Opel pretende ahorrar 16.000 millones de pesetas con su plan de reestructuración

El fabricante alemán Opel, perteneciente al consorcio General Motors, ha anunciado que pretende ahorrar más de 16.600 millones de pesetas antes de fin de años gracias a su plan de reestructuración.

Este plan de reestructuración, denominado "Olympia", se presentará en el mes de septiembre y no se descarta que se incluyan medidas como la supresión de empleos. El objetivo de este programa es acabar con las gigantescas pérdidas de la alemana, que en 2000 fueron de 366 millones de dólares (75.000 millones de pesetas).

Por otra parte, la prensa alemana señala que Opel debe reducir la producción de su modelo Corsa. Esto implicará que la planta de Figueruelas pare 20 días adicionales a las tres semanas de vacaciones. La factoría de Eisenach, que también produce este utilitario en Alemania, no se verá, sin embargo, afectada por esta medida.

El descenso de las ventas de la marca en Europa obliga a un descenso de la fabricación de este modelo, a pesar de que fue lanzado hace unos meses. Desde enero hasta mayo se han matriculado 220.000 unidades del Corsa, pero se duda que se alcancen las ventas previstas de 450.000 unidades.

Los mejores vídeos