Las matriculaciones caen en Europa

En nuestro país, las matriculaciones aumentaron un 7,1 por ciento en mayo, pero, en el resto de Europa, se ha vivido un ligero retroceso (-1,7). El Grupo Volkswagen es el que más vende, pero los habitantes del Viejo Continente viven una especie de fiebre por Kia.

Volkswagen: banderazo de salida al Passat
Volkswagen: banderazo de salida al Passat

Según los datos de la Asociación de Constructores Europeos de Automóviles (ACEA), el mercado europeo de automóviles ha vuelto a descender. Las matriculaciones en mayo han caído en Europa (contamos los 23 países de la UE y los estados miembros de la EFTA) un 1,7 por ciento, respecto al mismo período del año anterior. Siguen tirando del carro Francia (con un aumento del 8,4 por ciento), Alemania ( 6,4) y España ( 7,1), pero no han podido parar el desplome de las matriculaciones que se ha vivido en los nuevos socios europeos: Polonia ha marcado una pérdida del 19,6 por ciento y Hungría del 7,13 por ciento. Sin embargo, también están en cuarentena algunos mercados con gran tradición automovilística: Italia ha registrado una caída del 27,9 por ciento y Reino Unido del 3,4 por ciento. El grupo Volkswagen continúa como rey del mercado europeo: en mayo comercializó 225.419 unidades, un 5,3 por ciento más que el año anterior. Además, vio cómo su firma Skoda conseguía un incremento del 22,5 por ciento en sus matriculaciones. Pero la subida más espectacular la protagoniza la marca coreana Kia: han comercializado en Europa 11.743 unidades, un 49 por ciento más que en mayo de 2004. También hay que destacar el despegue del Grupo BMW: tanto BMW como Mini han aumentado sus ventas en más de un 22 por ciento. En el otro lado de la balanza se encuentra el desplome de Fiat, con una caída del 25,5 por ciento. Mayo pasará a la historia de la automoción por el adiós de MG Rover. La marca británica, en suspensión de pagos, registró una caída de matriculaciones superior al 88 por ciento y es que sólo vendieron 10.266 unidades en toda Europa.