Los trabajadores de Opel en Alemania ganarán menos

La Dirección de Opel, la compañía alemana de General Motors, y su Comité de Empresa han alcanzado un acuerdo por el que se establece un aumento salarial del 3,1 por ciento para este año con efecto retroactivo al 1 de junio de 2002; con esta decisión, la marca alemana se compromete a no despedir a nadie, por lo menos hasta 2005.

Los trabajadores de Opel en Alemania ganarán menos
Los trabajadores de Opel en Alemania ganarán menos

El acuerdo comprende una estrategia de moderación salarial, con lo que, a partir de junio de 2003, el incremento en los salarios disminuirá hasta el 2,6 por ciento. El convenio establece también que las pagas extraordinaria de diciembre de 2002 y 2003 queden reducidas al 70 por ciento del salario mensual; algo que contrasta con las 13 pagas completas de años anteriores.

Recientemente, el sector de la industria del metal en Alemania ha aprobado un acuerdo en el que se contempla una subida salarial del 4 por ciento en 2002 y del 3,1 por ciento en 2004; por ello, Opel ha asegurado que pagará la diferencia en los años 2004 y 2005, paliando el agravio comparativo que se genere.

Con estas medidas, el fabricante germano prevé ahorrar en los costes cerca de 100 millones de euros (16.600 millones de pesetas) durante los próximos tres años y frenar, así, la fuerte crisis económica que le obligó a cerrar el ejercicio 2001 con unas pérdidas de 674 millones de euros (112.000 millones de pesetas).

No obstante, y pese al acuerdo alcanzado, la filial de General Motors ha comunicado que continuará este año con el plan de reestructuración llevado a cabo y que, posiblemente, haga regresar a Opel a las cifras positivas. El denominado Plan Olympia seguirá adelante y provocará la reducción de 2.500 puestos de trabajo al cierre de este ejercicio.