Los turismos, desbancados en las ventas estadounidenses

La fiebre por los llamados camiones ligeros (pick ups, todo terrenos y monovolúmenes) en los Estados Unidos no parece que vaya a amainar. Así lo demuestra el dato que estima que en 2001 se han vendido más camiones ligeros que coches.

Un estudio realizado en los Estados Unidos concluye que el porcentaje de camiones ligeros vendidos ha ascendido hasta el 50,5 por ciento del total de vehículos vendidos, mientras que los turismos suponen el 49,5 por ciento restante.

Los camiones ligeros han evolucionado desde el 33,7 por ciento de 1991 hasta el actual 50,5. En este crecimiento tienen vital importancia dos factores.

El primero es el hecho de que las propias marcas han incrementado el número de estos vehículos a la venta. Así, en 1991 se podían comprar 67 modelos de camiones ligeros, mientras que en la actualidad se puede elegir entre 101. Eso ha supuesto el efecto inverso en los turismos, que han pasado de contar con 192 modelos a "únicamente" 157.

El otro factor determinante es la propia evolución del producto. Con el tiempo, los camiones ligeros han pasado a ser más suaves, menos bruscos a la hora de circular, equiparando sus prestaciones a las de un turismo. Con un menor ruido, un menor consumo y con la posibilidad de llevar más carga y más pasajeros que un coche convencional, se convierten en una opción muy apetecible para los consumidores estadounidenses.

Los mejores vídeos