Mercedes Benz ve insano que España exporte el 90% de la producción de vehículos

El presidente de Mercedes-Benz en España, José Luis López-Schümmer, dijo hoy a Efe que 'no es sano' que la industria española del automóvil exporte el 80 % o el 90 % de su producción de automóviles y consideró que el mercado interior español debería aportar más para reducir ese porcentaje.

López-Schümmer, que asistió hoy a la inauguración de la exposición en la Plaza Mayor de Madrid de las principales empresas alemanas organizada por la Embajada de Alemania en España, explicó que el sector no puede estar contento con la nueva caída de las matriculaciones en el mes de abril.

Difícilmente se llegará a las 90.000 matriculaciones al final del año, como inicialmente se había previsto, añadió José Luis López-Schümmer.

El presidente de Mercedes Benz en España, marca que en turismos está en descenso, aunque no en los niveles del mercado, destacó que, por el contrario el mercado de vehículos industriales está mostrando signos de recuperación, especialmente en vehículos pesados, con tasas del 20 % al 30 %, y sobre todo las cabezas tractoras, con crecimientos del 150 %.

Este crecimiento se debe, explicó, a un incremento de la exportación industrial y de producto cítricos y frutas, que se recuperan gracias al crecimiento de la economía de Alemania, país en el que los productos agrícolas españolas son de gama alta.

López-Schümmer consideró una mala noticia el anuncio de la banca de una nueva restricción de los créditos, porque en el sector del automóvil se compra mayoritariamente bajo financiación. Es mala para el mercado y para el medio ambiente, dijo, porque 100 vehículos actuales contaminan lo que 1 fabricado hace 15 años.

En relación a los vehículos eléctricos, de los que Mercedes exhibe tres en la Plaza Mayor, dos de ellos en producción en serie (smart electric drive y Vito), el presidente de Mercedes-Benz consideró que no habrá ventas significativas en los próximos cinco años.

El resto, añadió, es producir a precio y ello depende del volumen de ventas, de forma que la implantación del vehículo eléctrico tardará en desarrollarse entre 20 y 25 años.

En ningún caso, concluyó José Luis López-Schümmer, los vehículos eléctricos superarán el 10 % de la ventas, en el caso de Mercedes, en el horizonte del año 2010.