Renault asegura que si las plantas españolas siguen siendo competitivas, no tendrán que preocuparse

El nuevo director de operaciones de Renault en Europa, Stefan Mueller, ha asegurado que las plantas que posee la compañía en España, situadas en Palencia, Valladolid y Sevilla, siguen siendo competitivas no tendrán que preocuparse por su futuro o por los bajos volúmenes de los mercados a los que exportan sus modelos.

En un encuentro con motivo del Salón Internacional del Automóvil de París, Mueller afirmó que las factorías españolas de la compañía tienen que seguir siendo competitivas, ya que el sector del automóvil ha cambiado mucho en los últimos años y existen grandes competidores, como el grupo Volkswagen o Hyundai.

'Tenemos que estar seguros de que el grupo se mantiene competitivo en Europa', añadió, al tiempo que destacó que las fábricas tienen que ser flexibles y eficientes, con el fin de posibilitar ofrecer productos de calidad a un precio realmente competitivo, así como estar listas para adaptarse a los cambios.

'Mi mensaje para todas las fábricas del grupo en España es que se mantengan realmente competitivas, estando preparadas para competir en un entorno objetivo de mercado y eso significa estar preparadas para adaptarse a los cambios. Si lo hacen no habrá ninguna preocupación sobre nuestra apuesta industrial', apuntó.

Por otro lado, aseguró que en la actual situación de crisis todos los fabricantes de automóviles y, concretamente Renault, tienen que encontrar el balance adecuado entre crecimiento de las ventas y de la cuota de mercado y la rentabilidad. Mueller afirmó que el principal objetivo de su compañía no es ganar penetración comercial, sino ofrecer vehículos de calidad a sus clientes y contar con la mejor oferta del mercado.

Por otro lado, aseguró que el modelo eléctrico Twizy, que se fabrica en exclusiva mundial en la factoría de la compañía en Valladolid, es muy importante para la empresa, ya que aporta una gran imagen de marca. El directivo señaló que la estrategia de la firma no se centra exclusivamente en ser líderes en vehículos eléctricos en Europa, sino también en contar con una fuerte posición de cara al futuro.

En este contexto, destacó que el Twizy aporta un gran conocimiento de marca, ya que atrae el interés y una atención positiva. Además, señaló que este modelo está recibiendo una elevada demanda en el mercado alemán y aseguró que Renault cuenta con una cuota del 29% del segmento eléctrico en Europa.

El director de operaciones de la marca en Europa, sobre la posibilidad de que exista una sobrecapacidad de producción de automóviles en Europa, aseguró que Renault se encuentra en una mejor posición en comparación con otros competidores, ya que no tiene un problema real con este asunto.

Mueller resaltó que su compañía ha llevado a cabo una reorganización de su estructura y de su modelo productivo con el fin de adaptarlos a las posibles fluctuaciones del mercado y de la demanda y para poder evitar realizar grandes recortes y amoldarse rápidamente a posibles cambios.

En cuanto a las previsiones comerciales de la compañía para el mercado europeo, subrayó que es difícil hacer estimaciones comerciales, debido al alto grado de variabilidad que tiene el mercado, aunque resaltó la importancia de lograr que su negocio sea rentable y de proteger los márgenes incluso con bajos volúmenes de ventas en el continente europeo.