Renault "flexibiliza" su producción en Valladolid

Fasa Renault está implantando en su factoría de Valladolid líneas flexibles para la fabricación de diferentes productos de manera simultánea.

Estos nuevos sistemas de fabricación ofrecen la posibilidad de desarrollar nuevos productos en líneas de trabajo ya existentes. Esto supone un ahorro en los costes y en el tiempo y permite la adaptación a la creciente variación de la demanda en el sector, cada vez más diversificada. El anterior sistema industrial se basaba en máquinas "transfert" que están especializadas en un solo producto, con un funcionamiento secuencial, lo que sólo hacía posible la fabricación de una familia única de motores. Estas nuevas líneas flexibles pueden adaptar los planos de producción de tres familias de motores. La inversión que se va a destinar al montaje de este mecanismo ronda los 10.000 millones de pesetas anuales, en un proceso que se completará en cuatro años y que supondrá la modificación de las instalaciones en un 80 por ciento. En la actualidad ya está montada la línea flexible de culatas, con una capacidad de 1.560 piezas al día de tres modelos diferentes.