Opel España registra pérdidas de más de 12.000 millones de pesetas

La firma Opel, perteneciente a General Motos, se encuentra estudiando la posibilidad de adjudicar el ensamblaje de un nuevo modelo a la planta española de Figueruelas.

Durante el pasado año, la empresa automovilística Opel España registró unas pérdidas de 12.152 millones de pesetas, tal y como ha confirmado recientemente su presidente, Juan José Sanz. Los motivos de esta situación se encuentran, por un lado, en el descenso de ventas en Alemania y, por otra parte, en Gran Bretaña y en el reciente lanzamiento de la nueva versión del modelo Corsa.
La firma en España vendió vehículos y piezas por valor de 818.395 millones de pesetas y produjo 373.014 unidades y 139.760 conjuntos de componentes. En la actualidad, la casa matriz de Opel está estudiando la adjudicación a la factoría de Figueruelas (Zaragoza) de un nuevo coche que fabricará. Los requisitos, según las mismas fuentes, se encuentran en la aceptación o no por parte de los trabajadores, a través de los sindicatos, de las medidas de flexibilización laboral que se propongan y de las subvenciones que puedan ser otorgadas por el gobierno de Aragón y por el central español.
El valor de las ventas de Opel en nuestro país durante 2000 ascendieron a 285.721 millones de pesetas, lo que supone un descenso del 3,9 por ciento respecto a 1999. Las exportaciones, por el contrario, se incrementaron en 11,6 puntos, con un valor total de 532.674 millones de pesetas.
Por otro lado, acaba de ser anunciado el nombramiento de Carl-Peter Foster como presidente de Opel. Forster formaba parte de la cúpula directiva de BMW, pero la abandonó porque no estaba de acuerdo con la venta de Rover. El nuevo presidente de Opel tomará posesión de su cargo el próximo 1 de abril.

Los mejores vídeos