Las obras esperan el regreso de los conductores a Barcelona

Termina agosto y se reaniman las obras en Barcelona. La Ciudad Condal comienza los trabajos para resucitar el tranvía y continúa inmersa en la reparación del túnel de Mitre, inaugurado hace tan sólo dos años.

Las obras esperan el regreso de los conductores a Barcelona
Las obras esperan el regreso de los conductores a Barcelona

Tras el descanso estival, los conductores que regresen a Barcelona se encontrarán una ciudad en obras. Dos proyectos (la red del tranvía y la reparación del túnel de Mitre) modificarán el tráfico de buena parte de la Ciudad Condal, pero, además, continuarán los colapsos motivados por las obras en la ronda del Mig. Veinte años después de que desapareciera el tranvía en Barcelona, la Ciudad Condal comienza las obras para recuperar este sistema de transporte, que espera captar el 14 por ciento del tráfico privado de la zona.

Es un proyecto ambicioso que requiere una inversión de más de 36.000 millones de pesetas. Las obras, que, según se espera, estarán concluidas en el segundo semestre de 2003 (justo para las elecciones municipales), se extenderán por más de 16 kilómetros y obligarán a cortar un carril de circulación en la Diagonal. Para resucitar el tranvía, la Ciudad Condal debe comenzar por cambiar de lado a más de un centenar de palmeras que se extienden por el paseo marítimo, un trabajo que ya realiza la empresa Parcs i Jardins.

El próximo lunes se reabre el túnel de Mitre, pero sus obras de reparación continúan por las noches entre las 23 a las 6 horas, con lo que el tráfico será desviado al igual que durante las últimas semanas.

Este túnel lleva funcionando durante sólo dos años, pero el pasado enero sufrió el desplome de uno de sus techos. Su fuerte inversión, 3.500 millones de pesetas, levantaron las críticas de la oposición que argumentaban que había sido edificado con "mucha prisa y poca planificación".