Los examinadores mantienen su convocatoria de huelga

Un comunicado divulgado por la DGT rechaza las pretensiones del colectivo que ha convocado paros en nueve días de julio. Sólo en Madrid, 18.000 candidatos al carné de conducir se verán afectados por la decisión de los examinadores.

Los examinadores mantienen su convocatoria de huelga
Los examinadores mantienen su convocatoria de huelga

La Dirección General de Tráfico y los examinadores del carné de conducir no han llegado a acuerdo alguno que evite la huelga general de los días 10, 11, 12, 17, 18, 19, 24, 25 y 26 que afectará a aspirantes a la licencia en todo el territorio nacional.

Este colectivo había convocado un paro masivo como medio de presión para el establecimiento de un sistema de protección coherente con los peligros derivados de la realización de su trabajo. Colateralmente, habían exigido también aumentos de sueldo, implantación de plus de peligrosidad, creación de una nueva escala profesional y la aprobación de un sistema de productividad por objetivos para el área de exámenes.

Mediante un comunicado difundido a todos los medios de comunicación, el organismo encargado del tráfico y la seguridad vial en nuestro país rechaza la actuación del colectivo, ya que considera que "este grupo de empleados públicos que va a realizar la huelga no tiene carácter sindical, ni ha canalizado sus pretensiones a través de organización sindical ninguna". Por ello, les invita a que planteen y negocien sus reclamaciones laborales "a través de los legítimos representantes sindicales de los funcionarios y no por grupos corporativistas ajenos a la política de personal del organismo".

Asimismo, la citada nota de prensa recoge las principales reivindicaciones de los funcionarios y las rechaza o bien por incoherentes o bien porque la DGT ya las ha puesto en marcha o tiene previsto hacerlo.

En lo que respecta a un mecanismo de protección, Tráfico asegura que tiene contratado "un seguro de accidentes que cubre específicamente los riesgos de todo su personal durante las 24 horas del día". Sobre el establecimiento de la escala ejecutiva de técnicos de Tráfico y de un sistema de productividad por objetivos, se señala que son dos aspectos ya incluidos en las propuestas para el incremento del presupuesto obtenido por este organismo.

El principal punto de discordia, el aumento de sueldo, ha sido desdeñado frontalmente por la DGT, al entender que el personal examinador, en los años 1999 y 2000, vio acrecentadas sus retribuciones "en un 3,56 por ciento los examinadores, 3,18 por ciento los examinadores-coordinadores, 5,17 por ciento los instructores de formación y 2,95 por ciento los jefes de sección de formación vial, subidas a las que hay que sumar los incrementos de las retribuciones del conjunto de empleados públicos".

Reparto de exámenes
Ante la imposibilidad de llegar a un acuerdo, las distintas jefaturas provinciales de Tráfico están tratando de buscar medidas para paliar los efectos de la huelga, en un mes en el que aumentan el número de candidatos al permiso de conducir.

De este modo, en Madrid, donde 120 autoescuelas no habrán podido presentar a sus alumnos a examen, se ha llegado a una solución intermedia. Tráfico ha aceptado la propuesta de la Asociación Provincial de Autoescuelas de Madrid, que aglutina al 90 por ciento de las 800 existentes en la comunidad, que consiste en la redistribución de los días de exámenes.

Esto quiere decir que las autoescuelas que no habían sido perjudicadas con la huelga cederán parte de sus derechos a examen a aquellas que han perdido los suyos.

Los mejores vídeos