Los detenidos por el tiroteo de Lille serán entregados a la Audiencia Nacional este sábado

La Guardia Civil investiga si algún amigo les pudo dar cobijo en su casa en Figueres

Los dos detenidos por el tiroteo mortal en una discoteca de Lille (Francia) está previsto que sean entregados este sábado a la Audiencia Nacional, que deberá decidir su extradición, han informado a Europa Press fuentes policiales.

Los dos pasarán la noche en los calabozos de la comandancia de la Guardia Civil de Girona, y este sábado partirán hacia Madrid.

La Guardia Civil les ha detenido en Figueres (Girona) este viernes por la mañana en plena calle, y ahora investigan si pudieron recibir ayuda y cobijo de algún amigo que les ha escondido en su casa.

Lille está al norte de Francia, con la frontera con Bélgica, por lo que según medios franceses, las primeras sospechas se centraron en que podían huir a este país vecino.

Según ha informado el Instituto Armado en un comunicado, la madrugada del 1 de julio a uno de los detenidos, presunto autor de los disparos, se le impidió la entrada en la discoteca Theatro de Lille, y pocos minutos después regresó al local junto a un cómplice y la emprendió a tiros con un fusil Kalashnikov, dejando dos muertos y seis heridos.

El presunto autor material de los disparos, Fayçal M., tiene 32 años y tenía una condena firme de dos años de prisión de 2008 por robo y asociación criminal aunque no se había ejecutado la pena; el otro arrestado, C.D., de 24 años, es el presunto cómplice y conducía el coche Citroën C5 azul oscuro en el que los dos hombres huyeron tras la matanza.

El detenido era un 'antiguo conocido de la policía y la Justicia', según las declaraciones del fiscal de Lille, Frédéric Fèvre, que recoge la emisora francesa Europe 1.

Ha sido condenado más de una vez, sobre todo por 'robo a mano armada, violencia con armas, tráfico de drogas, incendio voluntario. Un importante palmarés', ha valorado el fiscal.

MUERE UN PORTERO Y UN CLIENTE

Los fallecidos fueron un empleado de la discoteca y un cliente originario de la localidad, y otras cinco personas, incluido un portero de la discoteca, resultaron heridas por las balas o fragmentos de bala salidas del Kalashnikov que sacó el agresor, por lo que tuvieron que ser hospitalizadas.

La policía francesa había identificado a los dos hombres, ambos de nacionalidad francesa, y les siguieron el rastro, pidiendo ayuda a España al sospechar que podrían haber cruzado la frontera.

En ese momento se puso en marcha un dispositivo para vigilar si estos individuos intentaban entrar en España, y se descubrió que habían cruzado la frontera, procediendo a la detención este mismo viernes.