Los fabricantes piden que se reduzcan las emisiones

Los fabricantes europeos de automóviles han apoyado la creación de un grupo de trabajo que investigue cómo reducir aún más las emisiones contaminantes de los coches. Sin embargo, será necesario realizar un esfuerzo en otros apartados, ya que la tecnología “tiene sus límites", afirman los constructores.

Los fabricantes piden que se reduzcan las emisiones
Los fabricantes piden que se reduzcan las emisiones

ACEA, la asociación que engloba a los fabricantes europeos de vehículos, ha respaldado la creación de un grupo de trabajo que busque nuevas maneras de reducir las emisiones contaminantes. Sin embargo, también ha recordado que la polución de los automóviles tiene muchas facetas que la entidad no puede controlar.Así, los constructores han pedido un enfoque “integrado", en el que se contemple la mejora de los combustibles y la potenciación de los biocarburantes. También deberían tenerse en cuenta una mejor gestión del tráfico y de las infraestructuras y la instauración de mejores hábitos de conducción. “Necesitamos progresos en biocombustibles, gestión del tráfico y conducción ecológica. Pedimos a las compañías petroleras, a los gobiernos y a los automovilistas que unan sus esfuerzos a los nuestros", ha solicitado el secretario general de ACEA, Ivan Hodac.La entidad ha recordado que, en los últimos años, se han dado resultados tangibles en la reducción de las emisiones de CO2, uno de los principales agentes responsables del cambio climático. Sin embargo, no se deben dejar de lado “las posibles rebajas en otros sectores", ya que una estrategia basada únicamente en la tecnología aplicada al automóvil “tiene sus límites".El Consejo de Ministros aprobó el pasado viernes el Real Decreto que regula la organización y el funcionamiento del Registro Nacional de Derechos de Emisión, que permitirá llevar la cuenta de la expedición, la titularidad, la transferencia y la cancelación de estos derechos. Esta norma servirá de base para el cumplimiento de las obligaciones del Protocolo de Kioto.

Por otra parte, la junta ejecutiva del Mecanismo de Desarrollo Limpio (MDL) ha emitido, por primera vez, certificados de reducción de emisiones de gases con efecto invernadero. Este hecho beneficia a España, ya que participa en el Fondo de Carbono de Desarrollo de las Comunidades, gestionado por el Banco Mundial, y podrá aprovechar las reducciones que le correspondan. En este sentido se están moviendo las últimas propuestas de la Unión Europea, que buscan reducir el consumo de carburantes bajando la velocidad máxima permitida en las vías.Esta medida, además, traería consigo una reducción de las víctimas en las carreteras. Pere Navarro, director general de Tráfico, se ha mostrado partidario de armonizar los límites en Europa, pero “a la baja"; es decir, adoptando los de aquellos países menos permisivos con el acelerador, según recoge “El Periódico de Cataluña". ¿Cómo encajarían esta disposición los conductores alemanes, por ejemplo, que pueden circular sin restricciones de velocidad en determinados tramos de las autopistas? A este respecto, Navarro ha recordado que esta ausencia de límites sólo existe en los tramos en los que nunca se ha registrado un accidente mortal.El responsable de la DGT ha señalado que la subcomisión de Seguridad Vial del Congreso de los Diputados estudiará en breve la reducción de los límites de velocidad en España. Navarro opina que nuestra sociedad ya está “madura" para luchar contra los accidentes de tráfico y reducir así las cifras de siniestralidad, que llegan a los 128 fallecidos por cada millón de habitantes.El director de Tráfico también ha indicado los caminos que, posiblemente, se seguirán para atajar este problema. Entre ellos se encuentra otorgar mayor coherencia a la política de seguridad vial emprendida por el Ejecutivo. Así, se pedirán penas más duras y criterios objetivos para castigar los delitos relacionados con el tráfico. En este sentido, la subcomisión del Congreso encargada de esta materia estudiará la reforma del Código Penal. “No tengo muy claro que una persona que se bebe una botella de vino o va a 180 km/h y mata a alguien con su coche cometa un homicidio involuntario. Es algo que merece una reflexión", ha señalado Navarro.Asimismo, ha indicado que la DGT está planeando la creación de un lobby de ciudades en las que haya una gran presencia de motos, con el fin de reclamar a la UE medidas específicas para el sector de las dos ruedas. Desde que el carné para este tipo de vehículos puede convalidarse con el de los turismos, las matriculaciones de motocicletas se han doblado en las grandes urbes, según el director de Tráfico.- Navarro también se ha mostrado partidario de que los navegadores de los vehículos dispongan de una lista con los “puntos negros" de las carreteras, con el fin de que los conductores extremen la precaución cuando se acerquen a esas zonas.
- Tras poner como ejemplo a Francia, donde la reducción de los accidentes ha sido del 30 por ciento, Navarro ha indicado que “si un país se marca como objetivo la seguridad vial, puede conseguir resultados espectaculares. El número de víctimas es el que la sociedad esté dispuesta a admitir. Tenemos que compartir las carreteras, por lo que saldremos ganando si todos cumplimos las reglas", ha añadido.
- El máximo responsable de la DGT también ha afirmado que es imprescindible implicar a los municipios y comunidades autónomas en la lucha contra la siniestralidad vial.