Universidad de Barcelona, donde han iniciado una manifestación que finalizará en la plaza Sant Jaume. Allí, se ha previsto que un representante del departamento de Presidencia atienda sus peticiones.Esta movilización convertirá el centro de la Ciudad Condal en una trampa para los automovilistas, ya que se prevé que 10.000 – 15.000 personas marchen por las calles. A los empleados de Seat se han unido los de Iar Ibérica y AEG Motores, compañías afectadas también por conflictos laborales.Los sindicatos han asegurado que el presidente de la Generalitat, Pascual Maragall, recibirá la próxima semana a una representación de los trabajadores de Seat, que explicarán de primera mano la situación en la que se encuentran. El ERE presentado por Seat prevé el despido de 1.346 empleados, de los que 913 corresponden a la planta de Martorell, 385, a la Zona Franca y 48, al almacén de recambios. La mayoría de los afectados son operarios, aunque también saldrán de la empresa 55 directivos.Ante esta situación, los representantes de los trabajadores han pedido “diálogo" a la Dirección de la compañía. En respuesta a esa solicitud, los responsables de Seat han ampliado el plan social de tres páginas que presentaron el pasado viernes. Ahora, el documento consta de seis folios y ofrece recolocaciones externas e internas, además de estudiar la reducción de la cifra de afectados por el expediente, aunque ya ha adelantado que esta posibilidad es “muy limitada".La compañía también ha incluido en su plan el estudio de un programa de movilidad geográfica y funcional, la recolocación dentro de Seat –o en otras compañías del grupo- en el plan de relevo de jubilados parciales y la búsqueda de empleos en las fábricas de componentes. La oferta rechaza de plano recurrir a empresas de trabajo temporal.
Ver v?osVer Vídeos
Sin embargo, estas propuestas han sido calificadas de “papel mojado" por los sindicatos, que han señalado la dificultad de encontrar trabajo dentro del grupo. No hay que olvidar que Gearbox, filial de Seat, acaba de despedir a 222 empleados y que son muchos los proveedores que han reducido su plantilla, arrastrados por el descenso en la producción de la automovilística.Asimismo, los representantes de los trabajadores han criticado la falta de concreción del plan, que no incluye compromisos o previsiones sobre nuevos puestos o el área geográfica de búsqueda, según señala “El Periódico de Cataluña". Tampoco hay información con la que se pueda valorar el excedente de empleos calculado por la empresa. Al parecer, se ha previsto que la producción en 2006 será de 429.000 unidades, lo que representa un 86 por ciento de la capacidad de las instalaciones.

Seat sigue ofreciendo una indemnización de 20 días de sueldo por año, aunque se ha mostrado dispuesta a elevarla a “límites razonables". Además, el plan sigue abierto a la negociación. A pesar de su voluntad conciliadora, los despidos parecen inevitables. Según el plan de viabilidad de la compañía, recogido por el diario “Expansión", la empresa acumula unas pérdidas de 145 millones de euros entre enero y septiembre de este año. Sus ventas y su cuota de mercado se han reducido y esta caída continuará durante los próximos dos años. Además, habrá un incremento de la competencia asiática. El panorama es poco alentador: con el ERE, los beneficios acumulados llegarían, como mucho, a los 37 millones de euros para el período 2006-2009. Ante este panorama, la empresa centrará sus movimientos en tres direcciones. En primer lugar, fabricará menos coches, pero éstos serán más caros y contarán con una importante carga de diseño y deportividad. Además, ahorrará costes en la compra de componentes. Por último, ajustará su estructura al volumen de producción y ventas previsto. Así, alcanzará una rentabilidad sobre la inversión del nueve por ciento.Seat es la primera empresa industrial de Cataluña. De ella dependen 20.000 trabajadores directos y 80.000 indirectos.Aunque la empresa ha mostrado su buena disposición mediante las mejoras introducidas en el plan social, lo cierto es que las negociaciones se han enturbiado. Seat ha abierto 19 expedientes disciplinarios (7 de despido y 12 de sanción) por los desperfectos causados en una valla durante la anterior huelga, celebrada el 27 de octubre. Esta medida ha sido muy mal vista por los sindicatos: “Es como echar gasolina al fuego", ha indicado Matías Carnero, presidente del comité de empresa.Si los sindicatos y la dirección no logran resolver el conflicto, será la Generalitat de Cataluña la que decida qué hacer con el ERE solicitado por Seat.Audi pretende competir muy seriamente con sus rivales germanas BMW y Mercedes durante los próximos ejercicios. Este año, la marca de los cuatro aros, perteneciente al grupo Volkswagen (en el que también se encuadra Seat) pretende comercializar 820.000 unidades. Aún está lejos de sus competidoras, que venden más de un millón de vehículos por año, pero Audi ya ha marcado su estrategia para reducir estas diferencias. Así, aumentará su gama de productos, poniendo el acento en la gama alta y en los crossovers, los deportivos y otros vehículos-nicho.