Mueren cuatro peregrinos chiíes iraníes y paquistaníes en un atentado en Irak

Al menos cuatro peregrinos chiíes procedentes de Irán y Pakistán murieron hoy y otros 26 resultaron heridos por el estallido de un coche bomba al norte de Bagdad, informaron a Efe fuentes de la policía iraquí.

Las fuentes explicaron que un automóvil explotó cerca de dos autobuses que trasladaban a fieles iraníes y pakistaníes en las proximidades de un restaurante en la ciudad de Balad, unos 80 kilómetros al norte de la capital iraquí.

Asimismo, señalaron que la explosión causó destrozos en vehículos y tiendas cercanas al lugar, que fue cercado por las fuerzas de seguridad para facilitar la evacuación de los heridos al hospital local.

Las autoridades iraquíes han extremado las seguridad en estas fechas, ya que los fieles chiíes han intensificado sus visitas a los santuarios de esa confesión ubicados en diferentes lugares de Irak durante los primeros días del mes lunar de Moharram, que comenzó el jueves pasado y marca el inicio del año musulmán.

Irak vive un repunte de la violencia con frecuentes ataques dirigidos contra objetivos chiíes y fuerzas de seguridad desde la retirada, en diciembre pasado, de las tropas estadounidenses.